publicidad

Marco Rubio "gana" en Carolina del Sur sin llegar de primero

Marco Rubio "gana" en Carolina del Sur sin llegar de primero

Con su segundo puesto en las primarias y con Bush fuera de carrera, el senador de Florida luce como la mejor opción del establishment ante Trump y Cruz

Marco Rubio "gana" en Carolina del Sur sin llegar de primero GettyImages...

Por Rebeca Logan, desde Washington DC

El senador Marco Rubio no llegó de primero en las primarias republicanas de Carolina del Sur, pero celebró como ganador.

“Después de esta noche está claro que vamos a ganar la nominación del partido,” dijo Rubio ante cientos de animados seguidores que aplaudían entusiasmados al senador cubanoamericano de la Florida.

Rubio aseguró que su campaña representa una nueva generación de conservadores que van a unificar el partido, el país y ganar la presidencia de Estados Unidos.

“Esta noche se inaugura una nueva era, y si Dios quiere, yo seré el próximo presidente,” pregonó Rubio en un discurso de “victoria” realizado antes de saberse como quedó la contienda.

Tal como lo indicaban las encuestas Donald Trump ganó en Carolina del Sur y sigue con la delantera de las preferencias republicanas a nivel nacional. En Carolina del Sur el empresario es seguido por los senadores cubanoamericanos Marco Rubio y Ted Cruz en un virtual empate, mientras se terminan de contar las balotas.

Rubio quedó de tercero en Iowa y de quinto en New Hampshire, pero en una carrera que empezó con 17 candidatos, quedar entre los primeros no está tan mal.

Además, la retórica inflamatoria de Donald Trump y las posturas ultraderechistas de Cruz tiene azorado al establishment republicano, que cada día se vuelca más hacia Rubio.

Con la salida de Jeb Bush de la contienda presidencial, Rubio parece ser el favorecido del oficialismo republicano que inicialmente había apoyado al ex-gobernador de la Florida. Los aliados de Bush, que ya se estaban inclinando hacia Rubio, ahora podrán respaldar abiertamente al cubanoamericano y apoyarlo con sus dólares.

publicidad

Rubio no perdió tiempo en pretender a los partidarios de Bush, felicitando a su ex-rival y afirmando que Jeb fue “el mejor gobernador en la historia de la Florida.”

La gobernadora que le ayudó a Rubio

En Carolina del Sur, incluso antes de la retirada de Bush, Rubio obtuvo el apoyo oficial de la republicana de más alto rango en el estado: la gobernadora Nikki Haley.

Una estrella naciente en el partido Republicano, Haley fue seleccionada para dar la respuesta oficial al discurso del estado de la unión de Barack Obama el mes pasado, una indicación de su creciente rol a nivel nacional.

“Yo quiero un presidente que entienda que tiene que ir a Washington y hacer renacer la consciencia del partido Republicano”, dijo Haley ante cientos de seguidores en un evento organizado para apoyar a Rubio.

El respaldo de Haley, la republicana con el mayor índice de popularidad en el estado, parece haber dado resultados para Rubio, quien hace apenas unos meses contaba con menos del 9 por ciento del apoyo de los votantes republicanos según las encuestas.

Inicialmente se había especulado que Haley apoyaría a Jeb Bush quien le ayudó a recolectar fondos para su campaña a la gobernación en el 2014 y colaboró con ella en temas de educación. Pero a pesar de las peticiones de Jeb y su hermano y su padre los ex-presidentes George H y George W Bush, Haley se inclinó hacia Rubio.

Ambos son hijos de inmigrantes, con familias jóvenes que comparten ideas conservadoras y surgieron como estrellas políticas del “Tea Party” en las elecciones del 2010. Rubio comentó que Haley podría ser una buena vicepresidente para quien quede de nominado oficial.

publicidad

El partido “Benetton”

Otros líderes estatales como Tim Scott, el único republicano afroamericano en el senado también apoyo a Rubio, quien está procurando convertirse en la cara joven, amable y diversa del partido Republicano.

“Lo bueno de nuestro gran partido es que tenemos esta nueva generación de líderes listos para tomar las riendas. Estamos listos para voltear la página y seguir adelante,” dijo Rubio en Greenville, Carolina del Sur, unos días antes de la votación.

Haley reiteró este mensaje, sacando su celular y urgiendo a sus seguidores a tomarles fotos porque “este nuevo grupo de conservadores que se están tomando el país se parece a un comercial de Benetton.”

Pero a pesar de la diversidad de sus candidatos presidenciales, los republicanos no han contado con el apoyo de las minorías a nivel nacional. Tanto latinos como afroamericanos apoyan en su mayoría al partido Demócrata.

Lea también: El éxito de Trump fuerza la salida de Bush de la campaña

Según una encuesta de Latino Decisions en noviembre del 2015, el 45% de los hispanos tiene una imagen negativa del partido Republicano, el doble que en el 2012. Sin embargo, la misma encuesta indicó que entre los candidatos republicanos, Marco Rubio es el preferido de los latinos.

“El senador Rubio es el candidato con mayor probabilidad de recuperar la Casa Blanca para los republicanos, y con la posibilidad de atraer a nuevos votantes” dijo a la publicación Político David Tamasi, quien ha logrado recolectar millones de dólares para los republicanos y quien recientemente apoyaba al gobernador de Nueva Jersey, Chris Christie.

publicidad

Según Robert Guttman, director del Centro de Política de la universidad de George Mason “un republicano moderado con carisma le puede ganar a Hillary Clinton”, y el establishment republicano está buscando ese candidato, que cada vez se parece más a Marco Rubio, y no al que encabeza las encuestas: Donald Trump.

“La meta del Partido Republicano es ganar la Casa Blanca, y ellos saben que Donald Trump no puede ganarle a Hillary Clinton,” dijo Guttman a Univisión.

Según un agregado de encuestas nacionales si la elección presidencial se hiciera hoy Marco Rubio le ganaría a Hillary Clinton por un margen de 48 a 42% ( Real Clear Politics). En agosto del año pasado, Clinton le llevaba la delantera a Rubio por el mismo margen.

Por ahora la contienda se traslada al estado de Nevada, donde Donald Trump, dueño de varios edificios de lujo que llevan su nombre, se perfila como ganador. Pero Rubio también le apuesta a este estado, ya que fue en Las Vegas, donde durante años su padre servía en los bares y su madre limpiaba los hoteles en busca de un futuro mejor.

Lea también:

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad