publicidad

Demanda vs. Anthem Blue Cross

Demanda vs. Anthem Blue Cross

Anthem fue acusada de haber rescindido injustamente las pólizas de clientes que presentaron reclamaciones.

Demanda vs. Anthem Blue Cross e50c9869856344c2a76853c1fdcae110.jpg

Anthem se defendrá "vigorosamente"

LOS ÁNGELES, California – Una grande empresa de seguros médicos fue demandada por la ciudad de Los Ángeles por supuestamente haberle negado a pacientes reclamaciones legítimas y por haber cancelado sus pólizas una vez que cayeron enfermos.

La demanda, entablada en la corte superior de Los Ángeles por el procurador Rocky Delgadillo, acusa a WellPoint Inc. y a sus subsidiarias Anthem Blue Cross de California y Anthem Blue Cross Life de haber incurrido en prácticas de negocios fraudulentas.

Una vocera de Anthem Blue Cross dijo que la compañía está “en fuerte desacuerdo con las alegaciones” de la demanda, la cual asegura que la compañía otorgó intencionalmente formularios capciosos a los solicitantes y que no investigó sus historiales médicos.

publicidad

Cuando los asegurados hicieron después sus reclamos, Blue Cross investigó retroactivamente a sus clientes para encontrar discrepancias en sus aplicaciones, según la demanda.

Desde 2002, Blue Cross le ha negado beneficios a más de 6 mil individuos, dijo Delgadillo.

“El día de hoy sostenemos que Blue Cross se ha involucrado en una atroz confabulación no sólo para retrasar o negar el pago de miles de reclamos médicos legítimos, sino también para poner en riesgo la salud de más de 6 mil clientes al cancelar de forma retroactiva sus seguros médicos en momentos cuando más lo necesitaban”, dijo Delgadillo.

Un comunicado de Anthem Blue Cross afirmó que “desde la indagación inicial de la oficina del procurador, Anthem se ha ofrecido en varias ocasiones encontrarse directamente con el procurador para proveer información adicional sobre los procedimientos de rescisión de Anthem. A la fecha, la procuraduría ha rechazado cada una de estas ofertas y estamos decepcionados de sus acciones hoy”.

La compañía “tiene intenciones de defenderse vigorosamente en este asunto”, dijo el comunicado.

La demanda busca penalizar a la compañía de seguros con $2,500 por cada presunta violación estipulada en la ley de competencia injusta y publicidad falsa y otros $2,500 más por cada presunta violación que haya victimizado a una persona mayor o discapacitada.

publicidad

La organización Consumer Watchdog aplaudió la demanda, agregando que las presuntas prácticas de la compañía han dejado endeudados a cientos de pacientes por los caros tratamientos médicos.

“Como resultado, los pacientes que han sido rescindidos equívocamente se han visto obligados a valerse de los cuidados de caridad y de la mal fondeada red de seguridad del estado”, aseguró la organización en una carta enviada el lunes al Departamento de Salubridad Controlada.

(Con información de City News Service)

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad