publicidad

Darryl Littlejohn fue hallado culpable de la muerte de Imette Saint Guillen.

Darryl Littlejohn fue hallado culpable de la muerte de Imette Saint Guillen.

Un jurado halló culpable al guardia de seguridad Darryl Littlejohn de la muerte de la estudiante de criminología en el 2006.

Cuerpo abandonado

NUEVA YORK – Un jurado halló culpable al guardia de seguridad Darryl Littlejohn por matar, torturar y violar a la estudiante universitaria Imette Saint Guillen en el 2006.

Littlejohn fue condenado por homicidio en primer grado y podría pasar el resto de su vida en la cárcel.

El hombre paga una condena de 25 años por otro crimen a otra mujer y podría recibir una condena más por una mujer que se presentó a testificar en su contra.

El cuerpo desnudo de la joven Guillén fue encontrado en una calle desolada de Brooklyn con señales de abuso.

Durante los argumentos finales del martes, los acusadores dijeron que Littlejohn fue el abusador sexual quien pretendió ser un agente de la ley para cometer su delito, gracias a las evidencias que les permitieron vincular al acusado con el crimen.

Littlejohn, de 44 años de edad, estaba acusado de rapto, agresión y robo a una joven estudiante cuando esta se trasladaba a su domicilio.

Imette había abandonado el bar The Falls, en Manhattan, donde trabajaba Littlejohn como vigilante nocturno y horas después una llamada anónima alertó a la policía del hallazgo de un cadáver en una zona desolada de ese condado neoyorquino.

Las manos y los pies de la joven estaban atados y su boca taponada con un calcetín blanco; una cinta adhesiva de empaquetar cubría los ojos, nariz y boca y había sido abusada sexualmente y asfixiada, según el relato policial.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad