publicidad
La Policía de Miami-Dade está investigando el tiroteo que dejó cuatro niños heridos en el parque West Little River.

Cuatro niños resultaron heridos por tiroteo en un parque de Northwest Miami-Dade

Cuatro niños resultaron heridos por tiroteo en un parque de Northwest Miami-Dade

Cuatro niños en un parque de Northwest Miami-Dade fueron baleados por dos hombres enmascarados que andaban en un auto por la zona el martes al oscurecer.

La Policía de Miami-Dade está investigando el tiroteo que dejó cuatro ni...
La Policía de Miami-Dade está investigando el tiroteo que dejó cuatro niños heridos en el parque West Little River.

MIAMI, Florida - Cuatro niños en un parque de Northwest Miami-Dade fueron baleados por dos hombres enmascarados que andaban en un auto por la zona el martes al oscurecer.

El Detective de la Policía de Miami-Dade Roy Rutland dice que el siniestro ocurrió en el West Little River Park, localizado en la 2326 NW 84 Calle, alrededor de las  6 p.m.  El tiroteo aparentemente fue relacionado a pandillas, y los heridos no eran los blancos, sino otros pandilleros que estaban presentes en el parque.

Los testigos dicen que el parque estaba lleno de niños jugando baloncesto y un equipo juvenil de futbol americano y cheerleaders que se preparaban para practicar. Los niños heridos tienen 16, 13, 11 y 3 años. Todos recibieron tratamiento en hospitales locales por sus heridas.

publicidad

“No era para ellos, se veía que era para alguien que estaba en el parque”, dijo la vecina Madeline Sánchez, quien presencio el crimen.

El martes por la noche a Jabhari Payne de tres años le dieron de alta. El fue razado por una bala mientras que lo cargaba su tía, Zamara Barnes de 16 años. Ella sufrió un disparo a su espalda. Ya salió del hospital.

Un niño de 13 años tambien salió del hospital después de ser lesionado. Un niño de 11 que sufrió un disparo en su pierna se sigue recuperando.

“Yo me tire al piso y me arrastre por afuera de la cerca para ver si estaba bien,”, dijo Cirde Perkins.

Ella dijo que no resultó herida pero el niño de 11 años estaba justo al lado cuando ella iba caminando a la práctica de vitorear para ser animadora para un equipo deportivo (cheerleading).

“Él seguía diciendo ‘no quiero morir’”, dijo Perkins.

La policía está buscando a los dos hombres y buscan dos carros: Uno puede ser un Ford Fusion, color negro, o un Nissan Altima, también color negro. El otros un Dodge Challenger color azul, con tintes oscuros. Uno de los hombres tenía un AK-47 y otro usó una pistola de alto calibre.

Los posibles blancos del crimen no quisieron cooperar con la investigación de la policía.

Si tiene información puede llamar anónimamente as la linea de alto al crimen "Crimestoppers": 305-471-TIPS.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad