publicidad
Arzobispo de San Juan Roberto González Nieves

Arzobispo dice en la ONU que hay crisis humanitaria en PR

Arzobispo dice en la ONU que hay crisis humanitaria en PR

El Arzobispo Roberto González Nieves participó en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo.

Arzobispo de San Juan Roberto González Nieves
Arzobispo de San Juan Roberto González Nieves

El arzobispo de San Juan, Roberto González Nieves, afirmó en una conferencia de la ONU que “los mismos bonistas que se han aprovechado de otros países están ahora detrás de Puerto Rico para depredarlo”.

Ante la Conferencia de las Naciones Unidas (ONU) sobre el Comercio y el Desarrollo, que se celebró esta semana, el religioso declaró que “n o importa lo que el gobierno de Puerto Rico, o lo que ciertos acreedores aleguen, lo cierto es que hay una verdadera crisis humanitaria en nuestra nación” 

“Prueba de ello son los altos impuestos, los recortes en servicios de salud, los cierres de escuelas y la huida sin precedentes de las familias puertorriqueñas a los Estados Unidos”, agregó. 

En cuanto a la pobreza en Puerto Rico, el arzobispo expresó: “En el área metropolitana de San Juan la pobreza se esconde detrás de imponentes edificios de oficinas, hoteles y condominios. En las zonas rurales es más visible. En la mayoría de las situaciones es una pobreza que se sufre en forma camuflada porque la gente lo necesita para proteger su dignidad”.

Sobre la solución de esta crisis, González Nieves manifestó que lo primero es resolver el asunto de la deuda. 

Por ello, instó al Congreso de EEUU a actuar y a la Reserva Federal de Estados Unidos y al Tesoro a intervenir de inmediato. 

En su mensaje, el religioso abundó sobre los fondos buitres. 

publicidad

“Por desgracia, los mismos grupos que se oponen cualquier solución integral, son los mismos sobre los que estamos discutiendo hoy, los llamados 'fondos buitres'. Reconocemos que algunos de los mismos bonistas de los fondos de cobertura que se  han aprovechado de otros países están ahora detrás de Puerto Rico para depredarlo”. 

De acuerdo con el arzobispo, “se trata de fondos que compraron a precios de quemazón y ahora tratan de cobrarlo a altos intereses y en la totalidad de la deuda. Hago un llamamiento directo a estos fondos rapaces. Les pido que dejen de presionar al Congreso y que  se unan a otros acreedores de buena voluntad y sentarse a la mesa y negociar una solución global con el gobierno de Puerto Rico”. Insistió en su petición de pedir “a los responsables de estas empresas a que se unan para ayudar a negociar una solución que invierta en mi pueblo, que se ocupen de la crisis humanitaria y nos ayuden en la solución de la epidemia de la pobreza en la Isla”.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad