publicidad
Un gran árbol derribado por fuertes vientos en Los Ángeles.

Costa oeste de EEUU golpeada por ráfaga de clima tipo invernal

Costa oeste de EEUU golpeada por ráfaga de clima tipo invernal

Los conductores en las regiones montañosas del sur de California fueron instados a tener cuidado mientras una nevada ligera y granizada cayeron.

Un gran árbol derribado por fuertes vientos en Los Ángeles.
Un gran árbol derribado por fuertes vientos en Los Ángeles.

Una ráfaga invernal de aire trajo el lunes condiciones del tipo de tormenta de nieve a algunas partes del occidente de Estados Unidos, luego de que un tornado azotara el centro de California y arremetiera en la zona de Los Ángeles con vientos de más de 112 kilómetros (70 millas) por hora, dijeron meteorólogos.

Los conductores en las regiones montañosas del sur de California fueron instados a tener cuidado mientras una nevada ligera y granizada cayeron en elevaciones tan bajas como 1.200 metros (4.000 pies). Los vientos fuertes tiraron ramas y causaron apagones dispersos.

Ventiscas de nieve y hielo también alentaron el tránsito en las carreteras montañosas en el norte de Arizona y Nuevo México, mientras el sistema meteorológico se desplazaba al oriente.

Era posible que cayeran hasta 45 centímetros (18 pulgadas) de nieve el lunes por la noche cuando Colorado fuera alcanzado por el fenómeno, informó el servicio meteorológico. Las peores condiciones eran esperadas el martes por la mañana en zonas del sur y oriente de Denver y en las planicies orientales.

La tormenta que se originó en el Golfo de Alaska podría ser un presagio de El Niño, el fenómeno de calentamiento del océano que se pronostica traerá fuertes lluvias al occidente en los meses próximos, dijo Kathy Hoxsie del Servicio Meteorológico Nacional.

"Es el comienzo de la temporada de invierno", afirmó. "Queremos tormentas y lluvia. Hemos estado proyectando que vamos a tener un invierno húmedo y ésta es una señal de que va a suceder".

publicidad

California en particular espera ansiosamente las lluvias invernales, ya que busca alivio a su sequía récord de cuatro años. Las lluvias fuertes traerán algo de alivio a la sequía, pero no se espera que pongan fin al déficit de agua del estado.

En el centro de California, un tornado arrasó el domingo a través del pequeño poblado de Denair, cerca de Modesto, donde derribó árboles y vallas, rompió ventanas y arrancó parte del techo de una iglesia. No hubo reportes de lesiones.

Sabina Woodard dijo que se refugió con su marido bajo una cama de hospital en su casa mientras su televisión y los muebles volaban alrededor.

"Lo que pensé que eran un montón de pájaros era un montón de escombros" siendo llevados por la nube en forma de embudo en su camino, comentó al periódico Modesto Bee ( http://bit.ly/1j2QoSk). "Se veía como una nueva versión de la película 'Los Pájaros' de Alfred Hitchcock".

Las tormentas trajeron granizo a algunas partes del norte de California y las colinas de Sierra Nevada. La lluvia y fuertes vientos golpearon el área de la bahía de San Francisco.

El Servicio Meteorológico Nacional en Seattle dijo que el clima más severo probablemente comenzaría el martes y durará hasta el jueves.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad