publicidad

Conviértase en donador de órganos

Conviértase en donador de órganos

Conviérte en donar de órganos de forma fácil cuando tramites tu licencia de conducir en California.

Registro de donantes

Por primera vez, a partir del mes de julio el Departamento de Vehículos Motorizados (DMV) y el Registro de donantes de órganos y tejidos Done Vida California se unen para urgir a conductores y residentes a que añadan sus nombres a la lista de donantes del estado.

A partir de esta fecha, cualquier persona que marque el “Sí, quiero ser donante” cuando solicite o renueve una licencia de manejar o tarjeta de identificación en el DMV, será inscrita en el Registro de donantes de órganos y tejidos Done Vida California. Una sola persona puede salvar ocho vidas y mejorar la de otras cincuenta.

Le acercamos a los expertos

El  punto rosado, hasta ahora una calcomanía que se caía con frecuencia, será impresa en la parte delantera de la licencia de manejar o ID. Más importante aún, el nombre de la persona que escoja salvar vidas será incluido en una base de datos o padrón a la que únicamente podrá acceder personal relacionado con la donación. En la actualidad se desconoce quién tiene el punto rosado en su licencia y quién no, ya que el DMV nunca hace un seguimiento.

Por otro lado, las personas que quieren convertirse en donantes pero todavía tienen que esperar un tiempo para solicitar o renovar su licencia o ID, o aquellas que no pueden utilizar los servicios del DMV por motivos legales, pueden inscribirse como donantes en el registro visitando www.doneVIDAcalifornia.com.

publicidad

Organizaciones Colaborando:

One Legacy

1-800-786-4077 o visitar dos de nuestras páginas en la internet: www.donevidacalifornia.com o www.onelegacy.org

Mitos sobre la donación de órganos

Mitos sobre la donación de órganos y tejidos

Existen en la comunidad latina varios mitos entorno a la donación de órganos. A continuación detallamos alguno de los más comunes:

Mito #1: “Si estoy involucrado en un accidente automovilístico y saben que deseo ser donante, no harán esfuerzos por salvar mi vida”

Los paramédicos y el personal de la sala de emergencias no saben si una persona es donante, no tienen acceso a esa información y entre sus labores no está buscar la licencia de una persona. Sólo se empieza a averiguar si una persona es donante cuando se han hecho todos los esfuerzos por salvarle la vida sin resultados positivos.

Es más, desde un punto de vista médico, un donante tiene que haber recibido un cuidado sumamente intenso. Solo puede ser donante si se está conectado a un aparato de respiración artificial cuando la persona fallece. Si se deja morir a alguien  en el lugar del accidente o en la sala de emergencias no podrá ser donante porque al pararse el flujo de sangre y oxígeno los órganos quedan inservibles para trasplantación. 

Mito #2: “Me preocupa que me saquen los órganos sin estar muerto”

La donación de órganos y tejidos sólo se permite después de que un médico no involucrado en el proceso de trasplante determina que se ha producido la muerte cerebral.  En California se requiere el diagnóstico de muerte cerebral por parte de dos médicos antes de hablar con la familia del paciente acerca de la donación. Hay una serie de pruebas que se realizan para estar completamente seguros de que el paciente está muerto.

publicidad

Mito #3: “Mi religión no permite donar órganos”

La inmensa mayoría de las religiones, incluidas las cristianas, apoyan la donación como un acto de benevolencia humana.  El actual Papa, Benedicto XVI,

está inscrito como donante: “Significa cumplir un gesto de altísimo amor hacia quien tiene necesidad, hacia un hermano en dificultad”. Si usted tiene preguntas le aconsejamos que hable con su líder religioso. 

Mito #4: “No podré ser donante porque quiero que mi funeral sea de cuerpo presente”

La cirugía de recuperación de órganos se lleva a cabo en un quirófano.  El cuerpo es manejado con respeto y reverencia.  La donación de órganos y/o tejidos no desfigura el cuerpo ni interfiere con un servicio fúnebre de cuerpo presente si es lo que desea.  En caso de donación de tejidos, esta se realiza de manera que no se detecte visualmente, ya sea recobrando piel de zonas menos visibles o usando prótesis en el caso de los huesos.

Mito #5: “La donación le costará dinero a mi familia”

Los costos relacionados con la donación son responsabilidad de la agencia de recuperación de órganos.  Ni usted ni su familia tendrán que responder por los gastos del proceso de la donación.  Sin embargo, los arreglos fúnebres y los gastos de los mismos siguen siendo responsabilidad de la familia.

Mito #6: “Si soy indocumentado no puedo inscribirme para ser donante”

publicidad

No es cierto, para inscribirse para ser donante no se pregunta el estatus migratorio de la persona. Puede inscribirse en la página de Internet www.doneVISAcalifornia.org . Solo toma unos minutos

Mito #7: “Existe un mercado de órganos”

Aunque en algunos países del mundo, como la India o Filipinas, se pueden vender y comprar órganos, en Estados Unidos está absolutamente prohibido. Por un lado, esto asegura que la distribución de órganos sea justa y equitativa, y que todas personas, sin importar sus recursos económicos, tengan acceso a un trasplante.  Por otro lado, asegura que la donación sea completamente altruista y no motivada por un beneficio económico.

Mito #8: “Solo se benefician de los trasplante de órgano los ricos y los famosos”

UNOS (Red Unida para Compartir "rganos) y los centros de trasplante del país han creado una lista de espera que contiene la información de cada paciente según su peso, estatura y grupo sanguíneo.  La prioridad depende de factores médicos y científicos, incluyendo la urgencia de la necesidad, el tiempo que lleva en la lista, tipo de sangre y compatibilidad de órganos basada en tamaño.  Nunca se toman  en cuenta factores tales como raza, género, edad, ingresos o popularidad al determinarse quien recibirá un órgano.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad