publicidad
Campaña en autobuses de Los Ángeles para guardar armas en sitio seguro

Niños armados, una campaña en autobuses para mover conciencias

Niños armados, una campaña en autobuses para mover conciencias

La campaña "Lock it Up" recuerda que hay que guardar las armas en lugar seguro para evitar accidentes

Campaña en autobuses de Los Ángeles para guardar armas en sitio seguro
Campaña en autobuses de Los Ángeles para guardar armas en sitio seguro

Centenares de autobuses DASH del Departamento de Transporte de la ciudad de Los Ángeles exhiben desde esta semana unos llamativos carteles donde se puede ver a niños jugando con pistolas, una imagen que busca llamar la atención de los residentes sobre la necesidad de guardar en lugar seguro todo tipo de armas de fuego.

Campaña "Lock it Up" en autobuses de Los Ángeles
Campaña "Lock it Up" en autobuses de Los Ángeles

La campaña, que lleva por título "Lock it Up", nació en 2013 de la mano del Consejo Nacional para la Prevención del Crimen (NCPC, en inglés) y llegó a Los Ángeles promovida por el concejal Paul Krekorian.

publicidad

Se trata del mayor despliegue visual que ha tenido esta iniciativa en todo el país, según la oficina de Krekorian, y sirve como medida para recordar a los ciudadanos que en 2015 entró en vigor una ley que obliga a tener las armas inhabitlitadas con un sistema de bloqueo del gatillo cuando no están en uso o guardadas en lugar cerrado en casa.

"Hay demasiadas tragedias que se pueden evitar y que ocurren cuando las armas de fuego no están almacenadas en un lugar apropiado en casa. Nuestra intención es reducir la probabilidad de accidentes haciendo que los propietarios de armas actúen de forma repsonsable y de acuerdo con la ley", dijo Krekorian.

Fotografía cedida por Perfect Exposure Gallery que muestra una imagen qu...
Fotografía cedida por Perfect Exposure Gallery que muestra una imagen que compone la exposición "Farewell to Arms" del fotógrafo estadounidense Greg Cohen. Una colección incómoda de ver donde a varios niños se les puede ver posando con armas.

En 2013 se registraron en Estados Unidos más de 500 muertes por uso accidental de armas de fuego, de las cuales más de 70 correspondieron a niños menores de 14 años, según datos del Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés).

Ese mismo año, un fotógrafo de Newtown, en Connecticut, presentó en Los Ángeles una exposición de niños retratados con armas de alto calibre (eran reproducciones falsas) para mover conciencias sobre la peligrosidad de estos dispositivos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad