publicidad
.

La batalla de Uber contra Austin es la más estúpida librada hasta la fec...

City Lab Latino
Aplicación de Uber para teléfonos móviles.

La batalla de Uber contra Austin es la más estúpida librada hasta la fecha

La batalla de Uber contra Austin es la más estúpida librada hasta la fecha

Las aplicaciones de transporte están amenazando con dejar de operar en Austin si los residentes no votan por una ley que ellas patrocinan.

Aplicación de Uber para teléfonos móviles.
Aplicación de Uber para teléfonos móviles.

El 7 de mayo los residentes de Austin votarán por Propuesta N°1, un proyecto de ley patrocinado por Uber y Lyft, dos aplicaciones para pedir transporte vía smartphone. Estas dos empresas han gastado millones de dólares abogando por la iniciativa. La propuesta de ley cambiaría una norma existente sobre el transporte a través de teléfonos inteligentes, por una nueva ordenanza apoyada por las empresas que se están regulando. No sólo es dinero lo que está en juego: si Austin no aprueba la Propuesta N°1, Uber y Lyft dicen que dejarán de operar en la ciudad.

Los buzones de correo de los residentes de Austin se han llenado de volantes sobre la propuesta y promotores han recorrido los bares roñosos cerca de las universidades pidiendo el apoyo de la población. Los usuarios de Reddit dicen que Uber está enviando mensajes de texto a sus usuarios para que voten por la propuesta para “mantener Uber en Austin”. Hoy día en Austin sólo se habla de la Propuesta N°1, y hasta el protagonista de una conocida serie está abogando por Uber y Lyft.

publicidad

La política en cuestión —si debe ser obligatoria la toma de las huellas digitales de los conductores que trabajan para las aplicaciones de transporte— es un tema de debate legítimo. Razonablemente, el público puede tener distintas posiciones sobre si es necesario imponer otro requisito más a los conductores por temas de seguridad (cabe notar que es difícil entender por qué tomar las huellas digitales resulta una práctica tan necesaria, dado que las aplicaciones de transporte ya rastrean a sus conductores). Pero, más allá de este tema, los residentes pueden estar en desacuerdo a la ley existente y, al mismo tiempo, oponerse a la Propuesta N°1.

La Propuesta N°1 es un ejemplo absurdamente intenso de una confrontación que se está dando en ciudades en todas partes. Con su propuesta, Uber y Lyft han convertido un debate regulatorio en un tema sobre el uso mismo de estos servicios, sabiendo lo populares y necesarios que son en Austin. Entendiendo esto, los votantes se pueden dar cuenta de que están siendo manipulados y subestimados. La Propuesta N°1 es el esfuerzo de Uber y Lyft de combatir la regulación al socavar el gobierno local.

Uber

En diciembre de 2015, el Concejo Municipal de Austin aprobó esta ordenanza que exigió a los conductores de servicios como Uber y Lyft cumplir con revisiones de antecedentes penales basadas en huellas digitales. Esto comenzó a regir en febrero y la ciudad realizó una implementación gradual: se requirió un cumplimento de un 25% de la flota para el 1 de mayo. Se establecieron objetivos para seguir incrementando el cumplimiento hasta llegar al cumplimiento total al 1 de febrero de 2017. En los meses desde que fue aprobada la ordenanza, Uber y Lyft han hecho todo lo posible para contrarrestarla. Su comité de acción política se llama Ridesharing Works for Austin (Compartir transporte funciona para Austin) y se ha gastado unos $8 millones para revocar la ley que exige la toma de huellas digitales. Sus esfuerzos culminarán con la votación sobre la Propuesta N°1 este sábado 7 de mayo.

publicidad

Si la votación no sale a su favor, Uber y Lyft dicen que se verán obligados a irse de Austin, más bien tristemente que airadamente. Se trata de una amenaza vacua. Si bien el mercado de Austin tal vez sea pequeño en comparación con otros en que operan Uber y Lyft, su importancia es enorme cuando se trata del ámbito tecnológico y la cantidad de gente con renta disponible. A lo mejor se vayan por un rato, tal como han hecho en otras ciudades. Pero mientras el festival SXSW siga en Austin, también seguirán Uber y Lyft.

Si resulta dudoso que una de estas empresas pudiera darse el lujo de abandonar a Austin para siempre, es aún más ridiculo pensar que ambas lo harán. Hay un dilema de prisionero en juego: las dos compañías tendrían que comprometerse a cumplir con su amenaza. Por ejemplo, si Uber apagara su app y se marchara de Austin, sería estúpido que Lyft no aprovechara la oportunidad de dominar el mercado, y viceversa. Y, en efecto, después de que Uber y Lyft se marcharon de San Antonio el año pasado por el requerimiento de la toma de huellas digitales, Uber regresó casi de inmediato y Lyft hizo lo mismo pocas semanas después.

Aparte de estas amenazas vacuas, las riñas de las empresas de transportes con otras ciudades en Texas por el tema de las huellas digitales no pueden competir con lo que está pasando en Austin. Cabe notar de nuevo que Uber y Lyft se han gastado $8 millones en esta lucha: mucho más dinero de lo que se gastan los candidatos principales en las campañas más reñidas para ser elegido alcalde (“Más de seis veces por encima del récord anterior de dinero gastado en elecciones en la ciudad”, reporta el Austin American-Statesman). Se trata de muchos tacos de desayuno.

publicidad

Ahora bien, los $8 millones gastados en la Propuesta 1 son para dirigirse a un público mucho más grande que la ciudad como tal. Austin es la capital del estado, y en una época en que los estados conservadores han tomado control de poderes regulatorios que tradicionalmente han pertenecido a las ciudades, pues la lucha por Austin es una lucha por todo Texas. Los legisladores conservadores ya han señalado su interés en imponerse sobre los gobiernos locales en cuanto a las regulaciones de servicios de transporte. “Ya sea si ganan o pierden, esperamos que [Uber y Lyft] lleven este caso a la legislatura del estado y esperamos ver una ley estatal propuesta que tomará control [de las autoridades locales]”, dijo un vocero del Partido Demócrata del Condado Travis a Time Warner Cable News en Austin.

Entonces, si Uber y Lyft no se salen con la suya gracias a los votantes de Austin, es muy posible que las empresas acudan a una autoridad mayor, lo cual sería un puro abuso corporativo. Si Uber y Lyft hacen lobby frente a los legisladores estatales para que imponerse sobre Austin cuando se trata de la regulación de las empresas de transporte, entonces estarían luchando en contra de los intereses de sus clientes. Están en todo su derecho de hacerlo, sin duda. Pero no es una estrategia que los residentes de Austin necesariamente deben aceptar. Tanto los conductores como los pasajeros deben plantear una pregunta: Si pierden Uber y Lyft, ¿se irán con sus apps a otra parte o tratarán de quitarle a Austin la capacidad de decirles “no”?

UBER

E incluso si Uber y Lyft hicieran un juramento inquebrantable de dejar a Austin si no se aprueba la Propuesta N°1, los usuarios de los apps en la ciudad aún tendrían buenas razones por votar en contra de la ley. La Propuesta N°1 no tiene sentido en lo absoluto, aún si se juzga según el típico estándar de mala calidad de las propuestas de ley por votación, como se lee en ésta:

¿Debe enmendarse el Código de la Ciudad para revocar la Ordenanza de la Ciudad No. 20151217-075 relacionada con las Empresas de Redes de Transporte; y sustituirla con una ordenanza que revocará y prohibirá la toma obligatoria de huellas digitales; que revocará el requerimiento de identificar el vehículo con un emblema distintivo, que revocará la prohibición contra montar y dejar pasajeros en una pista de viajes y requerirá otras regulaciones para empresas de redes de transporte?

publicidad

En las palabras del fallecido Antonin Scalia, la Propuesta N°1 es puro puré de manzana.

Hacer planificación mediante votos no es forma de administrar una ciudad . Las propuestas de ley aprobadas por votación han creado un tremendo desorden en San Francisco. Los residentes de Boulder, Colorado, casi lograron una barbaridad: que la planificación urbana radicara exclusivamente en el interés propio de los vecindarios, lo cual hubiera sustituido a una autoridad planificadora con 66 autoridades diferentes. Los oponentes de una propuesta de ley por votación que hubiese protegido a los residentes lesbianas, gay, bisexual y transexual de discriminación pudieron derrotarla exitosamente sembrando miedo al pintarlo como la Propuesta “ No Men en Women’s Bathroom” (Prohibidos los hombres en baños de mujeres).

Los votantes de Austin deben decidir sobre los tipos indicados de regulaciones que quieren para los servicios de transporte en su ciudad (Bueno, en realidad ya lo hicieron porque la ciudad aprobó una ordenanza mediante el proceso democrático). A Uber y Lyft no le cuadró esto, entonces las empresas están empleando muchísimos recursos y un montón de información errónea para convencer a los votantes de Austin que esto es un debate sobre tener aplicaciones de transporte en primer lugar.

En realidad, esta es una lucha creciente sobre quién tiene poder en las ciudades: ¿son los votantes y sus representantes o las corporaciones y sus aliados estatales? Con la Propuesta N°1, estas empresas están tratando de transportar a los votantes de Austin por un mal camino.

publicidad

Este artículo fue publicado originalmente en inglés en CityLab.com.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Donald Trump y Barack Obama no solo tienen conceptos diferentes en política, sino también a la hora de tratar a sus esposas.
La pequeña activista le pidió a los asistentes de la Marcha de las Mujeres que sigan haciendo una cadena de amor para proteger a sus familias.
En 2009, la ex primera dama le dio un regalo a Laura Bush y pasó desapercibido, pero la reacción de Michelle Obama al obsequio de la nueva primera dama no dejó a nadie indiferente.
De Ciudad de México a Washington DC, decenas de miles de manifestantes marcharon por las calles contra la toma de posesión del ahora 45° presidente de Estados Unidos. En algunas capitales, se registraron disturbios y enfrentamientos.
publicidad