publicidad
El número de prisioneros en las cárceles federales ha crecido un 720%, según informe de Human Rights Watch.

Cárceles eliminan poco a poco las visitas y adoptan videoconferencia

Cárceles eliminan poco a poco las visitas y adoptan videoconferencia

Sistema penitenciario de Estados Unidos ha ido eliminando visitas a reos en persona, para sustituirlas por sistemas de videoconferencias

El número de prisioneros en las cárceles federales ha crecido un 720%, s...
El número de prisioneros en las cárceles federales ha crecido un 720%, según informe de Human Rights Watch.

Por Francisco Trujillo

DALLAS - Los sistemas penitenciarios de Estados Unidos han ido eliminando las visitas a los reos en persona, para sustituirlas por sistemas de videoconferencias que por el pago de una cuota permiten a familiares y amigos verlos y hablarles a distancia desde sus hogares.

Autoridades carcelarias defienden el uso de esta tecnología ofrecida por compañías privadas, al sostener que mejora la seguridad al eliminar el contrabando hacia las prisiones y ofrece a reos y a sus familias la posibilidad de sostener citas más frecuentes, sin tener que trasladarse o ser inspeccionados en las aduanas de las cárceles.

Grupos que se oponen a la privatización de las prisiones y organizaciones de derechos civiles ven en el uso de las videocitas otra herramienta más de venta para hacer negocio con los internos y sus familias, al eliminar la alternativa de realizar visitas gratuitas cara a cara.

publicidad

Esta semana, el sistema de videovisitas fue establecido en las prisiones del condado de Maricopa en Arizona, lo que lo convierte en el más grande sistema penitenciario del país que lo adopta hasta ahora, de acuerdo con la compañía Securus Technologies, responsable de operar el sistema.

Securus Technologies informó que instaló 600 terminales de video en las ocho prisiones del condado, para manejar el volumen de “visitas”. Unas 100 mil personas son procesadas e internadas en las cárceles del condado de Maricopa cada año.

“Este nuevo sistema permitirá a los amigos de los presos y sus familiares, por un módico precio, realizar visitas a distancia desde la comodidad de sus hogares”, aseguró el Sheriff del condado de Maricopa, Joe Arpaio, responsable del manejo de las prisiones.

El número de visitas a distancia que un preso puede recibir será ilimitado, basado en la disponibilidad de intervalos de tiempo.

Securus Technologies ofrece un portal en internet donde se maneja la logística y se da acceso a videovisita. Las citas tienen que ser reservadas con 24 horas de anticipación.

Las videovisitas son limitadas a 20 minutos de duración y tienen un costo de 12.95 dólares cada una. El dinero es compartido por la compañía propietaria del servicio y por los condados que adoptan la tecnología.

Familiares y amigos de los reos que carecen de tarjeta de crédito, computadoras, videocámaras o acceso a internet pueden acudir a una de las cárceles del condado a realizar su visita a través de terminales de video ubicadas en dichas instalaciones, al haberse eliminado por completo los encuentros cara a cara.

publicidad

Desde esta semana, los reos en el condado de Maricopa solo pueden ser visitados en persona por sus abogados.

La Unión de Libertades Civiles de América en Arizona criticó el sistema de videovisitas al sostener que para algunas familias que carecen de computadoras hará más difícil el poder visitar a los reos.

En octubre pasado, el grupo Grassroots Leadership, que se opone a la privatización de prisiones en Estados Unidos, emitió un reporte sobre la adopción de esta tecnología en las cárceles de Texas y concluye que las familias de los reos están pagando el precio de su uso dejando millones de dólares en utilidades a empresas que la promueven.

El reporte sostiene que el uso de videovisitas “ignora las mejores prácticas que requieren de visitas cara a cara para fomentar las relaciones familiares".

Grassroots Leadership advierte que los argumentos de las autoridades carcelarias de que estos sistemas mejoran la seguridad de las prisiones “son dudosos, no están sustentados en investigaciones, y pudiera ser contraproducente".

El grupo analizó estadísticas de las cárceles de 10 condados de Texas que ya han adoptado el uso de esta tecnología y encontró que la violencia y el contrabando aumentaron en las prisiones durante el primer año después de establecerse las videovisitas.

El reporte reconoce que las tendencias pudieran ser una aberración o temporal, pero documenta que estudios de políticas penitenciarias de larga plazo sostienen que las visitas cara a cara mejoran la seguridad y reducen en la cárcel tasas de reincidencia.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad