publicidad

Camaras de luz roja en LA

Camaras de luz roja en LA

La Policía instala más 'cámaras de luz roja' en la ciudad, pero sus resultados todavía dejan qué desear.

Resultados mixtos

LOS ÁNGELES – Muchos las odian. Se activan cuando un conductor se pasa una luz roja y si es de noche, sus veloces bombillos pueden hacer que una intersección luzca como una discoteca fugaz.

Semanas después, llega en el correo una multa (de $300 a $400) acompañada de la evidencia fotográfica, normalmente en cuatro partes: el auto a punto de pasarse el rojo; el auto pasándose el rojo; un acercamiento a las placas y otro a la sorprendida y molesta cara del conductor. Son las llamadas "cámaras de luz roja".

Las cámaras para detectar a los conductores con demasiada prisa (o poca paciencia) para respetar la luz roja se han estado multiplicando en Los Ángeles  y otras ciudades del país con resultados mixtos.

De acuerdo a www.photoenforced.com, una página-web que se dedica a enlistar la locación de todas las cámaras de luz roja en el país, en el área metropolitana angelina hay casi 380 dispositivos fotográficos y la cifra continúa creciendo, según Jeff Cohn, el creador de la página.

Este miércoles, la Policía instaló en el sur de Los Ángeles un quinto sistema de cámaras de luz roja en la zona, que se agrega a los 26 sistemas que ya operan en la ciudad. Según las autoridades, en total se instalarán 32 sistemas de cámaras, reportó City News Service.

El nuevo sistema ahora toma fotografías de las placas delanteras y traseras y las cámaras pueden realizar 30 tomas por segundo por cada violación, lo que incrementa la posibilidad de obtener una foto clara del conductor, según la agencia CNS.


publicidad

La instalación del nuevo sistema coincidió con un reporte en el diario Daily News que afirma que el 45 por ciento de los infractores capturados por las cámaras instaladas en el Valle de San Fernando no pudieron ser multados porque fue imposible identificar a los conductores.

De acuerdo al diario, el sistema de cámaras que ha costado a los contribuyentes unos $15 millones, ha dado resultados dispares en distintas zonas. A nivel ciudad, el 60 por ciento de los infractores son multados, pero cuando el sistema se empezó a instalar, las autoridades esperaban multar al menos a 80 por ciento de los sorprendidos por las cámaras.

Hasta abril, la ciudad ha perdido $1.1 millones en multas que no se han podido cobrar debido a un número de factores que según la Policía incluyen reflejos en los parabrisas y placas pero sobre todo, registros de autos vencidos, reportó el News.


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad