publicidad
Tennessee está entre los 10 estados con mayor incidencia de muerte por fuegos, según datos de FEMA.

Bomberos rechazan llamado de auxilio

Bomberos rechazan llamado de auxilio

Un propietario vio horrorizado cómo las llamas consumían su casa la semana pasada, ante la actitud impávida de los bomberos, que desoyeron sus pedidos de auxilio.

Tennessee está entre los 10 estados con mayor incidencia de muerte por f...
Tennessee está entre los 10 estados con mayor incidencia de muerte por fuegos, según datos de FEMA.

La víctima no había pagado por el servicio

SOUTH FULTON, TENNESSEE - Un propietario vio horrorizado cómo las llamas consumían su casa la semana pasada, ante la actitud impávida de los bomberos, que desoyeron sus pedidos de auxilio.

Gene Cranick olvidó pagar los $75 del servicio anual de incendios rurales, y los bomberos no levantaron un dedo, o una manguera, para combatir las llamas.

Sólo cuando el fuego se propagó hacia el terreno de un vecino, las autoridades respondieron las llamadas al 911. Una vez allí, se limitaron a proteger la propiedad adyacente, mientras la casa móvil de Cranick se calcinaba. El vecino sí había pagado su cuota.

"La decisión del Departamento de Bomberos de South Fulton de permitir que el hogar de una familia se haga cenizas fue tremendamente irresponsable", declaró el Presidente General Harold Schaitberger. "Sólo por la política de 'pagar para actuar' los bomberos recibieron la orden de no hacer nada mientras una familia perdía su casa".

publicidad

Cranick ofreció pagar lo que fuera necesario al instante, pero fue rechazado. "Pensé que acudirían en mi ayuda aunque no hubiera abonado los $75, pero estaba equivocado", dijo a la prensa.

El hombre vive en una zona limítrofe que no cuenta con protección de incendio. El pueblo más cercano garantiza el servicio a los no residentes si firman un contrato anual.

"Nosotros ofrecemos el servicio a quienes residen fuera de South Fulton. Ellos lo toman o lo dejan", indicó el alcalde de la ciudad a los medios locales.

El administrador de la ciudad, Jeff Vowell, también defendió la normativa. "No tengo problema con la forma en que mi personal manejó la situación. Así debían responder. Es lamentable que algo así suceda bajo cualquier circunstancia".

Según reportes de prensa, Timothy A. Cranick, un familiar de la víctima, entró a la estación de bomberos y atacó al jefe David Wilds. El presunto atacante fue arrestado y enfrenta cargos por asalto agravado.

De acuerdo con WPSD-TV, los Cranick recibieron miles de dólares de su compañía de seguros para sus gastos inmediatos, y se han hecho los arreglos pertinentes para cubrir todos los daños y pérdidas de propiedad.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad