publicidad

Baltimore exige respuestas por muerte de afroamericano a manos de la policía

Baltimore exige respuestas por muerte de afroamericano a manos de la policía

Freddie Gray murió por una lesión en la columna vertebral tras ser arrestado por la policia de Baltimore.

Aumentan protestas por la muerte de Freddie Gray Univision

Más de 200 manifestantes marcharon el jueves por el centro de Baltimore, mientras aumenta la rabia por la reciente muerte de otro ciudadano negro a manos de la policía estadounidense.

La tensión aumenta en esta ciudad portuaria y obrera de 620,000 habitantes del noreste de Estados Unidos, donde se ambientó la serie de ficción sobre crimen y corrupción 'The wire'- tras la muerte de Freddie Gray por lesiones en la médula espinal el domingo.

Leer:  Un nuevo video muestra detalles de la detención de Freddie Gray

Gray fue detenido el 12 de abril y luego acusado de poseer una navaja automática, según el informe de la policía.

Cada noche desde su muerte, se celebran protestas ante la frustración por la falta de explicaciones claras sobre las circunstancias del incidente. "Es realmente inconcebible que un hombre joven, de 25 años de edad, en la flor de su vida, acabe muerto sin ninguna razón en absoluto", dijo el reverendo Jamal Bryant, uno de los organizadores de las protestas del jueves que comenzaron en el ayuntamiento de la ciudad.

Leer:  Continúan las protestas en Baltimore

 
Protestas en Baltimore por muerte de afroamericano Univision

Vídeos de la detención de Gray, grabados por transeúntes, muestran cómo la policía lo aplastó contra el suelo en Baltimore. El hombre gritó de dolor hasta que los oficiales lo subieron a un furgón policial y se lo llevaron. "Lo tenían doblado como si fuera un cangrejo o una figura de origami", declaró Keven Moore, que grabó uno de los vídeos, según el diario Baltimore Sun. "Estaba doblado, solo gritaba por su vida", añadió.

Varias investigaciones están abiertas, incluyendo una del departamento de Justicia de Estados Unidos.

Los manifestantes responsabilizan de la muerte de Gray al alcalde de Baltimore y a su comisario de policía -ambos afroamericanos- y reclaman un castigo para los culpables.

publicidad

"¡Si no hay justicia, no habrá paz!", gritaba la masa ante el ayuntamiento, mientras varias docenas de agentes miraban desde detrás de las barricadas y un helicóptero de la policía sobrevolaba la protesta.

Seis policías en Baltimore permanecen con su sueldo suspendido en relación con este caso.

La muerte de Gray ha convertido a Baltimore en el último punto caliente en un panorama nacional muy tenso por el debate sobre las tácticas de la policía y las relaciones raciales.

 

Aumentan protestas por la muerte de Freddie Gray Univision

La crisis racial se acentuó el 9 de agosto con la muerte de Michael Brown, un adolescente negro desarmado abatido por un policía blanco que finalmente resultó eximido judicialmente, en Ferguson, Missouri (en el centro de Estados Unidos). Tras el incidente, se desató una espiral de protestas violentas y de represión policial.

En las protestas del jueves la policía trató de bloquear el paso de los manifestantes en una intersección importante y se produjeron algunos enfrentamientos, pero al final los agentes cedieron y dejaron avanzar al contingente.

En otro momento, los manifestantes rodearon un coche de la policía de la Universidad de Maryland e insultaron al oficial que estaba en el interior y comenzaron a golpear el coche.

En las paradas de autobús los transeúntes tomaron fotos con sus teléfonos y algunos conductores hicieron sonar su claxon para sumarse a la protesta. Los manifestantes fueron escoltados por policías en moto.

publicidad

Un helicóptero de la policía sobrevoló las inmediaciones del Ayuntamiento para seguir las marchas. Alrededor de 200 personas gritaron consignas contra la brutalidad policiaca.

Durante la marcha de este jueves el reverendo Jamal Bryant dijo a la multitud: "No estamos pidiendo venganza. Estamos pidiendo justicia".

El helicóptero que sobrevolaba provocó la ira de Bryant, quien argumentó que la policía estaba reaccionando de forma exagerada a los manifestantes.

De acuerdo con The Baltimore Sun, los manifestantes coreaban: "Sin justicia no hay paz".

El periódico habló con el líder de los derechos civiles reverendo Jesse Jackson, quien pidió a los manifestantes a mantener las manifestaciones pacíficas, sin embargo las imágenes de televisión mostraron una refriega entre la policía y un grupo de manifestantes.

Por su parte el gobernador de Maryland, Larry Hogan, confirmó el envío de policías estatales a Baltimore atendiendo una petición de asistencia del Departamento de Policía de la ciudad, señalando que tienen "experiencia en el control de multitudes".

Asimismo exhórtó a la gente a continuar con las manifestaciones pacíficas. "Queremos tratar de mantener las cosas bajo control. La última cosa que necesitamos es más violencia en la ciudad de Baltimore", indicó.

publicidad

Baltimore ha sido escenario de protestas desde el pasado sábado, con cientos de manifestantes exigiendo justicia por la muerte de Gray.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad