publicidad
Corte Federal de EEUU

Gobierno de EEUU no pedirá pena de muerte para el jefe del ataque a la embajada en Bengasi

Gobierno de EEUU no pedirá pena de muerte para el jefe del ataque a la embajada en Bengasi

El Departamento de Justicia solicitará al juez que dicte cadena perpetua para Ahmed Abu Khattala, el autor del bombardeo a la embajada estadounidense en Libia en 2012.

Corte Federal de EEUU
Corte Federal de EEUU

El Gobierno no perseguirá la pena de muerte para condenar a Ahmed Abu Khattala, supuesto jefe del ataque contra el consulado estadounidense en la ciudad libia de Bengasi en 2012 y que espera ser juzgado desde hace más de dos años en un tribunal de Washington.

"El Departamento de Justicia no buscará la pena de muerte contra Ahmed Abu Khattala", dijo a Efe la portavoz del Departamento de Justicia, Emily Pierce.

En vez de pena de muerte, el Departamento de Justicia pedirá al juez de la Corte del Distrito de Columbia Christopher R. Cooper una pena máxima de cadena perpetua para Khattala, supuesto responsable del ataque en el que falleció el embajador de Estados Unidos en Libia y otros tres estadounidenses.

El Departamento de Justicia se asegurará de que el acusado rinda cuentas por su supuesto papel en el ataque terrorista que mató a cuatro estadounidense e hirió de gravedad a otros dos y que, si es declarado culpable, se enfrente a una pena máxima de cadena de perpetua", resaltó Pierce.

Capturan a presunto sospechoso de perpetar el ataque en Bengasi Univision


Khattala fue capturado en Libia en una operación secreta en la que no se registraron víctimas en junio de 2014 y unos meses después, en octubre de ese año, el Departamento de Justicia presentó su escrito de acusación en el que responsabiliza al acusado de varios cargos de asesinato y de apoyar a un grupo terrorista.

En enero de 2014, el Gobierno incluyó a Khattala en su lista de terroristas internacionales como miembro del grupo "Ansar al Sharia", con presencia en Libia y vinculado tanto a la organización yihadista Estado Islámico (EI) como a Al Qaeda en el Magreb Islámico (AQMI).

El sospechoso, que se ha declarado no culpable, todavía espera ser juzgado por el ataque perpetrado el 11 de septiembre de 2012, en el que falleció el embajador estadounidense en Libia, Chris Stevens, un miembro de seguridad del Departamento de Estado y dos contratistas de la CIA.

publicidad

La defensa de Khattala había solicitado en varias ocasiones al Gobierno que no incluyera la pena de muerte entre sus peticiones de condena para evitar que el sospechoso sea ejecutado en caso de que el juez determine que es culpable.

El Gobierno del presidente Barack Obama ha sido duramente criticado por la oposición republicana por no hacer lo suficiente para depurar responsabilidades ante el atentando y la primera muerte de un embajador estadounidense en acto de servicio desde 1979, cuando fue asesinado el embajador de EEUU en Afganistán Adolph Dubs.

En especial, las críticas se han centrado en la entonces secretaria de Estado Hillary Clinton, que ocupó ese cargo de 2009 a 2013.

La favorita para la nominación presidencial demócrata tuvo que comparecer en un comité especial del Congreso en octubre del año pasado para dar explicaciones sobre su gestión de la crisis.

Los ataques contra Clinton no han cesado en el proceso de primarias de cara a las elecciones presidenciales de noviembre y hoy el magnate Donald Trump, virtual aspirante presidencial republicano, publicó un vídeo en el que se muestran imágenes del ataque al consulado y a la ex primera dama riendo.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad