publicidad

Arresto en asesinato de agente

Arresto en asesinato de agente

La policía de Chicago acusó el lunes a un hombre de la muerte de uno de sus agentes durante un intento de robo.

Arresto en asesinato de agente 270d80dc645249ea909310f1e45f7c45.jpg

El sujeto tiene antecedentes penales

CHICAGO, Illinois -La policía acusó el lunes a un hombre de 26 años de la muerte de uno de sus agentes, de origen hispano, durante un intento de robo la semana pasada en el que también fue asesinada una mujer.

Justin Austin fue detenido el sábado y el lunes se le presentaron dos cargos de homicidio y otro de robo.

Las víctimas fueron el agente Robert Soto, de 49 años, y su amiga Kathryn Romberg, de 45, quienes recibieron varios disparos.

La mujer murió en el lugar, mientras que Soto sobrevivió hasta el día siguiente y falleció en un hospital.

Los dos ocupaban una camioneta que estaba estacionada el miércoles pasado a la 1:30 de la madrugada frente al 3000 del Bulevar Franklin, en el oeste de Chicago, cuando habrían sido sorprendidos por ladrones.

publicidad

Según lo informado el lunes en conferencia de prensa, el sospechoso fue detenido el sábado por la mañana después de que los investigadores siguieran la pista de un grupo de presuntos ladrones.

Austin sería uno de los tres sospechosos buscados por la policía, según una descripción de los atacantes dada por Soto mientras estuvo consciente.

Soto era un detective con 23 años en el Departamento de Policía de Chicago y miembro de la división que investiga explosivos e incendios intencionales.

El jefe de detectives, Thomas Byrne, dijo que Soto, tras ser baleado, llamó al 911 e informó que había sido víctima de un robo.

Dijo además que los atacantes eran tres y habrían escapado en un vehículo color marrón.

La policía encontró la cartera del agente vacía en el piso de la camioneta, y también faltaba una pistola calibre 9 milímetros que era su arma de reglamento.

Según lo informado, Austin tiene cinco antecedentes criminales, en su mayoría por tráfico y posesión de narcóticos.

"Aunque hay dos familias de duelo, por lo menos con esta detención les damos un cierto alivio", dijo el superintendente de policía de Chicago, Jody Weis.

No se ofrecieron detalles de los otros dos sospechosos durante la conferencia de prensa el lunes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad