publicidad
Henry Solís. (Departamento de policía de Los Ángeles)

Arrestan en México a policía hispano buscado por asesinato en Los Ángeles

Arrestan en México a policía hispano buscado por asesinato en Los Ángeles

Fue hallado en el estado mexicano de Chihuahua. En California se ofrecía una recompensa de 25,000 dólares para quien aportara información.

Henry Solís. (Departamento de policía de Los Ángeles)
Henry Solís. (Departamento de policía de Los Ángeles)

Un ex policía de Los Ángeles buscado por asesinato en Estados Unidos fue detenido el martes en Ciudad Juárez, en el norte de México, informaron autoridades.

publicidad

La fiscalía del estado fronterizo de Chihuahua, donde se ubica Ciudad Juárez, informó en un comunicado que Henry Solís, de 27 años, era "una de las personas más buscadas por el FBI" y que había huido a México para evitar ser enjuiciado en California por homicidio.

Solís, también ex infante de Marina, está acusado en Los Ángeles de asesinar a Salomé Rodríguez el 13 de marzo de este año. De acuerdo con el comunicado, Solís "se enfrentó a golpes con la víctima en Pomona" y "después de perseguirlo, le disparó en múltiples ocasiones con el arma de cargo, quedando sin vida en el lugar".

Las fuerzas de seguridad mexicanas pudieron ubicar a Solís gracias al intercambio de información con las autoridades estadounidenses. Después de pelear a puños, "el acusado Solís persiguió a pie a Rodríguez y le disparó varias veces dándole muerte", asegura la orden federal firmada por el agente especial del FBI, Scott Garriola.

Reportan arresto de Henri Solís en México Univision

Su padre, Víctor Manuel Solís, de 52 años de edad, quien recibió libertad condicional la semana pasada, se encontraba detenido en una prisión en Texas esperando ser juzgado por haber mentido a las autoridades.

Solís, quien al momento de los hechos llevaba seis meses como miembro del Departamento de Policía de Los Ángeles, fue despedido por el comandante Charlie Beck e inmediatamente se confirmó su huida.

El padre del expolicía declaró al FBI que por solicitud de su hijo lo había llevado hasta una estación de autobús en El Paso, Texas, y no sabía nada más sobre él.

Un video del cruce fronterizo en El Paso muestra al fugitivo Solís cruzando a pie acompañado por su padre en la madrugada del 14 marzo.

publicidad

En California se ofrecía una recompensa de hasta 25,000 dólares para quien aportara información directa para su arresto.

"Henry Solís será puesto a disposición de las autoridades migratorias de México para que a su vez lo entreguen a la autoridad que lo requiere", agrega el comunicado.

Familiares de Rodríguez destacaron que el joven hispano asesinado no sólo era un buen empleado sino que formaba parte de las misiones de la Iglesia Católica San Vicente en Los Ángeles.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad