publicidad

Se abre el plazo de inscripción para la caza de pitones en los Everglades

Se abre el plazo de inscripción para la caza de pitones en los Everglades

La captura de pitones en los Everglades servirá para reducir la presencia de esta especie invasora que arrasa la fauna autóctona.

Serpiente pitón en los Everglades
MIAMI, Florida - La apertura el jueves del plazo de inscripción para la captura de serpientes pitones en el humedal de los Everglades, en el sur de Florida, servirá para reducir la presencia de esta especie invasora que arrasa la fauna autóctona de este delicado ecosistema.
El segundo concurso Python Challenge, organizado por la Comisión para la Conservación de la Fauna y la Flora (FWC), tendrá lugar del 16 de enero al 14 de febrero en el Parque Nacional de los Everglades.
“Este esfuerzo para la conservación de los Everglades permitirá proteger este raro ecosistema de animales que viven en él y que son invasores, como las serpientes pitones”, señaló en un comunicado Python Challenge.
Los participantes en la competición podrán desplazarse además por una extensión mayor de terreno que en la primera edición, en 2013.
En esa ocasión se cazaron 68 ejemplares y se apuntaron cerca de 1.500 participantes; además, se otorgaron premios en metálico para quien más pitones birmanas cazó.
Pero el concurso público de caza de pitones que se llevó a cabo ese año resultó insuficiente para detener la expansión de esta especie invasora que arrasa la fauna autóctona.
El objetivo principal del concurso era, en buena parte, incrementar el grado de concienciación y educación de la gente sobre el problema que ha generado esta especie invasora en el ecosistema del sur de Florida.


publicidad
Aunque el programa de este año no requiere permiso de armas ni de cazador, sí obliga a seguir un curso de formación de 25 minutos en línea para aprender a distinguir las pitones birmanas de las serpientes autóctonas.
Las serpientes pitón han hecho que en algunas áreas de los Everglades la población de mamíferos como ratones de campo, comadrejas, mapaches o conejos haya descendido hasta un 99 % y se teme que acabe con buena parte de la fauna salvaje de un ecosistema en el que se invierten millones de dólares para mantenerlo y protegerlo.
Se cree que las pitones birmanas llegaron a los Everglades al ser liberadas a propósito por gente que las tenía como mascotas o involuntariamente tras el paso del huracán “Andrew” en 1992.

El Parque Natural de los Everglades está formado por un amplio espacio pantanoso que prácticamente ocupa todo el sur de Florida y su delicado ecosistema no ofrece rivales a las pitones, salvo los caimanes más grandes.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad