publicidad

A un año de entrar en vigor, la SB 1070 inspira a ambos lados del debate migratorio

A un año de entrar en vigor, la SB 1070 inspira a ambos lados del debate migratorio

Un año después de que la SB 1070 se convirtiera en ley, la legislación continúa inspirando tanto a activistas que velan por los derechos de los migrantes, como a aquellos que pugnan por mayores restricciones para los indocumentados.

PHOENIX, Arizona - Un año después de que la SB 1070 se convirtiera en ley, la legislación continúa inspirando tanto a activistas que velan por los derechos de los migrantes, como a aquellos que pugnan por mayores restricciones para los indocumentados.

El miércoles entraron en vigor nuevas leyes antiinmigrantes aprobadas en la sesión legislativa de este año. Una de ellas invalidó la matricula consular como documento de identificación oficial en el estado. Otra le dio al estado la facultad de construir un muro fronterizo con contribuciones privadas a través del sitio web www.buildtheborderfence.com. Los legisladores detrás de la medida esperan conseguir $50 millones de partidarios del todo el país.

publicidad

Mientras tanto, activistas planean más protestas en contra de la ley antiinmigrante más dura del país, aprobada por la gobernadora Jan Brewer en abril del año pasado y puesta en efecto en julio. Esta vez, los manifestantes quieren expresar su frustración a través de la música, poesía y pintura en Phoenix, con una exhibición de arte hispano. Lo harán el 29 de julio, exactamente un año después de que la SB 1070 entró en vigor.

La música en “la lucha”

Ésta no será la primera vez que artistas optan por demonstrar su inquietud ante el clima antiinmigrante en el estado.

Gustavo Ángeles, un músico mexicano quién vive en Phoenix, dijo a Univision 33 Arizona que la comunidad hispana ya creó un movimiento para levantar su moral a través de la música.

Ángeles empezó a escribir canciones de contenido social después de ser víctima de racismo por parte de oficiales de la policía de Phoenix.

“Iba pasando cuando un policía me paró… nada más me vio y pum”, dijo Ángeles. “Es algo que toca uno de pronto y te sacude”.

Ahora,  Ángeles está grabando un CD con una canción inspirada por el incidente, en la cual él “manifiesta su derecho de vivir en paz” y habla con notas tristes sobre el dolor que le causa ser el blanco de la policía simplemente por haber nacido en México.

publicidad

“Cuando salió la ley yo estaba en el estudio grabando la canción, fue algo como… místico”. 

Ángeles comparte su música en contra del racismo en Arizona y toca en varios hoteles, restaurantes, bares y eventos locales.  El músico es parte de una de las comunidades hispanas más activas en Arizona y vive cerca de la calle 16 en Phoenix, dónde muchos hispanos también usan el arte y la pintura para promover la cultura de México.

La lucha en las cortes

La SB 1070 requiere que los inmigrantes porten documentos que acrediten su permanencia legal en el país, y permite a la policía, cuando vigile el cumplimiento de otras leyes, interrogar a una persona sobre su estatus migratorio si hay una sospecha razonable de que ese individuo se encuentra ilegalmente en Estados Unidos.

Dichas provisiones han sido criticadas desde un inicio como afrontas a los derechos civiles, y su constitucionalidad fue puesta en tela de juicio a poco tiempo después de su promulgación. A la fecha, la gobernadora Brewer continúa apelando el fallo de la jueza Susan Bolton que bloqueó las provisiones más controversiales de la ley.

Mientras esto sucede, varios estados han usado a la ley de Arizona como modelo para aprobar proyectos similares.

La mayoría de las propuestas antiinmigrantes han fracasado en las legislaturas estatales y en donde fueron aprobadas se anticipan duras batallas legales.

publicidad

En Georgia, por ejemplo, la ley HB 87 que también criminaliza la estadía indocumentada, tuvo sus partes más polémicas bloqueadas por una corte.

Otros estados como Alabama, Indiana, Carolina del Sur, Texas y Utah también aprobaron leyes inspiradas en la SB 1070.

La lucha en las calles

Además de las protestas de cara al primer aniversario de la ley, varios activistas aprovecharon el Juego de las Estrellas la semana pasada para manifestarse en contra del clima antiinmigrante en el estado.

“Somos América”, un grupo defensor de los derechos de los hispanos, con sede en Phoenix, pidió a los aficionados, jugadores y entrenadores utilizar un listón blanco para mostrar solidaridad contra la ley.

Por su parte, otro grupo de detractroes se manifestó ruidosamente con altavoces y marchando en círculos con pancartas que decían "Boicot al odio" y "Resistan con nosotros" en las afueras del estadio en donde se realizaron los juegos de beisbol de las Grandes Ligas 

En tanto,  el reverendo Jesse Jackson instó a los jugadores a pronunciarse contra la ley de inmigración en Arizona, tras considerar que deberían seguir el ejemplo de Jackie Robinson, cuando se convirtió en el primer negro en jugar en las Grandes Ligas, hace más de medio siglo.

"El béisbol fue crucial para cambiar la cultura, cuando se admitió a Jackie Robinson. Cambió la cultura estadounidense en formas fundamentales, más allá del diamante", dijo Jackson. "Algunos jugadores o sus familias podrían estar en desventaja o ser detenidos por las autoridades en Arizona. Así que es muy riesgoso".

publicidad

Mientras los jugadores se preparaban para reunirse en el diamante del Chase Field, protegido bajo un techo y refrescado por el aire acondicionado, la mayoría se negó a hablar sobre la ley.

"Esto es algo que no tiene relación con el deporte", consideró el toletero de los Mets de Nueva York, el puertorriqueño Carlos Beltrán. "Es algo que afecta a cierta parte de la población".

El toletero dominicano de Boston, David Ortiz, fue uno de los pocos dispuestos a hablar sobre la ley.

"Yo soy un inmigrante. Definitivamente nunca estaría de acuerdo con un maltrato a los inmigrantes", señaló el "Big Papi".

Cambios estructurales causan desplome en la inmigración

Pero los inmigrantes no están esperando el veredicto final del debate sobre leyes como la SB 1070 de Arizona.

Algunos inmigrantes ya se han mudado de Arizona, pero muchos más están optando por permanecer en México, dónde las condiciones económicas están mejorando.

Un estudio de la Universidad de Princeton, difundido por The New York Times, señaló que hoy en México hay mayores oportunidades de empleo, estudio y acceso a bienes públicos. Además, los programas de planificación familiar impulsados por el gobierno han resultado en una fuerte caída en los índices de natalidad, reduciendo de forma sustancial las presiones sobre el empleo.

publicidad

Estos cambios estructurales, aunados al clima antiinmigrante en EU y a las actuales dificultades económicas en el país, se han conjugado para provocar el desplome virtual de la inmigración ilegal procedente de México.

De acuerdo al periódico neoyorkino, menos de 100 mil mexicanos cruzaron la frontera de manera ilegal o viajaron para establecerse en ese territorio en 2010, comparados con al menos 525 mil al año, de 2000 a 2004.

Esperanza para hispanos en Arizona

Una mejor economía mexicana podría cambiar el debate sobre la inmigración en los Estados Unidos radicalmente, dijo Lydia Guzmán, activista en Arizona.

“Las personas no quieren venir para ser hostigados y sentir que están en un ambiente de odio”, dijo.

Guzmán, quién tiene orígenes mexicanos, añadió que sueña en poder un día vivir dignamente en México.

“Ojalá la economía siga subiendo”, dijo. “Quiero vivir mi vejez allá”.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad