publicidad

Grupos de Whatsapp y Facebook que alertan sobre redadas de ICE: así se organizan los inmigrantes

Grupos de Whatsapp y Facebook que alertan sobre redadas de ICE: así se organizan los inmigrantes

Cuando se reportan redadas en estos grupos se mandan a la zona personas documentadas o abogados para comprobar si es ICE o la policía, si hay detenidos, y entonces enviar una alarma a la comunidad afectada.

Grupos de Whatsapp y Facebook que alertan sobre redadas de ICE: así se o...

El pasado enero circularon por grupos de whatsapp y redes sociales de Miami imágenes de autobuses del departamento de seguridad que supuestamente venían a detener inmigrantes indocumentados. Se compartieron por estos canales alarmas que apuntaban a distintas direcciones de la ciudad. No había nada porque las imágenes eran de 2014, y las autoridades acusaron a los inmigrantes de estar contribuyendo a extender la alarma. Y por eso, para no atemorizar a la comunidad, pero también para no dar lugar a falsas acusaciones, inmigrantes organizados en grupos de Whatsapp y Facebook han pasado a verificar estos avisos. Ya tienen miedo suficiente, no necesitan más.

publicidad

El miedo desde la llegada a la presidencia de Donald Trump y, con él las políticas y la narrativa antiinmigrante, se ha instalado en las comunidades donde viven indocumentados que temen la deportación. Hasta el momento no se sabe si las deportaciones han aumentado, ni siquiera si van a hacerlo, pero lo que sí se sabe es que cambiaron las prioridades de deportación y personas que vivían más o menos tranquilas bajo el gobierno de Obama, son ahora blanco de los agentes de inmigración.

Es por eso que los mensajes de aviso de controles de ICE se comparten en grupos de Whatsapp, grupos de Facebook y muros abiertos de redes sociales. Con su mejor intención algunos comparten imágenes que no están comprobadas, pero como explica Ambar Pinto, de United We Dream, esto es contraproducente pues "hay gente que nos quiere ver con miedo, que quiere que nos asustemos".

Las comunidades de inmigrantes no se pueden permitir difundir falsas alarmas que amedrenten aún más a sus vecindarios y familias. Los niños se echan a llorar en las escuelas, muchos inmigrantes indocumentados vuelven a las sombras, en algunas zonas aumenta el absentismo laboral porque los trabajadores tienen miedo de manejar sin licenca. Otros, sencillamente, se van antes de que los echen.

Imagen de un aviso en uno de estos grupos
Imagen de un aviso en uno de estos grupos

La importancia de la verificación


"En estos momentos más que nunca debemos crear grupos para cuidarnos. Yo antes utilizaba mis grupos para hablar mucho de política, de lo que odio a los republicanos, pero ahora tengo la sensación de que tengo que organizar más desde el amor, son círculos de protección", esto dice María Bilbao, una conocida activista de Miami que recién consiguió su permiso de trabajo.

María llegó de Argentina hace 16 años, indocumentada, pero su hijo Thomas, estadounidense, pidió la ciudadanía para ella y su marido y el día 19, justo antes de que Trump tomara posesión, llegaron sus papeles. Ahora trabaja para United We Dream y se prepara para organizar a sus vecinos a los que visita puerta por puerta dejando información, pidiéndoles sus teléfonos para agregarles a su red y estar conectados.

publicidad

"Los políticos han acusado a activistas de extender el miedo. Pasó con el alcalde Giménez, pasó con mi hijo, que es una persona afectada que creció con dos padres que manejaron siempre sin licencia, así que ese día, cuando empezaron a mandar todos esos chats Thomas actuó como uno de nosotros", dice refiriéndose a este mes de enero, cuando Thomas dio por ciertas las fotos viejas que circulaban de controles de inmigración como si fueran actuales. Entonces el alcalde Giménez acusó directamente a Thomas de extender rumores a conciencia.

Así que ahora son sumamente cuidadosos: "Comprobamos los mensajes que nos mandan a los grupos privados y cuando ya sabemos si es cierta la información la ponemos en los muros de nuestras redes", explica.

Los grupos que buscan verificar la información que circula por las redes utilizan el mismo método de comprobación. Mandar allí a personas que no estén en riesgo. Ambar Pinto es la manager de la hotline de United We Dream #MigraWatch donde reciben llamadas de inmigrantes con dudas sobre sus casos de deportación, denuncias de detenciones y avisos de retenes de ICE.

"Cuando recibimos un aviso se llama a la oficina de ese área y se pregunta si se han reportado arrestos. Si no recibimos respuesta pedimos a personas que no están en riesgo de deportación o que son ciudadanos que pasen por el checkpoint. Esto es lo que llamamos 'first hand accounts'. Lo que pedimos a la gente que no está en riesgo es que se graben en video con su nombre, el lugar donde están, que describan lo que ven. Es importante que graben todo. Entonces mandamos una alerta a las personas que tenemos en nuestra base de datos de ese código postal con un enlace a nuestra página donde están las instrucciones por si te detiene ICE". Las redadas confirmadas las postean también en su Facebook y en su Twitter.

publicidad

Si el reporte es de alguien que pasa por allí esperan a tener por lo menos tres para mandar a un equipo. "Si hay detenciones es seguro que hubo redada, entonces también mandamos alerta", cuenta.

Además, ella con otros miembros de la organización imparten cursos a voluntarios y trabajadores de United We Dream para atender a los grupos locales. "Por ahora impartimos los cursos en Texas y Nuevo México, pero nos extenderemos a Virginia, Florida, Massachusets... Cuantos estados podamos".

De 50 llamadas a 800


La hotline de United We Dream se creó el pasado año, bajo el gobierno de Obama. Entonces tenían entre 30 y 50 llamadas al mes, ahora tienen 800. Solo en estos días de marzo han recibido 130 llamadas, en 17 de ellas reportaban personas detenidas. "Estamos teniendo mucha actividad, el crecimiento es drástico", dice. Por eso aconsejan a los inmigrantes en riesgo –"y son casi todos aunque no sean indocumentados", dice– que se pongan en contacto con las asociaciones de su zona.

También se dan casos de confusiones: reportar un retén de ICE cuando en realidad es un retén de la policía. "Pero si no tenés licencia, si manejás sin licencia no puedes pasar por el checkpoint aunque sea de la policía. Tenemos que reportarlo igual", dice María, que subió esta acción comprobada a su Facebook.

Karla de Anda es mexicana del Centro de Trabajadoras del Hogar de Florida. Tras 17 años como empleada doméstica con una familia, pero colaborando activamente como voluntaria, ahora trabaja para su organización. Gestiona 3 grupos de Whatsapp "como hay un límite de personas he tenido que dividirnos en 3 grupos, uno de unas 120 y dos de unas 150". Su proceso es muy parecido, cuando recibe un reporte procura que no cunda la alarma entre sus grupos y contacta con su organización para enviar abogados al lugar. Si es un retén se activa el plan de emergencia: se avisa a los afectados de la zona para que no pasen por allí.

publicidad

Seguridad en los mensajes


"Los grupos de Whatsapp son más seguros", dice Karla. Al menos los suyos. No acepta a nadie que no venga de la mano de otra de las participantes, incluye los teléfonos y no los nombres y tienen sumo cuidado con lo que escriben. "Pedimos que nadie publique detalles personales de su estatus migratorio, de dónde viven, que no hagan comentarios más allá de sus dudas sobre el trabajo, o sobre las alertas", explica.

Los latinos son una comunidad hiperconectada. Según un estudio de Nielsen de 2015 son la comunidad que más minutos utiliza el teléfono móvil y la de mayor penetración de smartphones. Además, un estudio de Pew Research encontró que consumen más contenidos audiovisuales en el celular que otros estadounidenses. Es lógico, pues, que los Whatsapps y las redes sociales sean una manera de organizarse.

Respecto a los grupos de Facebook, existen muchos grupos locales privados que, según indican sus nombres y descripciones, vigilan la actividad de ICE. Algunos ejemplos son 'Retenes, redadas y más... El Paso', con 2,230 miembros, o 'Retenes migración, border checkpoint, El Paso', con 3,863 (ninguno de estos grupos aceptó nuestra solicitud para entrar ni para hablar con sus administradores, así que no sabemos si siguen las directrices de comprobación).

Hay muchos más con títulos claros que refieren a ICE, pero también hay otros, como uno que sí pudimos ver, con un nombre nada descriptivo. Era en realidad un grupo formado con otra finalidad que acabó convirtiéndose en un grupo de control y apoyo.

publicidad

También hay páginas abiertas, como Migra Watch UT, la página de Cristobal Villegas que vigila la actividad verificada de ICE en Utah. Villegas declaró que esta página es "su responsabilidad" y allí recoge tanto noticias de inmigración y deportaciones como alertas de redadas confirmadas, como esta.

El hashtag #MigraWatch lo utilizan varias asociaciones que después verifican la actividad reportada para mandar alarmas a través de sus grupos: United We Dream, ACLU, Make road New York, etc. Además a través de ese hashtag informan de redadas y de los derechos de los inmigrantes frente a ICE: no abras la puerta, guarda silencio, no firmes nada y reporta inmediatamente la redada.

La información sobre estos derechos es posteada muy a menudo en Twitter y Facebook para que alcance a la mayor cantidad de gente posible. también se comparte en los grupos privados. Esta red de grupos está muy atomizada y es casi espontánea. Hay grupos que tienen esta finalidad pero que surgen en diferentes lugares o comunidades, vecindarios. Otros ya conectaban a inmigrantes de una nacionalidad, de un sector laboral o de una zona y se utilizaban como espacio para resolver dudas o pedir asistencia en los procesos cotidianos y ahora los usan para protegerse.

Vea también:

Imágenes de los operativos de ICE que han generado la angustia de inmigrantes
La madre mexicana víctima de las prioridades migratorias de Trump Univision
publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
preview
Video: Policía londinense responde a reportes de un supuesto tiroteo en ‘Black Friday’
preview
El videíto: Esta familia volvió a los 70 para celebrar su cena de Acción de Gracias
publicidad