publicidad
Fidel Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del PPC llega a Moscú en abril de 1977 y lo reciben Nikolai Podgorny, Leonid Brezhnev, Andrei Gromyko, and Alexey Kosygin. Lo acompaña Carlos Rafael Rodríguez.

Brézhnev, Castro y el Ministerio de la verdad

Brézhnev, Castro y el Ministerio de la verdad

Brézhnev, Castro y el Ministerio de la verdad

Fidel Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del PPC llega a M...
Fidel Castro Ruz, Primer Secretario del Comité Central del PPC llega a Moscú en abril de 1977 y lo reciben Nikolai Podgorny, Leonid Brezhnev, Andrei Gromyko, and Alexey Kosygin. Lo acompaña Carlos Rafael Rodríguez.

Un cuento de la época del inmovilismo soviético afirma que un gran sabio fue recibido por Leonid Brézhnev y le entregó el fruto de decenios de intensa labor: una monumental Historia de la URSS en 24 tomos. El mandamás del Kremlin echó un vistazo a la montaña de papeles e hizo una sola pregunta: “¿No podría extractarlo en un solo volumen?”

El historiador, aguijoneado por el encargo del Primer Secretario del partido único, acometió la ardua tarea, y al cabo de un año, en una nueva entrevista, entregó la sinopsis solicitada. Esta vez el capo bolchevique hojeó el grueso manuscrito y formuló una nueva petición: “¿Podría reducir esto a una página?”

El sabio, con gran disciplina, puso manos a la obra, y varias semanas más tarde presentó el papel demandado, pero para su sorpresa Brézhnev le hizo aún otro pedido: “¿Puede resumirlo todo en una palabra?” El estudioso tomó entonces su pluma y escribió con grandes letras a todo lo ancho de una hoja: “¡ROBAN!”

publicidad

Este chiste, que escuché de labios de un amigo ruso y que tanto nos enseña sobre el llamado “socialismo real”, me vino a la memoria al leer la última serie de textos publicados a nombre de Fidel Castro, en las que aparece una reseña del libro Las guerras de Obama, del laureado periodista norteamericano Bob Woodward.

Según se refiere en esas “reflexiones”, el trabajo fundamental fue realizado por una traductora que en apenas tres días condensó la obra de 420 páginas. Supongo que casi no haya dormido; una labor digna de admiración y aplauso. No obstante, la autora de esa hazaña intelectual, como buena comunista de filas, ha quedado en el anonimato.

Es verdad que, al hacer ese resumen, no se pasó de una sola etapa de la anécdota brezhneviana. Además, en este caso específico debemos sentirnos satisfechos de la decisión de Castro y Granma, pues de no ser por ellos probablemente no hubiéramos tenido la posibilidad de conocer la interesante obra, al menos a grandes rasgos.

Aunque es probable que la mayoría haya evadido la lectura de este material, los cubanos que sí lo hicimos nos hemos enterado gracias a él de algunas informaciones que generalmente no permite publicar el Ministerio de la Verdad castrista: el sombrío Departamento de Orientación Revolucionaria del Comité Central.

Hemos sabido, por ejemplo, de la gran amenaza terrorista que existe para Afganistán y su vecino Pakistán y aun para Estados Unidos y otros países democráticos; del peligro nuclear real que representan Irán y Corea del Norte; del papel que la amapola "materia prima del opio" desempeña en el financiamiento del Talibán, etcétera.

publicidad

El texto se centra en los conflictos de ideas y posibles soluciones para la crisis que propugnan las distintas tendencias (Woodward las llama “tribus”) que según él existen dentro de la administración de Barack Obama. Vale la pena repetir una frase del Presidente: “En mi equipo acepto el debate, pero no toleraré la división”.

¡Buena enseñanza para tantos jefazos y caciquillos que deambulan por estos mundos de Dios y que sólo aceptan como subordinados a aquellos que les dicen siempre que sí!

La Habana, 20 de octubre de 2010.

René Gómez Manzano es abogado y periodista independiente.

publicidad
publicidad
Un experto de la Cruz Roja Americana entregó varios consejos para poder atender una emergencia como terremotos o huracanes. Un plan de emergencias, un kit de suministros, una ruta de evacuación, un teléfono y un punto de reunión con su familia, hace parte de lo que hay que tener planeado para atender una emergencia.
El huracán María provocó graves daños estructurales en todo Puerto Rico mientras que México intenta recuperarse de los graves efectos que tuvo el fuerte terremoto que sacudió varias de sus ciudades y acabó con la vida de cientos de personas.
Varios rescatistas que de manera voluntario se han acercado a las zonas devastadas por el terremoto en México, aseguraron que necesitan palas, picos, baterías, linternas, entre otras herramientas, para seguir adelante en la labor de búsqueda de sobrevivientes. Aseguraron que tienen suficiente comida.
El huracán María llegó a Puerto Rico como un ciclón de categoría 4 provocando la destrucción de gran parte de la infraestructura de la isla. El gobernador pidió al presidente Donald Trump declarar la isla como zona de desastre y aseguró que se han generado daños masivos y gran devastación.
publicidad