publicidad
Para remedios caseros, los de la abuela

El rincón de los remedios

El rincón de los remedios

Los consejos de las abuelas latinas para los males comunes. En esta entrega: infusiones.

Para remedios caseros, los de la abuela
Para remedios caseros, los de la abuela

Por: Ricardo García

Las abuelas latinas son un tanque de ideas, una botica de remedios para curar todo, conocimientos que se transmiten de una generación a la siguiente. Son directamente extraídos de los dichos y las costumbres de las abuelas, contenedoras de una sabiduría popular que tiene raíces añejas. Costumbres del estilo “Tómate agua fría y masajéate los lóbulos de las orejas” después de haberte empapado en la lluvia, o “Frótate una moneda de cobre sobre el golpe para que no te salga moretón”. Así hay varias, pero las que siguen son las más poderosas a partir de hierbas, plantas, frutas y miel.

publicidad

El mal: Resfriados
El remedio: Hay dos remedios que invariablemente aconsejan nuestras abuelas tomar para el resfriado:

El limón con miel. Es un indispensable para aclarar la garganta e inyectar de manera inmediata la vitamina C al organismo. Pareciera como si el resfriado pasara a un segundo plano después de que se toma, en un té caliente, también con las hojas de limón.

El propoleo. Se le considera casi como un antibiótico pues esta resina natural, que producen las abejas, actúa como una barrera contra bacterias y hongos.

Limón con miel para el resfriado
Limón con miel para el resfriado


El mal: Quemaduras y cortaduras
El remedio: La sábila es una de esas plantas que parecen encontrarse en el paisaje para apapachar. Si hay una herida, la crema de sábila; si hay una quemadura, la consistencia del interior de la planta sirve para aliviar el dolor y para la regeneración de la piel. El aloe vera de la planta actúa como anestésico (calma dolores musculares y de las articulaciones), además es un eficaz bactericida, dilata los capilares sanguíneos (incrementando la circulación en la zona afectada).

El mal: Indigestión
El remedio: La hierbabuena. Si hay problemas de digestión o dolores de estómago se recurren a varias hierbas para preparar una infusión. La preferida para esos casos es la hierbabuena que funciona como antiscéptico natural.

publicidad

El esfiate. La simple palabra suena como a cosa del pasado pero no es desconocida. Se encuentra en todo el territorio mexicano y su principal empleo es contra padecimientos digestivos como parásitos e infecciones intestinales crónicas y cólicos. El tratamiento consiste en cocer las ramas y otras plantas como la ruda, manzanilla, epazote de zorrillo y hierbabuena y tomarse como agua de uso.

El mal: Flatulencia
El remedio: El ajo. Este remedio lo agradecerán sus seres queridosy su salud. Los gases que se forman en el estómago son por una digestión que fermenta demasiado el alimento. Las abuelas sabias mandaban a preparar una bebida que se podía tomar en el transcurso del día o antes de las comidas: una infusión de ajo, a la que se le añaden pimienta y un poco de miel.

El mal: Ronquidos
El remedio: La ruda es una planta que agradecerán quienes duermen con un roncador. La esencia y el glucósido conocido como rutina tiene efectos antiespasmódicos y sirve como un tranquilizante natural. El sistema respiratorio, los músculos toráxicos pueden funcionar sin tensión; la ruda hace que el sistema respiratorio induzca un sueño profundo. Se puede hacer un ungüento con aceite de oliva y esta hierba para frotar en el pecho y nuca antes de dormir.


Las plantas medicinales de Mesoamérica también tienen remedios contra los males del alma. En la siguiente entrega hablaremos de esta curaciones que circulan entre abuelas para atesorar algún consejo sencillo para sanar el alma.

publicidad

Cocina recomienda:

Relacionado
Las galletas de mi abuela
Recetas de familia: Las mejores galletas del mundo
Alerta: esta receta, cargada de emociones, puede generar adicción
publicidad
publicidad
Dos postres, dos chefs, dos recetas y un mismo ingrediente base: pan viejo. Pusimos a competir la receta española de pudín de pan viejo contra la tradicional 'capirotada' mexicana. ¿Quién fue el ganador de esta dulce contienda?
El chef Miguel Ángel Rebolledo reveló el secreto para que el 'roast beef' quede jugoso y cocinado a la perfección, y todo en la comodidad de tu propia cocina. ¡Y después puedes rebanarlo y hacer un sándwich lleno de sabor!
Si la noche anterior te fuiste de fiesta y necesitas energía para comenzar el día, no hay nada mejor que este delicioso cóctel mexicano de mariscos, acertadamente llamado 'vuelve a la vida'. Anota la receta de nuestro chef Chile Mayor.
Gracias a 'la ruleta del sabor', nuestra chef Lorena García nos enseñó paso a paso esta sencilla y rápida receta de lomo saltado, platillo típico del hermoso Perú.
publicidad