publicidad
1 de 15
Publicidad

Esto sucede porque al estar en contacto con un canino, un niño estará expuesto de manera benigna a agentes microbióticos propios de los animales que, bajo condiciones normales de higiene, fortalecerán el sistema inmunológico de los niños y los harán mucho menos propensos a contraer enfermedades.

Publicado: 21 Nov | 11:56 AM EST
publicidad