publicidad
.

¿Sabes utilizar tu inteligencia erótica? logo-noticias.6bcb5218ff723b30f...

¿Sabes utilizar tu inteligencia erótica?

¿Sabes utilizar tu inteligencia erótica?

Aquí uno de los secretos mejor guardados: hacer que una relación funcione está en nosotros, no en agentes externos.

Inteligencia erótica

Por Valeria Villa


Agradézcale el término a la fantástica Esther Perel, divulgadora indispensable en temas de amor, sexo e intimidad. Es que en temas de amor y sexo, ser torpes e incapaces resulta frecuente. Muchos creen, y dan ternura por ingenuos, que el sexo es algo que ocurre naturalmente y sin esfuerzo. Le llaman química y le apuestan todo a ese elemento que es casi materia de fe. Si no hay química, no hay nada, afirman. Otra idea torpe: la pasión tiene fecha de caducidad y sólo después llega el amor verdadero, la estabilidad y el sexo que hace bostezar en lugar de producir uno o varios orgasmos.

Perel dice que para que las parejas conserven el interés, necesitan distancia, transgresión, sorpresa y juego. También afirma que hay dos tipos de parejas: las muertas y las vivas. Las muertas son las más vulnerables a buscar fuera de la relación a otro u otra que los regrese a la vida y que los haga reconectarse con partes de sí mismos que habían olvidado o enterrado.

El sexo es mucho más que sexo; simboliza la vitalidad, la creatividad y la confianza. La gente tiene romances para combatir la muerte, para volver a vivir. Y no es culpa de nadie, sino responsabilidad personal sobre cuánto se había abandonado el juego apasionante que es vivir.

Una forma de conservar el deseo por la pareja, que además, podría ser un íntimo y con quien quizá se comparte vida cotidiana, es entenderlo como un ser completamente separado de usted. No le pertenece, y no tiene derecho a controlarlo. Es, existe, al margen de usted.

publicidad


El mayor afrodisiaco

La gente en relaciones amorosas dice que desea más a su pareja cuando se da cuenta de que es atractiva para otros, cuando la hace reír, cuando ve que se apasiona por lo que hace, cuando la ve vulnerable, y alcanza a notar un destello de su humanidad, con luces y sombras.

Alguien que se siente bien, puede desplegar bondad, alegría, fuerza, capacidad de influir y persuadir a otros. Todas esas cualidades, sumadas, se convierten en deseo y en ganas de tener sexo con esa persona que tiene una vida propia y plena. Que el otro esté feliz con quien es y no le necesite, es el mayor afrodisíaco.

Convertirse en un crítico feroz, en un censor de la pareja, mata el deseo. Si alguien le dice a lo largo del día todo lo que hace mal, en lo que se equivoca y lo que no le gusta de usted, probablemente no tendrá deseo más tarde.

La pasión y la realidad son fantasías, que duran mientras no se terminan. Es decir, usted puede perder a quien ama: por enfermedad, muerte o porque se enamoró de alguien más. Tal vez, ser conciente de ello le permita presentarle a ese otro que ama la mejor versión de usted mismo, su mejor cara, su mejor actitud, sus mejores intenciones para hacerlo sentir querido y deseado.

publicidad
publicidad
Mientras su padre firmaba en el Capitolio sus primeros documentos como presidente, Barron se divertía jugando con su sobrino.
Más allá del acto tradicional, la atención estuvo centrada en el vestido de la primera dama y de los singulares pasos en la pista de la pareja que ahora regirá Estados Unidos.
El cubanoestadounidense Óscar López es el diseñador de Lara Trump, nuera del presidente Donald Trump.
La exmodelo Melania Trump nació en 1970 en Novo Mesto y se nacionalizó como estadounidense en el 2006. Sus coterráneos festejan el cargo que se le impuso tras la posesión de su esposo este 20 de enero.
publicidad