publicidad

Levántate temprano y notarás los cambios

Levántate temprano y notarás los cambios

Bien dice por ahí que el que madruga Dios le ayuda. Levantarse temprano tiene muchos beneficios, aquí te contamos algunos.

Aunque quedarse en la cama unas horas de más puede resultar placentero varias investigaciones señalan las bondades de madrugar y empezar el día temprano. El biólogo de Harvard Christoph Randler descubrió en 2010 que las personas que se levantan temprano son más proactivas y están en mayor capacidad de hacer que las cosas ocurran.

La misma investigación demostró que los madrugadores tienen la tendencia a anticiparse más a los problemas y minimizarlos de forma eficiente lo que contribuye a tener mayor éxito en el mundo de los negocios. Bien dicen por ahí que el que madruga Dios le ayuda. A continuación te ofrecemos una lista de beneficios de levantarte temprano y dormir bien.

Realizas una mejor planeación

El levantarte temprano te permite emplear un tiempo en la mañana para organizar tu día, pensar en tus metas y realizar una planeación anticipada de lo que puede ser el resto de la semana.

Puedes hacer ejercicio

La mayor excusa que tenemos para no hacer ejercicio es la falta de tiempo. Muchas personas exitosas se levantan temprano a realizar una actividad física, incluso antes de que el resto de la familia se levante y comience el día oficialmente en casa. Realizar ejercicio de forma regular te proporciona energía y te ayuda a liberar estrés.

Duermes mejor

Los expertos en el tema del sueño aseguran que si vas a la cama más temprano y te levantas más temparano, tu cuerpo va a estar en sincronía con los ritmos del planeta lo que te permite tener un sueño restaurador.

publicidad

Eres más optimista

Varios estudios han demostrado que los madrugadores poseen un carácter más optimista, tienen un mayor nivel de satisfacción, conciencia y son más tolerantes. Las personas nocturnas, por el contrario, tienen mayor tendencia a la depresión, el pesimismo y un comportamiento neurótico.

Evitas las congestiones de tráfico

Cuando sales más temprano de casa te anticipas a los embotellamientos del tráfico y puedes evitar las congestiones. Si llegas más temprano a tu trabajo puedes planear mejor tu día y evitar contratiempos.

Pasas más tiempo con tu familia

Al madrugar puedes hacerle el desayuno a tus hijos, compartir la primera comida del día con ellos, conversar, escucharlos y darles ánimo para lo que será el resto de su jornada.

Aumentas tu confianza

Entre más temprano te levantes vas a notar que aumenta tu auto confianza. El hábito de levantarte temprano te ayuda ser más productiva y resolver los problemas de una mejor manera. Levantarte temprano te permitirá anticiparte a cualquier problema, y tener mayor enfoque para conseguir lo que deseas.

Ves el amanecer

Aunque suene romántico ver el amanecer te proporciona energía y felicidad. Apreciar los primeros colores del día es una forma de darle la bienvenida a una nueva oportunidad que la vida te da.

Tienes mejores oportunidades

Aunque el irte a la cama temprano puede que te haga perder de una vida nocturna agitada, quienes van a la cama temprano tienen la posibilidad de asistir a actividades como reuniones de negocios, entrevistas de trabajo, seminarios y citas de trabajo.

publicidad

Creces personal y espiritualmente

El período de tiempo entre las 4 y las 6 a.m. es llamado por algunas filosofías orientales, el Brahma Muhurta, o el "tiempo de Dios".

En este tiempo la mente se puede concentrar fácilmente para la meditación, las oraciones, las metas o actividades relacionadas con tu crecimiento personal.

publicidad
publicidad
Durante la jornada para concientizar sobre la seguridad en el agua, llevada a cabo en Miccosukee Golf & Country Club, los asistentes fueron capacitados en reanimación y los niños recibieron clases de natación.
Accidentes de transporte
La menor se encuentra hospitalizada en un centro médico de la zona, mientras las autoridades intentan identificar al responsable que iría a bordo de un Honda Accord rojo.
La cubierta amortiguó el impacto del pequeño de solo tres años de edad. Milagrosamente no sufrió heridas de consideración.
Un menor es diagnosticado con la enfermedad cada tres minutos y siete mueren en Estados Unidos cada día por la misma causa.
publicidad