publicidad
Mauricio Montiel, chocolatero mexicano

Un Día de San Valentín con un chocolatero

Un Día de San Valentín con un chocolatero

Pasamos el 14 de febrero con el chef Mauricio Montiel para entender qué hay detrás de una caja de chocolates.

Mauricio Montiel, chocolatero mexicano
Mauricio Montiel, chocolatero mexicano

Por Issa Plancarte | @IssaPlancarte

Los ingleses tienen la fama de ser los habitantes más fríos y formales del planeta, por eso resulta curioso que inventaran la caja de chocolates para celebrar San Valentín, símbolo del amor (y la cursilería). Corría el año de 1868 cuando el empresario chocolatero Richard Cadbury inventó la primera caja de chocolates en forma de corazón para el 14 de febrero.

La oda a lo cursi nació en plena época victoriana, justo cuando la rigidez inglesa vivía su apogeo. De cualquier manera, gracias a eso, millones de chocolateros en todo el mundo viven uno de los días de mayor venta en el año. Tan sólo en Estados Unidos, se calcula que gracias a la celebración se vende la friolera de 58 millones de libras de chocolate.

Un día en la vida de un chocolatero estrella
Para entender el fenómeno seguimos de cerca al chocolatero mexicano Mao Montiel, una de las figuras más importantes de la cocina dulce en México. Este chef estudió en el Centro Culinario Ambrosía, dónde se encontró con un libro de Oriol Balaguer —el chef chocolatero y repostero más admirado en España— que determinó el rumbo que tomaría su carrera.

Después de quedar asombrado por la maestría y mirada artística sobre el chocolate, Montiel fue a realizar sus prácticas profesionales con Balaguer y terminó siendo el Chef Chocolatero de Estudi de Xocolata, el proyecto multi-premiado del chef catalán.

publicidad

Al regresar a México montó Dolcenero Design, una galería-punto de venta, donde exhibe sus recetas. Es ahí donde, al aproximarse San Valentín, la locura comienza por hacerse de alguna de las colecciones conmemorativas de la fecha. Hacerlas no es tarea fácil.

Sus actividades inician cada día en punto de las 7 de la mañana para aprovechar las horas más frías del día (la temperatura ambiental es parte crucial del proceso). El equipo de tres chocolateros comienza con tareas específicas mientras el aire se llena del inconfundible aroma del chocolate que se derrite y se templa en una plancha de mármol —esta acción permite que conserve su estructura y características al enfriarse— .

Ver a Mao Montiel y sus chefs —Josué y ‘El Pelón’— trabajar es una tarea que hipnotiza. El chocolatero es como el ninja de la cocina, la tarea exige un máximo de disciplina, movimientos rápidos y de una precisión absoluta. Se trata sobre todo de acciones repetitivas en un circuito perfectamente medido para reducir el margen de error al mínimo. Para ser chocolatero hay que ser un poco obsesivo: un grado de temperatura, el movimiento exagerado del brazo al temperar la materia prima o unos dedos calientes pueden alejar a una pieza de chocolate de la perfección.

La chocolatería, una de las disciplinas más precisas de la cocina.
La chocolatería, una de las disciplinas más precisas de la cocina.


Pasión, diseño y chocolate
Mientras trabajan cerrando los bombones que se prepararon la jornada anterior, el chef Montiel contesta llamadas y mensajes de clientes que se pelean las últimas piezas de San Valentín. Este año crearon una colección de bombones de 3 sabores distintos —lavanda/frambuesa, timut/frambuesa y rosas/frambuesa— a la que han bautizado con el nombre de ‘Pink’.

Además, esta vez crearon un chocolate en forma de corazón relleno de 8 trufas de rosa con frambuesa y fresa liofilizada cuya producción toma tres días (que alguien se come en ¿tres minutos?). Es un trabajo tan delicado que sólo se hicieron veintidós piezas.

Trufas de frambuesa para rellenar el corazón de chocolate
Trufas de frambuesa para rellenar el corazón de chocolate


Parte del trabajo de un chef chocolatero es diseñar un empaque y una estructura que funcione de soporte para piezas como ese corazón gigante. Su trabajo es como el de un arquitecto que utiliza cálculos, reglas, cuchillos y chocolate.

No estaban tan errado los estrictos ingleses cuando inventaron la manera de celebrar el amor a través de los chocolates. Se requiere sin duda de un método frío y exacto de creación para obtener un producto como el chocolate que busca despertar la ternura y pasión cuando se obsequia en el día más cursi del año.


Cocina recomienda:

Relacionado
Combinación ganadora: banana & chocolate para San Valentín #ChocolateInL...
Blondie de banana con costra de chocolate #ChocolateInLove
Esta combinación infalible de chocolate con banana no puede ser otra cosa que una gran prueba de amor.
publicidad
publicidad
El chef Miguel Ángel Rebolledo nos compartió los mejores consejos para enamorar a todos con este flan de calabaza, el cual se convertirá en tu postre preferido de Thanksgiving.
Aprovecha este fin de semana para visitar esta heladería donde los sabores y la presentación del helado te dejarán con la boca abierta.
Dale un toque dulce a tu menú semanal con esta receta tan tradicional de muchos países de Latinoamérica: un suculenta torta de 3 leches, receta de nuestra chef Lorena García.
Esta riquísima receta de pozole verde de pollo y setas es muy fácil de preparar, sigue paso a paso la receta del chef Yogui y sorprende a tu familia.
publicidad