publicidad
.

La baja autoestima te estresa logo-noticias.6bcb5218ff723b30f6c272bb9bfc...

La baja autoestima te estresa

La baja autoestima te estresa

Tanta exigencia para que todo salga perfecto y ser la mejor, te genera un estrés que puede enfermarte.

Cuando hay dolores musculares, falta de sueño, exceso de cansancio, desgano, enojos frecuentes y no hay una causa orgánica que cause esos malestares, puede ser estrés. Si no se presta atención puede derivar en problemas cardíacos, colesterol alto, enfermedades gástricas, etcétera.En otros casos suelen aparecer ansiedad o depresiones como resultado de un exceso de exigencia. Ante esta situación, frecuentemente se percibe que se ha dado mucho, que siempre parece poco, que se siente culpa cuando no se rinde " con todo" y que la autoestima es muy baja y se necesita poner mucha energía en demostrar que se es eficiente, tanta energía que provoca estrés.¿Es necesario ser perfecta, la mejor madre, la mejor empleada, es necesario demostrarlo cada día? ¿A quién se quiere satisfacer? En realidad si se está segura de hacer las cosas bien, no se necesita exigirse tanto. Se puede ocupar un tiempo para disfrutar, para distraerse, para hacer algo que cause placer y no sea obligación que de eso ya hay mucho.Parece fácil pero no lo es y muchas mujeres se enferman por no valorarse lo suficiente y no valorar la tarea que hacen cada día como madre, como esposa y como trabajadoras sea cual fuere la tarea que cumplan fuera del hogar.

publicidad

Será útil pensar en prevenir, en anticiparnos al problema y tener en cuenta que:

Es necesario dejar algo de espacio para el placer aunque sea una cosa pequeña o de escaso tiempo.No sentir que sólo hay una persona que lo puede o lo debe hacer todo, siempre se puede delegar algo.Que por sostener un trabajo o una situación no se debe entregar la vida.Que ninguna relación afectiva sana exige rendir examen cada día.Que los problemas sean de dinero, familiares o laborales, no deben ser el centro de la vida.

De acuerdo con cuánto se crea cada uno que vale su vida y ser feliz,

de eso depende entregarse lo suficiente o entregar tanto hasta

agotarse. No es bueno ser querido o estimado por ser el que más da o

ser el mejor, lo importante es ser digno y hacer lo suficiente pero sin

hacerse daño.

¿Lo pensamos juntas? Me gustaría conocer su opinión. Déjala abajo.

publicidad
publicidad
Como padres debemos entender que los hijos crecen, y que irremediablemente en algún momento se volverán adolescentes. ¿Pero cuándo tenemos que dejarlos de ver como niños?
La persona debe pensar en sí misma y determinar qué quiere, para así poder encontrar un equilibrio entre el amor a la pareja y el amor a los hijos. Hay que ser muy honesto con los hijos y explicarles la situación, que entiendan que su papá o mamá no tendrá un reemplazo. Mantener siempre una comunicación efectiva y con confianza es fundamental.
¿Realmente es necesario tener una ley que prohíba golpear a los hijos para educarlos? ¿El gobierno debe decirnos cómo disciplinarlos? Se armó el debate con esta y otra preguntas.
El derrame cerebral que sufrió el primer actor lo dejó imposibilitado para caminar y hablar, es por eso que su hijo Aldo encontró esta especial manera de comunicarse con su querido padre.
publicidad