publicidad
Checa estas claves y enséñales a cuidarse en línea.

Protocolo para niños en 'social media'

Protocolo para niños en 'social media'

Checa estas claves y enséñales a cuidarse en línea.

Checa estas claves y enséñales a cuidarse en línea.
Checa estas claves y enséñales a cuidarse en línea.

Texto: Cintia Saporito

publicidad


Nuestros hijos están creciendo en la era digital y, cada vez más temprano, naturalizan el hecho de estar frente a una computadora o dispositivo móvil. Para que puedan disfrutar de las redes sociales de la mejor manera, es clave que les enseñemos sobre las buenas formas de comunicación y medidas de seguridad. A continuación, lo que todo chico debería aprender sobre ‘social media’.  

1.Nada es realmente privado. Sin importar cuánto lo afirmen algunas ‘networks’, no hay garantías de que nuestras publicaciones no vayan a acabar en boca de todos, explicó Mike Johansson, profesor en la Escuela de Comunicación del Instituto de Tecnología Rochester. Incluso aquellos sitios que alegan que las publicaciones desaparecen tras algunos segundos, no las eliminan de su propio servidor, ni pueden asegurar que el receptor no haya hecho una captura de pantalla del material.  

2.Oídos sordos a los comentarios negativos. Las redes sociales se prestan para decir agravios. Entrena a tus hijos para que no respondan a estos ‘comments’, evitando que se los tomen de manera personal. Pero, si llegaran a ser realmente serios, deberían saber que pueden (y deben) hablarlo contigo u otro adulto de confianza, agregó el experto.

3.Tomar conciencia del ‘sexting’. Lo que puede parecerles divertido al comienzo, sólo los expondrá, y no en el buen sentido. Aliéntalos a que se pregunten si un poco de atención fugaz vale su reputación, o que alguien se aproveche de ellos, sugirió Gilda Carle, psicoterapeuta y especialista en paternidad. Una buena pregunta para que se hagan antes de publicar algo es: “¿Estaría cómodo mostrándoselo a la abuela?”

publicidad

4.Seguridad básica. Incúlcales normas de protección: usar una clave única para cada sitio, crear contraseñas de al menos seis caracteres difíciles de descifrar (que combinen mayúsculas y minúsculas, números y caracteres especiales), ‘log off’ y cerrar el navegador al terminar la sesión; y nunca modificar las contraseñas en un lugar público, detalla Bill Carey, vicepresidente de ‘marketing’ para el ‘software’ de gestión de contraseñas, RoboForm. 

5.Borrar las publicaciones no las elimina. El hecho de que desaparezcan de tu pantalla no significa que las cosas hayan sido borradas permanentemente de alguna base de datos. Por ejemplo, los ‘tweets’ se indexan simultáneamente en esta red social y en la Librería del Congreso. En consecuencia, por más que los niños eliminen sus comentarios a los pocos segundos, ambas copias seguirán existiendo, ejemplifica Johansson.  

6.Lenguaje apropiado. Así como LOL (‘laugh out loud’) o también OMG (‘Oh My God’), los llamados ‘tackronyms’ son muy comunes entre los más chicos. Sin embargo, muchos de ellos, como WTC (‘what the crap’) o WAI (‘what an idiot’), demuestran un comportamiento agresivo y poco amable, afirma Chris Phelps, fundadora del programa Campaign for Kindness. Si bien las redes sociales facilitan que esto ocurra, es responsabilidad de los padres explicarles que el lenguaje vulgar, aún en la web, es inaceptable.

publicidad

7.‘Emotional?’ Evita postear. Diles a tus niños que tomarse un momento para aclarar sus pensamientos podría evitarles varios dolores de cabeza. El sarcasmo y las exageraciones son difíciles de captar en las redes sociales. Así, frases como: “Odio esta escuela, voy a poner una bomba”, podría parecer inofensivo en casa, pero ser tomado como una amenaza por las autoridades, ilustra Tiffany Broadbent Beker, desarrolladora digital y coordinadora de Social Media en el College of William & Mary.  

Niños a la moda, ¿sí o no?
publicidad
publicidad
Este tema está que arde: ¿cuál debe ser la reacción de una mujer si a su pareja "se le van los ojos" al ver pasar a otra? ¿Los hombres deben reaccionar si su mujer también lo hace? ¡Este panel se encendió con sus opiniones!
Cada vez se ven más casos de niños que no pueden llevar una vida normal y tranquila por el miedo que les provoca que sus padres y familiares sean deportados. Por eso una especialista nos explica cómo debemos tratar este tema con ellos.
Vicko Álvarez ha vivido muy de cerca lo que un niño indocumentado siente al ver a un agente de ICE. Ese miedo y estrés lo plasmó en las páginas de 'Rosita se asusta', un libro de actividades que explica cómo lidiar con esos sentimientos.
El Dr. Juan Rivera retó a Karla, Francisca y Orlando a descubrir qué tan saludables o dañinos son estos hábitos que regularmente hacemos en el baño. ¡Y todos nos quedamos muy sorprendidos!
publicidad