publicidad
Checa los pros y contras de cada opción y toma la mejor decisión.  

¿Hacer o no hacer tú misma la declaración de hacienda?

¿Hacer o no hacer tú misma la declaración de hacienda?

Descubre cuándo es conveniente contratar a un profesional para hacer tu declaración de hacienda, y en qué ocasiones puedes prepararla tú sola.

Checa los pros y contras de cada opción y toma la mejor decisión.
 
Checa los pros y contras de cada opción y toma la mejor decisión.  

Texto: Sofía Orsay

publicidad

¿Estás en duda sobre si hacer tú misma la declaración de hacienda o contratar a un profesional para que te prepare los impuestos? Respóndete estas cuatro preguntas para descubrir la mejor opción para ti, considerando tu estilo de vida y tu situación financiera.

1. ¿Cuánto tiempo tienes?

De acuerdo con el Servicio de Impuestos Internos de EEUU (IRS, por sus siglas en inglés), deberías enviar tu declaración de hacienda antes del 15 de abril. Y prepararla ¡no es cosa de un ratito! Considera que catalogar tus documentos y facturas, investigar sobre las actividades y gastos que puedes deducir y completar tu formulario te llevará unas cuantas horas, así que si tienes el tiempo antes de esa fecha, podrías animarte a preparar tus impuestos tú misma. Pero, si vas a estar súper ocupada por estos meses, mejor delégaselos a un profesional.

2. ¿Cuán bien te llevas con la computadora?

La entidad antes mencionada asegura que el 80% de los estadounidenses hace su declaración de hacienda de forma electrónica, y las ventajas son considerables. IRS e-file, el sistema ofrecido por el IRS para declarar tus impuestos por Internet, es fácil de manejar, emplea tecnología diseñada para proteger tu información financiera, te ayuda a cometer menos errores (por lo que tus impuestos se procesarán más rápido), te comunica que tu declaración ha sido recibida y aceptada, y además ayudas al planeta al utilizar menos papel. También, quienes hayan tenido un ingreso bruto de US$60.000 o menos en 2014, pueden utilizar la versión gratuita de este sistema, llamada FreeFile. ¿Te consideras lo suficientemente hábil con tu computadora para manejar este programa? Anímate entonces. Si no, podrías pedirle a un profesional que se ocupe del asunto.

publicidad

3. ¿Qué tipo de trabajo tienes?

Si eres empleada en una empresa y no haces inversiones, es posible que tu declaración de hacienda sea bastante simple de hacer. Pero si tienes tu propio negocio, eres una trabajadora independiente, donas considerables montos de dinero a la beneficencia o haces inversiones, posiblemente te convenga contratar a un profesional.

4. ¿Has tenido cambios importantes en tu vida durante el último año?

Aun si vienes preparando tus propios impuestos durante los últimos años, puede que te convenga contratar a un contador si en 2014 has contraído matrimonio, te has lanzado a trabajar por tu cuenta o has tenido un bebé, ya que tu declaración de hacienda ¡cambiará muchísimo con respecto a años anteriores! Eso sí: presta atención, para poder hacerlo sola el año entrante.

11 ideas para usar tu devolución de impuestos
Controla tu dinero con ayuda de un 'software'
publicidad
publicidad
Beatriz Mendoza, de California State University Northridge, explica las opciones de financiación que tienen los estudiantes actualmente para cubrir los gastos universitarios. Invita a la feria de educación donde se tratarán este y otros temas relacionados.
José Deguer fue manager del 'Divo de Juárez' durante tres años y explicó, en exclusiva, los problemas económicos que tenía Juan Gabriel con el gobierno de México y el de Estados Unidos.
Se estima que, en promedio, una familia estadounidense tiene una deuda de alrededor de 16,000 dólares. Lo mejor que puede hacer para manejar sus deudas y prevenir el fraude es conocer sus derechos como deudor. Berenice Gartner explica en El 41 a tu lado.
Los hackers pudieron acceder a números de seguro social, datos personales e historial de crédito. La empresa había reconocido que el pasado jueves se filtró información de 143 millones de personas.
publicidad