publicidad
Juegos interactivos

Mantén a tus hijos a salvo de las amenazas en línea

Mantén a tus hijos a salvo de las amenazas en línea

¿Qué hacer para cuidar a los niños de amenazas mientras utilizan juegos interactivos?


Juegos interactivos
Juegos interactivos

Texto: Bárbara Asnaghi 


Si tu hijo ya está experimentando con los juegos interactivos en red, deberías informarte de las herramientas que existen, para asegurarte de que esté a salvo de peligros o personas extrañas que puedan exponerlo o dañarlo de algún modo. Te damos algunos consejos.


publicidad


Checa el puntaje ESRB


Todo juego de computadora o de consola posee en su descripción un puntaje otorgado por La Junta de Puntaje de Software de Entretenimiento (ESRB, por sus siglas en inglés). Esta calificación indica la edad de uso sugerida, acorde al contenido. Lo que no puede preverse en estos puntajes, es lo que los jugadores pueden decir o hacer online, por lo que deberás tomar tus propias precauciones al respecto.


Aplica cuidados parentales


Lamentablemente, el anonimato de los juegos online puede dar lugar a que algunos jugadores envíen contenido obsceno, sexual o racista, entre otros, con lo cual deberías utilizar las herramientas que te ofrecen las consolas y los juegos para evitarlo. La mayoría de estos brinda la posibilidad, además de bloquear el acceso a ciertos juegos o contenidos inadecuados, de restringir la interacción con otras personas. 


Para esto, asegúrate de configurar una cuenta distinta para cada uno de tus hijos, checar si la consola puede bloquear el acceso a juegos online, elegir con quién puede comunicarse tu hijo y mediante qué medio (voz, chat, y/o video), recomienda la ESRB. En muchos casos, puedes seleccionar a algunos usuarios que conozcas (amigos o familiares), mediante el intercambio de claves de seguridad (como ocurre con las consolas Wii), para que sean los únicos que puedan interactuar con él.


Otras formas de mantenerlos a salvo


publicidad


Además de las medidas anteriores, no deberías dejar de leer estos tips:


• Mira sobre el hombro de tus hijos cuando jueguen, y escucha si están usando el chat de video o de voz, para estar al tanto de lo que hacen.
• Involúcrate y entérate de qué tipo de juegos utilizan.
• Habla con ellos sobre las medidas de seguridad online. 
• Busca juegos online que te ofrezcan la posibilidad de bloquear, silenciar (tanto chat como voz), controlar (ser capaz de entrar a la cuenta de los niños para ver la lista de personas con las que juegan), y notificarle al proveedor del juego sobre una persona que no se comporte correctamente.
• Ten la PC o consola en un área común de la casa, para poder ver y oír lo que ocurre.

• Asegúrate de que, al registrarse o jugar con otras personas, tus hijos no divulguen información financiera o personal sobre ellos o su familia.


Algunos juegos populares para niños y adolescentes que les permiten interactuar con personas de todo el mundo, son el Mario Kart 7, Fast and Furious Showdown, ambos para Nintendo 3DS; Transformers 4 Rise of The Dark Spark para Xbox 360, Nintendo 3DS (mayores de 10 años); o Minecraft para PlayStation 3 o Xbox 360 (para mayores de 10 años). 


No te vuelvas paranoica, pero infórmate ¡y toma tus precauciones!

publicidad
publicidad
En San Antonio cada día 100 perros son levantados de las calles y llevados a una perrera municipal, por lo que organizaciones promueven los hogares temporales para aquellos animales a punto de ser sacrificados por sobrecupo en los albergues.
En honor al cumpleaños de Ana Patricia, y para también para consentir a Karla, el mexicanísimo Chef Chile Mayor preparó estas costillas de cerdo con una picosa salsa ranchera que enamoró a todos.
Rigo Reyes, del Departamento de Protección al Consumidor, dice que la recomendación principal es comprar los boletos personalmente o en las páginas web oficiales. En caso de ser víctima, se puede hacer una denuncia, aunque es difícil contactar a los estafadores.
El actor argentino publicó en su cuenta de Instagram un video donde revela el tratamiento al que se somete para cuidar su piel y lucir como todo un ‘papacito’.
publicidad