publicidad
Cambia el cine por los pañales

Megan Fox cambia la pantalla grande por la maternidad

Megan Fox cambia la pantalla grande por la maternidad

La hermosa actriz se convirtió en madre el pasado septiembre y está decidida a dejar su papel de 'sex symbol' por uno de 'mamacita'.

Cambia el cine por los pañales
Cambia el cine por los pañales

No cabe duda que con la maternidad la vida de Megan Fox dio un giro de 180 grados, de ser una de las actrices más sexys y solicitadas de Hollywood se ha convertido en una madre devota.

Felicita a Megan por la llegada de su bebé, hazlo en los Foros.

La artista confesó a la revista Marie Claire que acostumbrarse a su nuevo ritmo de vida no ha sido nada sencillo, pero está dispuesta a dejar todo por su hijo.

"Es muy difícil todo esto para mí porque siento que el cine ya no es mi trabajo. Mi trabajo es estar con mi bebé", con estas declaraciones Megan deja entrever que podría poner un freno a su exitosa carrera.

Sin embargo, para Fox no es un sacrificio hacer a un lado sus sueños con tal de cuidar a su pequeño Noah. Explicó que tener un hijo fue un deseo que a sus 26 años por fin pudo hacer realidad y lo mejor es que está muy enamorada de su esposo, el actor Brian Austin Green.

publicidad

En la publicación señaló que a pesar de que en Brian ha encontrado a un gran hombre no siempre es fácil convivir en pareja: "Creo que él es mi alma gemela, pero eso no significa que no cueste trabajo porque somos muy diferentes".

publicidad
publicidad
publicidad
Esta astronauta, quien es la única mujer que ha sido dos veces comandante de una estación espacial, completará 534 días en órbita el próximo lunes. El presidente Donald Trump y su hija Ivanka la llamarán para felicitarla.
El termómetro marcará de 58 a 78 grados Fahrenheit durante el día. Conozca el pronóstico extendido.
La mayoría de contagios se dieron en una preparatoria, seguidos por los hallados en Mesquite.
Las universidades privadas de los Estados Unidos reciben cada año miles de millones de dólares en donaciones. Estos fondos provienen de donantes privados, fundaciones y corporaciones que estarían contribuyendo a la educación de miles de estudiantes. Pero, ¿hacía dónde van y por qué hay quienes consideran que estas universidades se han convertido en “paraísos fiscales"?