publicidad

Los Kardashian invaden París para la boda de Kim

Los Kardashian invaden París para la boda de Kim

Faltan pocos días para la gran boda de Kim y todo el clan Kardashian ya llegó a La Ciudad de la Luz para alistarse para la inolvidable ceremonia.

Faltan pocos días para la gran boda de Kim y Kanye y todo el clan Kardashian ya llegó a ‘La Ciudad de la Luz’ para alistarse para la inolvidable ceremonia.

Fue Kris Jenner la primera en llegar a París y no tardó en compartir su emoción en las redes sociales: "Oh Hiiiiiiiiiii PARIS!! ¡Estamos aquíiiiiiiiiiii!". La matriarca de la popular familia posó en el carrusel de la Torre Eiffel con Kourtney Kardashian.

La hermana mayor de Kim se enfundó en una minifalda negra para viajar junto a su hijo Mason, ella también se hizo escuchar en Twitter: "¡El amor en una ronda! #Nightsinparis #herecomesthebride #KanyeheartsKim".

Khloé, Kendall y Kylie viajaron juntas y luciendo súper sexys pero cada una con su estilo característico. La ex mujer de Lamar Odom presumió sus curvas totalmente en blanco, Kendall optó por unos jeans y zapatos plateados, mientras que Kylie se arriesgó con unas botas de plataforma y su cabellera teñida de azul.

Pero el que dio la nota al arribar al aeropuerto de París fue Robert Kardashian. Hace mucho que el único varón Kardashian no aparecía ante las cámaras y nos dejó con la boca abierta ya que, a pesar de que ha luchado por bajar de peso, se le vio con varias libras de más e intentando huir de las cámaras.

publicidad
publicidad
publicidad
El hijo secreto del fallecido cantante quiere vivir en la tierra que vio nacer a su padre y un experto presagió el futuro de ‘El Sol’.
Además; Ana Patricia amaneció gangosa, a Giulietta no le gustan los chistes y Satcha conoció la mirada de Latin Lover.
Orlando Segura se burló de Eugenio Derbez por que el actor mexicano corrió detrás de 'la Diva del Bronx' para poder sacarse una foto con ella.
Siempre sonriente, la actriz mexicana dijo que su familia la ha apoyado incondicionalmente durante su tratamiento. También afirmó que “el cáncer no se toma en serio, lo que se toma en serio son los tratamientos”.