publicidad
Kim Kardashian y North West

Kim Kardashian y Kanye West no quieren que su nuevo hijo se llame como un punto cardinal

Kim Kardashian y Kanye West no quieren que su nuevo hijo se llame como un punto cardinal

La popular pareja prefiere optar por un nombre más tradicional para su segundo bebé, tal vez ligado a su familia.

Kim Kardashian y North West
Kim Kardashian y North West

No parece que Kim Kardashian y Kanye West vayan a seguir con la broma de darle a su nuevo hijo un nombre basado en un punto cardinal.

publicidad

Según ha contado una fuente a TMZ, la pareja optó por el nombre de North para su primera hija por el elemento de 'poder' que tenía el apelativo. Ya que ese punto cardinal siempre está en la parte superior y ningún otro punto puede igualar eso.

Así, tanto Kim como el rapero preferirían esta vez darle a su bebé un nombre más tradicional, con algo de herencia familiar, probablemente conectado con sus padres fallecidos, Robert en el caso de Kim y Donda, en el de Kanye.

Aunque la pareja aún no conoce el sexo del bebé, que nacerá en diciembre, espera que el recién nacido sea varón: "Quieren un niño", reveló una fuente cercana a Kim a la revista Us Weekly.

Y mientras Kim sigue adelante con su embarazo, se prepara mentalmente para las críticas que sabe que recibirá cuando aumente de peso, tal como le pasó durante el embarazo de North.

A la estrella, que superó una preeclampsia durante su primera gestación, los comentarios sobre su figura durante su primera maternidad le resultaron muy hirientes, hasta el punto de afectar a su forma de comportarse.

"Me duelen mucho. Me hicieron cambiar cómo soy en público. He intentado llevar una vida más privada. Mi cuerpo se volvió loco. Después de cinco meses prometí que nunca volvería a quedar embarazada. Me puse tan enorme que sentía como si alguien se hubiera apoderado de mi cuerpo", confesaba a Jay Leno en 'The Tonight Show' en octubre de 2013.

publicidad

 


publicidad
publicidad
Cientos de personas viajaron hasta la Patagonia argentina para contemplar el eclipse, que duró unas dos horas y media.
Pérez, el primer hispano que lidera a los demócratas, tiene por delante una de las misiones más difíciles en la política estadounidense: unir a los demócratas y oponerse a Donald Trump de manera efectiva.
Después de que el presidente Trump interrumpiera y mandara a sentar a un reportero judío que durante una rueda de prensa lo cuestionó sobre las más de 40 denuncias de amenazas contra centros judíos, el presidente abordó el tema cinco días después para condenar los actos antisemitas y catalogarlos como horribles y dolorosos. Gabriel Groisman, alcalde de Bal Harbour, y Leah Soibel, fundadora y directora Fuente Latina, se refirieron al tema.
Hablamos con expertos sobre el balance de los primeros 30 días de Donald Trump en la Casa Blanca, varios de sus nominados han renunciado y aún se mantiene la guerra legal en corte por la Orden Ejecutiva sobre los siete países de mayoría musulmana que le prohibieron implementar, sus simpatizantes están de acuerdo con esas decisiones mientras sus detractores las condenan completamente.
publicidad