publicidad

Galilea Montijo no es perfecta, ¡tiene celulitis!

Galilea Montijo no es perfecta, ¡tiene celulitis!

La presentadora mexicana confesó a la prensa que no es una mujer perfecta, al contrario, tiene una que otra imperfección.

El hecho de salir a cuadro y tener unas curvas de infarto no significa que las famosas sean perfectas, al menos eso es lo que Galilea Montijo confesó a la prensa mexicana.

"¡Yo sí tengo celulitis y a mucha honra, porque me han costado mis tortas!, de hecho todas las mujeres tenemos celulitis a menos que te la vivas en el gimnasio y vivas para hacer ejercicio", dijo la presentadora mexicana.

Galilea, quien se encuentra promocionando la clínica que la regresó a su peso después de haberse convertido en madre, confesó que los caballeros también tienen celulitis: "Ellos también tienen, en el caso de las mujeres salen por cuestiones hormonales, pero de que tienen, ¡tiene!".

Después de haber perdido más de 20 libras, la presentadora se siente feliz con su cuerpo e invitó a  todas las mujeres a comer sano y no alterar su cuerpo con pastillas para adelgazar.

"Lo que yo hice fue comer sano, lo demás llega solito. Les aconsejo que antes de meterse algo extraño a su cuerpo investiguen, no caigan en manos de charlatanes", dijo.

Señoras, Galilea Montijo a hablado, ¡dejen de preocuparse por la celulitis y mejor coman sano!

publicidad
publicidad
Por segundo día consecutivo, cientos de personas se dieron cita afuera de la Torre Trump para manifestarse en contra del presidente como parte de una acción nacional. Sus quejas fueron varias, e incluso, algunos sienten temor.
Las autoridades creen que la fuente de las enfermedades que afectan a los vecinos de esta localidad podría ser el agua que consumen. Muchos fueron diagnosticados con enfermedades renales.
El indignante abuso quedó captado en video por una testigo que lo presenció todo y lo grabó con su celular. La mujer publicó el video en sus redes sociales y en pocas horas se volvió viral.
Una de las vecinas asegura que escuchó un estruendo y pensó que se trataba de un accidente de tráfico. Cuando salió a la calle no podía creer que lo que se había estrellado delante de su casa era una avioneta.
publicidad