publicidad
Premios Juventud Vota ya, ¡los ganadores dependen de ti!

Los bebés en peligro de contaminación

Los bebés en peligro de contaminación

En lugar del tradicional pan debajo del brazo, los bebés vienen al mundo actual con un concentrado de sustancias químicas tóxicas.

En una época en la que los organismos de salud recomiendan a las embarazadas y niños no consumir ciertos pescados por su alto contenido en mercurio, un nuevo informe de la organización ecologista internacional "Greenpeace" alerta sobre siete tipos poco conocidos de contaminantes orgánicos persistentes (COP) presentes en el aire, en juguetes, ropa, moquetas, envases, cables, discos compactos, detergentes, champús, cosméticos y otros productos de uso cotidiano.

Estas sustancias pueden influir en el organismo humano desde el momento de la gestación, por lo que la organización ecologista pide una legislación que asegure a los niños y niñas el derecho a nacer libres de sustancias tóxicas y la ratificación del Convenio de Estocolmo de la ONU sobre estos contaminantes.

publicidad

Según la organización ecologista, las actuales políticas de control no nos protegen frente a los COP, y el hecho de que existan productos sustitutivos más seguros debe ser razón suficiente para su prohibición.

Cincuenta países integran ya el citado convenio, con la reciente ratificación por parte Francia, por lo que se ha encendido la luz verde para su entrada en vigor en mayo de 2004, con la restricción de fabricar y comercializar 12 COP muy peligrosos, un principio para cubrir el vacío existente. El trabajo será arduo porque existe un grupo de unas 1.400 sustancias "extremadamente preocupantes" que exigiría un "tratamiento especial" previo el pertinente estudio, según el citado informe.

Otro dato escalofriante es que no se tiene suficiente información sobre los posibles efectos en la salud del 95 por ciento de las aproximadamente 100.000 sustancias químicas que se fabrican y comercializan en la Unión Europea.

No existen "pruebas indiscutibles" del daño de los COP puesto que es imposible un estudio comparativo al "no haber ningún organismo que no esté contaminado", aduce "Greenpeace". Sin embargo, en los últimos 50 años se han incrementado las malformaciones y partos prematuros, las enfermedades llamadas infantiles, o que tienen sus orígenes en la niñez, así como cáncer, asma, desórdenes inmunológicos o trastornos del desarrollo y del sistema reproductor.

publicidad

Las pruebas que se presentan en el documento de "Greenpeace", elaboradas por académicos, gobiernos e instituciones internacionales, como la Organización Mundial de la Salud, "no son fáciles de desestimar y todas ellas contribuyen al creciente banco de investigación internacional".

"El legado químico" ha sido redactado por la investigadora británica Catherine N. Doney, basándose en más de 200 referencias. Se afirma que "muchas de las sustancias químicas que se usan habitualmente en los productos de consumo y que están presentes en el polvo doméstico, también están en el cuerpo humano, incluyendo a fetos y recién nacidos".

La población infantil está especialmente expuesta y su contaminación comienza a través de la placenta. Luego, su respiración absorbe el doble de aire que un adulto y recoge las sustancias químicas con más eficiencia. Sin embargo su capacidad de metabolización se produce a un ritmo de 2 a 9 veces más lento que el de los adultos, por lo cual las procesan más despacio y las eliminan con menos eficacia.

En la pubertad, la maduración sexual viene acompañada de complejas interacciones entre el sistema nervioso central y los órganos secretores de hormonas, que pueden verse afectados por los factores medioambientales. De hecho, el llamado "cocktail químico" se acelera en la pubertad y afecta más a los varones, con un incremento de cáncer vesicular y una disminución de esperma a un ritmo del 1 por ciento anual.

publicidad

Desórdenes como el descenso en el recuento espermático, las disfunciones testiculares y el riesgo de cáncer testicular están aumentando, debido, probablemente –según el informe- a una disrupción o ruptura brusca de hormonas sexuales durante el desarrollo, y se ha identificado una amplia variedad de sustancias químicas que actúan como disruptores endocrinos.

Los siete grupos químicos

El informe estudia siete grupos químicos. Los alquilfenoles se encuentran en textiles y cuero, detergentes, plaguicidas y en el lubricante espermicidada Nonoxynol-9.

El Bisfenol-A se usa en la fabricación de productos soportes digitales, equipamiento eléctrico, automóviles, equipos deportivos y médicos, contenedores para comida y bebida, recubrimiento de latas, tapones de botellas e incluso en los polímeros dentales.

Los pirorretardantes bromados están presentes en plásticos y textiles, mientras que los compuestos organoestánnicos se usan como antiincrustantes, en biocidas para refligeración, bactericida antimoho en albañilería, funguicida y plaguicida en moquetas, PVC, gomas, pinturas, pañales y plantillas para zapatos.

Los ftalatos se encuentran en el PVC, en materiales de construcción, muebles, suelos, envases alimentarios, juguetes, ropa, interiores de automóviles, cables y bolsas de sangre. Se usan como disolventes, en detergentes, jabones, champús, cremas de manos, esmaltes de uñas, cosméticos y perfumes.

publicidad

Los almizcles sintéticos se encuentran en productos parecidos a los ftalatos aunque también existen en productos alimenticios y ambientadores. Por último, las parafinas cloradas se utilizan como lubricantes, plastificantes, pirorretardantes, aceites industriales, acabado de pieles y textiles, y en adhesivos, pinturas, gomas y productos de sellado.

La mayor parte de esas sustancias analizadas son persistentes, permanecen en el medio ambiente en tales cantidades que se detectan continuamente, y son bioacumulables, es decir se acumulan en el cuerpo de los organismos, en los tejidos adiposos o en otros órganos, como el hígado o los riñones.

El cáncer es la tercera enfermedad causante de muerte entre los niños de 1 a 19 años y "sólo entre 5 y el 10 por ciento se ha relacionado con el factor genético, mientras que el resto parece estar relacionado con una amplia variedad de factores medioambientales", asegura el informe.

Alrededor del 55 por ciento de las muertes infantiles pueden atribuirse a anormalidades congénitas, complicaciones por el bajo peso al nacer, parto prematuro, síndrome de muerte súbita del lactante o complicaciones en el parto. El riesgo de desarrollar estos desórdenes se incrementa por la exposición a productos químicos, dado que, aunque desciende el número de muertes debidas a otras causas, las anormalidades congénitas no disminuyen.

publicidad

Aumentan las enfermedades del sistema nervioso infantil, con discapacidades en el desarrollo del niño, y en su aprendizaje y comportamiento, con mayor número de casos de autismo.

Alergias y Asma

Las enfermedades no infecciosas están aumentando especialmente en los países más industrializados, pero en particular el asma, las alergias y las enfermedades autoinmunes crecen en todo el mundo.

En este apartado, la población infantil también se lleva la peor parte, porque las sustancias químicas que provocan cambios en el sistema inmunológico cobran especial relevancia en el desarrollo prenatal y principio del posnatal, épocas en las que se determina para el resto de la vida la capacidad de respuesta inmunológica. Incluso, "los efectos podrían no manifestarse en el momento del nacimiento o en la niñez sino a lo largo de la vida adulta".

Además de los siete grupos químicos citados, constituye un capítulo aparte, según "Greenpeace", la conocida sustancia DDT, hallada en la actualidad como producto intermedio necesario para la fabricación del pesticida Dicofol. Ha sido profusamente utilizada desde los años treinta, tanto en el campo como en los hogares, también es bioacumulativa y persistente, y se encuentra en todos y cada uno de los organismos humanos después de 70 años de uso.

A pesar de que existen alternativas de sustitución, mediante otros pesticidas no contaminantes, España, Brasil, China, India e Israel continúan fabricando el DDT.

publicidad

Es imprescindible el uso de productos alternativos que no perjudiquen la salud humana, como la única solución para evitar daños irreparables en las generaciones futuras y para que nuestro legado no sea la contaminación pura y dura. Después de lo que hemos hecho, se lo debemos.

publicidad
publicidad
publicidad
El actor aclaró a los medios que la cita con el juez y con Marjorie de Sousa para fijar la cuota mensual para el sostenimiento de su hijo es el 9 de junio, razón por la cual todavía no hay un veredicto final.
La actriz mexicana relató lo duro que ha sido aceptar la pérdida de su hijo y reiteró que “nada se le compara a ese dolor porque ya lo tenía todo listo para su llegada”.
La actriz venezolana Marjorie de Sousa narró en 'Íntimamente Compartiendo Entre Amigas' el momento en que se enteró que Matías venía en camino y contó quién le gustaría que fuera su padrino.
Desde hace un año que nació su hijo Michael Victor, ¿cómo lidia Lourdes Stephen con la maternidad? La presentadora confesó que hay alguien que le hace mucha falta en su vida.