publicidad
Rafael nadal a paso firme en el torneo de maestros británico.

Rafael Nadal cumple con un secreto a voces en el Masters de Londres

Rafael Nadal cumple con un secreto a voces en el Masters de Londres

Un Rafael Nadal bravo y confiado ya sobre la pista azul que acoge las Finales ATP, en Londres, confirmó hoy un secreto a voces al clasificarse como primero de grupo para las semifinales de la competic...

Rafael nadal a paso firme en el torneo de maestros británico.
Rafael nadal a paso firme en el torneo de maestros británico.

LONDRES - Un Rafael Nadal bravo y confiado ya sobre la pista azul que acoge las Finales ATP, en Londres, confirmó un secreto a voces al clasificarse como primero de grupo para las semifinales de la competición, en las que se verá con el británico Andy Murray.

Si bien Nadal salió "contento" por haber "cambiado la imagen del año pasado" en las Finales de la ATP con sus tres victorias conseguidas en la liguilla inicial, al español le esperaban numerosos interrogantes que resolver en la sala de prensa sobre un dudoso punto que polemizó la jornada.

El episodio en cuestión tuvo lugar en el duodécimo juego del primer set, cuando Nadal tenía el servicio.

El marcador indicaba 15-15 y una pelota de Berdych tocó por milímetros la línea. Nadal levantó la mano, creyendo que había sido mala, y el juez de silla dio en principio el punto al balear, pero Berdych pidió el "Ojo de Halcón" y demostró que la pelota había botado dentro.

publicidad

El juez cambió su decisión y dio el punto a Berdych (15-30), lo cual desató la ira y la protesta de Nadal, que reclamó la consulta del supervisor y la repetición del punto.

"Probablemente lo más justo es que el punto sea suyo, pero con todo lo que ha transcurrido después, el punto se tenía que haber repetido. Las cosas son muy claras: yo he influenciado al árbitro, pero el árbitro no se puede dejar influenciar por mí. Con lo cual, desde el primer momento en que él canta la bola, el punto se debe repetir", explicó Nadal molesto por la importancia que estaba adquiriendo el asunto.

Pese a todo, la decisión del árbitro del partido, el brasileño Carlos Bernardes, no fue determinante para el resto de ese juego, que acabó anotándolo Nadal ni para el transcurso del resto del partido.

Después de una reñida primera parte, que tuvo su desenlace en un interesante "tie-break", el balear -que se clasificó hoy para sus primeras semifinales de la "Copa de Maestros" desde 2007- irrumpió con más ganas, si cabe, para abordar la segunda manga.

Con una tercera victoria, por 7-6 (3) y 6-1, en el O2, de donde se fue el año pasado sin ganar un set-, Nadal se marchó "contento" y dispuesto a ofrecer su "mejor tenis" ante el héroe local, al que considera "preparado" para ganarlo "tranquilamente, sin ningún tipo de problemas", el sábado.

publicidad

Precisamente al culminar ese duelo, la ATP hizo entrega de otro de sus premio de final de temporada. En este caso, los galardonados fueron el alemán Tobias Kamke, como mejor debutante del año, y el holandés Robin Haase, como el mejor tenista que regresó al circuito este curso tras su inactividad.

El indio Rohan Bopanna y el pakistaní Aisam Qureshi también recibieron un premio, el de la pareja humanitaria del año, de manos del presidente de la ATP, Adam Helfant.

Tras resolverse el segundo duelo de individuales del día ya pudo empezar a hablarse del otro cara a cara que ofrecerán las semifinales: Roger Federer-Novak Djokovic.

El balcánico, número tres del mundo, sólo tuvo que ganar el primer set de su partido ante el estadounidense Andy Roddick para sellar su presencia en las semifinales, pues llegó a la cita con muchas más posibilidades de acceder que su rival.

Una vez conocida la victoria de Nadal frente a Tomas Berdych en dos mangas, la única opción que le quedaba a Roddick para progresar era ganar a Djokovic esta noche también en dos sets.

Sin embargo, el partido empezó siendo favorable a Djokovic, que se impuso clara y rápidamente (en una hora y cinco minutos) para estar

Con la vista puesta ya en su cita del sábado, Djokovic aseguró que "probablemente será un partido similar" a los últimos que han disputado estos dos jugadores, en los que "estuvimos muy igualados".

publicidad

"Será un gran reto para los dos. Creo que es bueno para el torneo que se nos vea a ambos jugar juntos en una semifinal", señaló.

Djokovic, que jugará la próxima semana su último partido oficial con el equipo serbio en la final de la Copa Davis contra Francia, dijo que el ganador de ese duelo ante Federer "será más que nada cuestión de tener un día bueno o malo".

El tenista que ganó la "Copa Masters" en la final ante el ruso Nikolay Davydenko de la edición de 2008, en Shanghái, no mostró en su partido de este viernes ninguna señal de la irritación sufrida en su ojo derecho en el anterior duelo, ante Nadal.

"(El problema) era una de las lentillas. Todo está bien ya. Me las pegué a los ojos", dijo Djokovic entre risas al ser nuevamente preguntado por aquella anécdota en una rueda de prensa.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Más Deportes
publicidad