publicidad
El desafío para la próxima temporada será mantener la cima del ránking y ganar un Grand Slam.

Caroline Wozniacki, la reina sin corona del tenis femenino

Caroline Wozniacki, la reina sin corona del tenis femenino

Caroline Wozniacki, a pesar de su derrota en la final del Masters en Doha, terminará el 2010 como número uno del mundo, pero tendrá que seguir escuchando críticas por haber alcanzado la cima sin ganar ningún Grand Slam.

El desafío para la próxima temporada será mantener la cima del ránking y...
El desafío para la próxima temporada será mantener la cima del ránking y ganar un Grand Slam.

DOHA, Qatar - La tenista danesa Caroline Wozniacki, a pesar de su derrota en la final del Masters en Doha, va a terminar la temporada como número uno del mundo, pero tendrá que seguir escuchando críticas por el hecho de que alcanzó esa posición sin ningún gran título en su palmarés.

La danesa, de 20 años, tenía la oportunidad de romper esa 'maldición' en el Masters en suelo qatarí, pero la belaga Kim Clijsters se lo impidió en el último partido, como ya había hecho en la única final de un Grand Slam disputada por Wozniacki, el US Open de 2009 en Nueva York.

En los últimos meses, coincidiendo con su progresión en el circuito WTA, Wozniacki ha sido criticada a menudo por su estilo de juego defensivo y poco espectacular, lo que para muchos expertos es la causa principal de sus problemas en las grandes citas.

publicidad

"¿Qué ha ganado?", se preguntaban irónicamente algunos de sus detractores cuando se aseguró, el pasado 7 de octubre, ocupar la primera posición de la clasificación mundial del tenis femenino.

Desde su paso a categoría profesional en 2005, Wozniacki ha conquistado doce torneos, de ellos seis este año (Ponte Vedra Beach, Copenhague, Montreal, New Haven, Tokio, Pekín), pero no ha podido consagrarse en ninguno de los cuatro 'grandes' del calendario (Australia, Roland Garros, Wimbledon, US Open).

Su palmarés palidece ante el de la ex número uno estadounidense Serena Williams, que acumula trece títulos del Grand Slam y que esta temporada ha ido perdiendo puntos después de no jugar por lesiones.

"Sólo dos jugadoras este año alcanzaron la cuarta ronda de los cuatro torneos del Grand Slam, Caroline y Venus (Williams)", recordaba la dirigente del circuito WTA, Stacey Allaster.

"Ella (Wozniacki) ha ganado más partidos que cualquier otra jugadora. Caroline es la jugadora más constante de los últimos doce meses", subrayó.

La estrella danesa, hija de un ex futbolista profesional polaco emigrado a Dinamarca a finales de los ochenta y de una internacional polaca de voleibol, descubrió el tenis a la edad de 7 años, golpeando sus primeras bolas contra la pared de la casa familiar en Koge (este de Dinamarca).

Ayudada por su padre, que le acompañó en sus primeros pasos en este deporte, fue mostrando una gran progresión y en 2006 llegó a proclamarse campeona del prestigioso torneo júnior de Wimbledon.

publicidad

En un circuito WTA cada vez más abierto por la irregularidad de las hermanas Williams y las retiradas de las belgas Justine Henin y Kim Clijsters, Wozniacki pudo ir haciéndose un hueco, junto a Vera Zvonareva, Elena Dementieva, Jelena Jankovic, Samantha Stosur y otras.

En 2008 empezó a dar muestras de su potencial y en los últimos meses no ha parado de mejorar, lo que le ha permitido ser la sexta jugadora más joven en alcanzar el número uno, por detrás, eso sí, de referentes históricos como Martina Hingis o Steffi Graf.

El desafío para 2011 se presenta claro: mantener el número 1 y poder romper esa 'maldición' para, por fin, ser la mejor sin que nadie dude de ello.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad
Premios Lo Nuestro