publicidad
Un equipo de comentaristas y periodistas del Canal Plus de España viajó a Miami para narrar los partidos del Heat vs. los Dallas Mavericks. Junto a ellos, llegó el sur de Florida prensa de todo el Mundo.

Periodistas explican por qué el Miami Heat podría ser el equipo más odiado del mundo

Periodistas explican por qué el Miami Heat podría ser el equipo más odiado del mundo

Algunos opinan que el Miami Heat es el equipo más odiado de Estados Unidos. Pero los representantes de la prensa internacional que vinieron a cubrir la serie Final de la NBA contra los Dallas Mavericks opinan que podrían ser el más odiado del mundo.

Un equipo de comentaristas y periodistas del Canal Plus de España viajó...
Un equipo de comentaristas y periodistas del Canal Plus de España viajó a Miami para narrar los partidos del Heat vs. los Dallas Mavericks. Junto a ellos, llegó el sur de Florida prensa de todo el Mundo.

MIAMI, Florida - En Chicago el Miami Heat es odiado porque derrotó a los Bulls, y en Cleveland, el equipo es rechazado porque su gerencia "se robó" al astro LeBron James para que convirtiera el sur de Florida en su hogar. De hecho, por esas y otras razones, hay quienes opinan que el Miami Heat es el equipo más odiado de Estados Unidos.

Sin embargo, ese rechazo nacional podría extenderse a nivel global, según algunos de los periodistas de la prensa internacional que viajaron al sur de Florida para cubrir la Serie Final de la NBA 2010-2011, que enfrenta al Miami Heat vs. los Dallas Mavericks.

En el American Airlines Arena de Miami, el jueves por la noche, para el segundo partido entre el Heat y los Mavericks asistieron (además de los miles de fanáticos vestidos de blanco) más de 2 mil miembros acreditados de la prensa local, nacional e internacional.

publicidad

En el lugar había periodistas de tan cerca como el periódico El Nuevo Día de Puerto Rico, como cronistas deportivos que viajaron desde España, representando al Canal Plus. Su presencia pone en evidencia que los ojos del mundo están fijados en la Serie Final de la NBA, y en las ciudades de Dallas y Miami.

El periodista Li Bing es uno de 16 comunicadores cubriendo el partido en Miami con la CCTV, la televisión del estado chino. En su mal inglés le fue fácil explicar que 100 millones de fanáticos estuvieron viendo el partido por televisión en la China. Lo que sí le costó trabajo fue explicar la afinidad que tiene el pueblo Chino por los Mavericks.

“Miami es más fuerte, pero (quizás) a ellos les gusta el menos fuerte, los menos grandes”, dijo Li en su entrevista con Univision.com en la sala de prensa del American Airlines Arena, el jueves por la noche.

Fotos: Prensa internacional cubre la final NBA en Miami

http://univision23.univision.com/deportes/fotos-de-deportes/slideshow/2011-06-03/miami-heat-prensa-internacional-cubriendo-finales-nba-mavericks

Pero la fanaticada china tiene una relación con el Heat de contradicciones. El cronista chino indicó que en su país admiran a "Los Tres Reyes Magos" (LeBron James, Dwyane Wade y Chris Bosh), pero la presencia de los tres en el mismo equipo es precisamente un motivo para odiar al Miami Heat.

Massimo Oriana es cronista para La Gazzetta dello Sport, uno de los periódicos dedicados a los deportes más importantes de Europa.

publicidad

Oriana dijo que en Italia el baloncesto ha tomado un segundo lugar en lo que popularidad se refiere entre deportes de equipo. Se atrevió a decir que la NBA ha acaparado más atención que los propios equipos del baloncesto italiano.

Él explicó que al tener tanto prestigio el equipo ha perdido popularidad entre los fanáticos en Europa.

“Es algo diferente, porque en el 2006 como que eran el equipo con menos posibilidades de ganar, y nadie sabía que iban a ser tan buen equipo”, dijo Oriani. “Esta vez todo el mundo está vitoreando en contra de Miami por lo que ha pasado. Es la vía fácil el tener todos los mejores jugadores”.

Pero el camino no ha sido tan fácil. El Miami Heat perdió el segundo partido de la serie frente a los Mavs el jueves, y ahora viajarán a Dallas para enfrentar a su jugador estrella, el alemán Dirk Nowitzki. Para mantenerse con vida en el campeonato deberán ganar al menos un partido en territorio enemigo.

Durante la jornada del jueves, justo cuando parecía que el Heat tenía todos los ingredientes para salir por la puerta grande con la victoria, los Mavericks efectuaron una remontada gracias a una canasta del 'Kaisr' Nowitzki a 57 segundos del adiós empatando el partido, y un triple poco después adelantó a Dallas 93-90.

Miami logró empatar 93-93, pero el propio Nowitzki anotó una última estocada de dos puntos para dejar el marcador final en 95-93, llevarse la victoria para su equipo, y colocar la serie a un triunfo por equipo.

publicidad

El próximo domingo se llevará a cabo el tercer enfrentamiento entre los equipos en Dallas, y los ojos del mundo seguirán viendo la serie por las cadenas de deportes internacional, aun cuando significa la pérdida de sueño.

El comentarista del partido para el Canal Plus, Antoni Daimiel, señaló que desde los años 80, España ha tenido un interés en la NBA que cada vez es mayor. Este verano hay mucho interés en la final debido a que la liga de futbol española terminó temprano este año.

“La final es la culminación de los sacrificados aficionados que desde finales de octubre tienen que seguir de madrugada en vivo los juegos por televisión (en vivo)”, dijo el periodista español.

Mientras tanto el mundo seguirá despierto para seguir criticando al equipo que muchos simplemente envidian.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad