publicidad

Patriots se adueñó de Londres imponiéndose claramente a Rams

Patriots se adueñó de Londres imponiéndose claramente a Rams

Los New England Patriots apabullaron en Londres a los St. Louis Rams por 45 a 7 para mejorar a marca de 5-3.

LONDRES, Inglaterra " Desde derrotarlos en el Super Bowl XXXVI, los New England Patriots no han caído a manos de los St. Louis Rams, y en la cancha del estadio de Wembley no cambió esa tendencia pues los Patriots se impusieron con facilidad a los Rams 45 a 7.

Opina en los foros de la NFL.

En papel, el partido parecía difícil para los Patriots, que iban a ver a una frágil línea ofensiva medirse a la línea defensiva de St. Louis, que pelea la cima de la liga con 21 capturas hasta ahora y una secundaria que incluye a Janoris Jenkins y al experimentado Cortland Finnegan. Los Rams parecieron hacer valer esas predicciones anotando en solo la sexta jugada del partido con un pase de 50 yardas de Sam Bradford a Chris Givens.

Pocos hubieran pensado, en ese momento, que esos serían los últimos puntos de St. Louis en el partido. En cambio los Patriots anotaron en todas sus posesiones de la primera mitad, cuatro en total, con dos pases a las diagonales de Tom Brady, uno a Brandon Lloyd y Rob Gronkowski y un par de carreras de Shane Vereen y Stevan Ridley para ir al medio tiempo 28 a 7.

Brady regresó del descanso encendido y, en la primera serie ofensiva del tercer cuarto, encontró a Lloyd por segunda vez en pase de nueve yardas para adelantarse 35 a 7. New England quitó entonces el proverbial pie del acelerador y, aunque consiguió otros diez puntos en parte gracias al segundo pase de touchdown a Gronkowski, un favorito de la afición londinense, se dedicaron a hacer lo suficiente a la defensiva para frustrar a Rams.

publicidad

Para St. Louis los puntos positivos fueron pocos. Sam Bradford completó 22 de sus 30 intentos para 205 yardas, una anotación y una intercepción. Una vez más el novato Darryl Richardson brilló por tierra con 53 yardas en siete acarreos, opacando a Steven Jackson que en los mismos acarreos consiguió solo 23 yardas. La temida presión de Rams al mariscal no capturó a Brady una sola vez y Jeff Fisher pasará la semana de descanso de su equipo evaluando por qué los Rams han perdido el impulso en lo que ya es una racha de tres derrotas consecutivas.

Ambos equipos se dirigen a su semana de descanso tras su viaje trasatlántico en lugares muy distintos. New England tiene marca de 5-3 y parece haberse alejado de su dubitativo arranque detrás de un Brady que, con 304 yardas en el partido, superó a Warren Moon como el séptimo jugador con más partidos superando las 300 yardas en la historia de la NFL. Los Rams, con marca de 3-5, han visto quedar atrás su buen inicio y tendrán una semana para preparase para otro complicado duelo, esta vez ante los San Francisco 49ers en la semana 10.

publicidad
Contenidos Relacionados
Pittsburgh Steelers
27 jul, 2017 | 08:23 PM
Antonio Brown apareció en un Rolls-Royce clásico
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad