publicidad
.

Las Panteras rugen en Carolina

Las Panteras rugen en Carolina

Los Carolina Panthers, una de las franquicias más jóvenes de la liga, tienen una historia llena de gloria.

.
.

Unió a senadores, gobernadores y a dos estados con una idea unificada: un equipo de la National Football League para la ciudad.

Jerry Richardson, el primer ex jugador de la NFL desde George Halas en convertirse en dueño de un club de la NFL, propuso la idea para una franquicia de ese estilo en 1987. Cuando todos en la ciudad oyeron acerca de ella, unieron esfuerzos para ayudar a que se hiciera realidad.

El senador republicano Jesse Helms, de Carolina del Norte, acordó con el senador demócrata Ernest Hollings, de Carolina del Sur, para llevar la propuesta a la NFL. Los gobernadores de Carolina del Norte, Jim Martin, y de Carolina del Sur, Carroll Campbell, hasta conformaron un comité conjunto entre ambos estados para colaborar en el proceso.

El 26 de octubre de 1993, todo el esfuerzo rindió frutos cuando la NFL unánimemente asignó su 29° franquicia a Richardson, y las Carolina Panthers fueron realidad. Fuegos artificiales explotaron sobre Charlotte, sede del club, esa noche. En el mes de julio anterior los fanáticos ya habían comprado todas las butacas en el propuesto nuevo estadio de los Panthers, en apenas un solo día.

publicidad

Arrancando en 1995, el club pagó dividendos en el terreno de juego por el apoyo de los dos estados. Los Panthers establecieron una marca para un equipo de expansión de la NFL, con siete victorias.  En el segundo año, registraron 12-4 y recorrieron el camino hasta el Juego de Campeonato de la NFC.

Estrellas tales como el ala cerrada Wesley Walls, el apoyador Sam Mills y el regresador de patadas Michael Bates mantuvieron en alto a las Panteras en sus primeros años, y jugadores destacados como el mariscal de campo Jake Delhomme, el receptor Steve Smith y el ala defensiva Julius Peppers encabezaron a los Panthers a tres apariciones en la postemporada en el lapso 2003-08. En eso se incluye la aparición en el Super Bowl XXXVIII, en el que un pase anotador de Delhomme a Ricky Proehl empató el juego en 29-29 con 1:08 por jugarse antes de que un gol de campo de New England ganara el partido.

Los Panthers sirvieron a las ciudades enfocándose en los esfuerzos comunitarios en los campos de la educación, los servicios humanos y el ejercicio físico juvenil. Los programas de los Panthers alcanzan anualmente a más de 300,000 jóvenes a lo largo de Carolina del Norte y del Sur.

En la era de los “medios sociales” el club alcanza a sus aficionados a la antigua, con una revista a todo color de 10 ediciones anuales acerca del equipo titulada “Rugido” (Roar).

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad