publicidad
Wes Welker dejó a los Patriots para unirse a los Broncos.

Enrique Burak: La novela del adiós de Welker

Enrique Burak: La novela del adiós de Welker

No me deja de sorprender que los Patriots se hayan deshecho de uno de los receptores más productivos de la liga en los últimos años, Wes Welker.

Wes Welker dejó a los Patriots para unirse a los Broncos.
Wes Welker dejó a los Patriots para unirse a los Broncos.

Pese a que se veía en el horizonte, y a que desde el año pasado las negociaciones se tornaron difíciles, no me deja de sorprender que los New England Patriots se hayan deshecho de uno de los receptores más productivos de la liga en los últimos años, Wes Welker.

Opina en los foros de la NFL.

En 5 de las últimas 6 campañas, Welker tuvo por lo menos 111 pases atrapados, y también, en 5 de los 6 años más recientes superó las 1,165 yardas.

Casi nadie recuerda que debutó con los Chargers en el 2004, y que sólo jugó un partido con ellos, para luego pasar a los Dolphins, con los que se desempeñó básicamente como regresador de patadas, de salida y de despeje. En casi 3 temporadas completas en Miami, sólo atrapó 96 balones. Pero fue justo en ese periodo en el que Bill Belichick, que lo tenía como rival un par de veces por año, le puso el ojo.

publicidad

Y a su llegada, de inmediato se convirtió en uno de los objetivos predilectos de Tom Brady, un receptor de posición como pocos. Casi siempre desmarcado cuando los receptores estaban cubiertos en trayectorias largas, o ganando el yardaje que se les negaba por la vía terrestre, y eso sin tomar en consideración las yardas obtenidas después de atrapar los pases. En su estancia en New England sólo una vez se quedó por debajo de las 10 yardas por recepción, y fue 9.9 en el 2010.

En las últimas horas, y bajo el marco de la reunión de dueños, trascendió que Robert Kraft dueño de los Patriots señaló que los representantes de Welker habían hecho una mala lectura del mercado haciendo una mala elección para su cliente, y que aceptaron menos dinero para ir a Denver, aunque se trate de salario garantizado.

El ofrecimiento a Welker, que se dice fue “tómalo o déjalo”, era por 2 años y 10 millones de dólares, que podrían incrementarse a 16 si se cumplía con ciertos incentivos. Los Broncos en cambio pusieron en la mesa un convenio por 2 campañas y 12 millones. Welker se dice, le dio a los Patriotas una oportunidad final para igualar la oferta, pero en ese momento ya se habían decidido por Danny Amendola de St. Louis, y que en el 2012 sólo participó en 11 juegos, de los cuales inició en 8, con 63 recepciones y 3 touchdowns. New England apuesta a que funcione una vez más el ojo clínico de Belichick y se repita la historia.

publicidad

En cuanto a Welker, el panorama luce estupendo, al unir su talento al de Peyton Manning que en su año de regreso acumuló 4,659 yardas. Sus principales objetivos fueron Demaryius Thomas con 94 pases, 1,434 yardas y 10 anotaciones, y Eric Decker con 85 recepciones, 1,064 yardas y 13 touchdowns.

No me cabe la menor duda que con la llegada de Welker Denver se ha hecho más fuerte, y que de entrada, ante una lánguida competencia en el oeste de la americana, son candidatos indiscutibles para repetir en los playoffs.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad