publicidad
Michael Vick retomó, de cierto modo, el tema de que los Philadelphia Eagles son un 'Dream Team', pero afirmando que pueden convertirse en una dinastía (AP-NFL).

Enrique Burak: La ‘Dinastía de las Aguilas’

Enrique Burak: La ‘Dinastía de las Aguilas’

Michael Vick fue muy aventurado al afirmar que Philadelphia podría convertirse en una dinastía; un aplauso para Tebow.

Michael Vick retomó, de cierto modo, el tema de que los Philadelphia Eag...
Michael Vick retomó, de cierto modo, el tema de que los Philadelphia Eagles son un 'Dream Team', pero afirmando que pueden convertirse en una dinastía (AP-NFL).

Es posible que la mejor actitud que pueden asumir los Philadelphia Eagles es la prudencia, particularmente después del fiasco que se presentó el año pasado cuando a su llegada Vince Young señaló que se convertirían en el “Dream Team”. La declaración no pasó desapercibida, e hizo ruido entre el público y los mismos jugadores, varios de los cuales decidieron unirse a ellos como agentes libres.

Al final, Philadelphia tuvo una campaña para el olvido, y con 8-8 quedó eliminado.

Ahora es Michael Vick quien dice que cuentan con el potencial para convertirse en una dinastía. Y creo que exagera. Es indiscutible que las “Águilas” cuentan con un buen plantel, que Andy Reid es uno de los mejores entrenadores de la actualidad, pero no los veo superiores a Green Bay, Giants o hasta San Francisco. Y más aún, para ser una dinastía, es obvio, se deben obtener varios campeonatos en poco tiempo, y en éstas épocas de tope salarial y agencia libre, sólo los Patriots lo pudieron hacer, al levantar tres trofeos Lombardi en cuatro años, entre el 2002 y 2005. Peor aún, en las siete campañas posteriores, del 2006 a la fecha sólo Pittsburgh y Giants han repetido títulos.

publicidad

De manera que, como una cuestión motivacional para sus compañeros no lo veo nada mal, pero como una cuestión real, queda en el terreno de los buenos deseos.

Por otra parte, todo aquel que busque mejorar sus facultades merece un reconocimiento. Más aún si ya llegó a las filas profesionales, donde muchos creen que ya lo saben todo. Es por ello que va un aplauso para Tim Tebow, pasador suplente de los New York Jets, detrás de Mark Sánchez, que tiene un estilo poco ortodoxo, y al que se ve como un linebacker vestido de quarterback.

Por ello, ha decidido mejorar su mecánica, debido a la cual el año anterior completó menos de la mitad de sus pases, y que fue la que provocó que pese a ser tomado en la primera ronda del Draft del 2010 por Denver, se adjudicaran sus servicios hasta el casillero 25.

Ha estado trabajando con el ex pitcher de grandes ligas Tom House, quien jugaró para Atlanta, Boston y Seattle entre 1971 y 78, y que, entre lo más destacado que hizo en su carrera, fue atrapar la pelota del home run 715 de Hank Aaron, con el que superaba a Babe Ruth mientras estaba en el bullpen.

A la inversa, House, que lleva años como instructor, además de contar con un doctorado en psicología, ha ayudado en la mecánica de los pitchers lanzando balones de futbol americano.

Los entrenamientos se han desarrollado en la Universidad del Sur de California. ¿Le servirán? Eso lo sabremos cuando tenga mayor oportunidad de jugar en la pretemporada, ya que más adelante, verá los partidos desde la banca, donde eso sí, de irle mal a Sánchez, jugará sus mejores encuentros. El problema y presión vendrán cuando ingrese al terreno de juego.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad