publicidad
Los Panthers entraron a la Ronda Divisional al ganar el duelo a los Cardinals 27-16. Checa lo mejor de la acción en imágenes.

Enrique Burak: Eran 12, nos quedan 8

Enrique Burak: Eran 12, nos quedan 8

La fase de comodines es historia, y en ella se han quedado los Cardenales, víctimas de la mala suerte al llegar a playoffs con su tercer quarterback.

Los Panthers entraron a la Ronda Divisional al ganar el duelo a los Card...
Los Panthers entraron a la Ronda Divisional al ganar el duelo a los Cardinals 27-16. Checa lo mejor de la acción en imágenes.

La fase de comodines es historia, y en ella se han quedado los Cardenales, víctimas de la mala suerte al llegar a playoffs con su tercer quarterback. Es una lástima porque el conjunto de Bruce Arians tenía buenas probabilidades de convertirse en el primer conjunto que disputaba el Super Bowl en su estadio, pero sus aspiraciones se quedaron en la rodilla lesionada de Carson Palmer.

Las esperanzas de Pittsburgh y Cincinnati también se vieron golpeadas por las ausencias ente otros de Le’Veon Bell y A. J. Green, al tiempo que Detroit tiene un argumento sólido para culpar a los oficiales de su revés en Dallas, tras uno de los errores más graves de arbitraje que se haya producido en los últimos años. Dando un poco de manga ancha, pudo ser debatible la interferencia de pase del linebacker novato Anthony Hitchens sobre el ala cerrada Brandon Pettigrew, que pudo haber sido de cualquier lado, pero es indiscutible que el jugador de los Vaqueros da un jalón al jersey del elemento de los Leones. Es increíble que no se señalara el castigo, que de haberse aplicado le hubiera dado el primero y diez a Detroit. En cambio los Leones despejaron y a continuación se produjo la serie del triunfo de Dallas.

publicidad

En estas instancias de playoff, la NFL emplea cuadrillas de arbitraje de “estrellas”, con los mejores oficiales de la temporada regular, rompiendo con los grupos habituales de la campaña regular. Creo que el siguiente paso es que las mejores cuadrillas, en su totalidad participe en la post-temporada.

En la fase divisional no veo cómo los equipos locales puedan perder. En la conferencia americana, y quizás en el partido más cerrado de todos, Baltimore que viene de dar una campanada en Pittsburgh visita a Patriotas que sabe proteger a Tom Brady, quien a su vez cuenta en esta ocasión con su mejor arma, Ron Gronkowski, quien por fin llega a una post-temporada sano. Del lado de los Cuervos, aunque volvieron a playoffs, no les veo la magia de hace un par de años, sin Ray Lewis, Anquan Boldin y Ray Rice.

Mientras tanto Denver recibe a Indianápolis. Se vieron las caras al inicio de campaña, y aunque el resultado fue apretado al final, la realidad es que los Broncos pusieron las cosas en su favor desde la primera mitad. Mucho se habla de Peyton Manning, pero es aquí donde las contrataciones defensivas después del fiasco del Super Bowl, Aqib Talib y DaMarcus Ware, deben marcar diferencia, al igual que Von Miller, lesionado en la recta final de la temporada anterior. No creo que la defensiva de los Potros pueda contener a Manning y compañía.

En la nacional, la madre naturaleza se apoderará del Campo Lambeau. Para el domingo la temperatura máxima en Green Bay será de 8 bajo cero, que afectará a ambos conjuntos, pero debería pegarle más al equipo de la estrella solitaria. La única duda que tengo con los Empacadores es el estado de salud de Aaron Rodgers, lastimado de la pantorrilla izquierda, motivo por el que no entrenó toda la semana anterior, y se dice que en ésta lo hará hasta el jueves.

publicidad

Y finalmente Seattle es anfitrión de Carolina. En sus duelos más recientes la anotación ha sido baja, y como muestra el choque de octubre pasado, ganado por los Halcones Marinos 13-9. Luego de batallar a principios del año, sobre todo por lesiones a la defensiva que los dejó cortos de personal evitando las rotaciones de jugadores que tanto éxito les dio en la campaña del título, Seattle está completo, con la mejor defensiva de la liga y un ataque contundente, encabezado por el único pasador de los equipos con vida de la conferencia, Russell Wilson, que goza totalmente saludable, y no hay que olvidar a Marshawn Lynch, líder en touchdowns por tierra de la liga.

Del lado de las Panteras, han ganado 5 juegos seguidos, basados particularmente en su trabajo defensivo, pero una cosa es ganarle a Nueva Orleans, Tampa Bay, Cleveland y Atlanta, todos con marca perdedora, para cerrar la marca temporada, y a un Arizona diezmado en la ronda de comodines, y otra plantarse en Seattle y eliminar al actual campeón. 

La fase de comodines es historia, y en ella se han quedado los Cardenales, víctimas de la mala suerte al llegar a playoffs con su tercer quarterback. Es una lástima porque el conjunto de Bruce Arians tenía buenas probabilidades de convertirse en el primer conjunto que disputaba el Super Bowl en su estadio, pero sus aspiraciones se quedaron en la rodilla lesionada de Carson Palmer.

publicidad

Las esperanzas de Pittsburgh y Cincinnati también se vieron golpeadas por las ausencias ente otros de Le’Veon Bell y A. J. Green, al tiempo que Detroit tiene un argumento sólido para culpar a los oficiales de su revés en Dallas, tras uno de los errores más graves de arbitraje que se haya producido en los últimos años. Dando un poco de manga ancha, pudo ser debatible la interferencia de pase del linebacker novato Anthony Hitchens sobre el ala cerrada Brandon Pettigrew, que pudo haber sido de cualquier lado, pero es indiscutible que el jugador de los Vaqueros da un jalón al jersey del elemento de los Leones. Es increíble que no se señalara el castigo, que de haberse aplicado le hubiera dado el primero y diez a Detroit. En cambio los Leones despejaron y a continuación se produjo la serie del triunfo de Dallas.

En estas instancias de playoff, la NFL emplea cuadrillas de arbitraje de “estrellas”, con los mejores oficiales de la temporada regular, rompiendo con los grupos habituales de la campaña regular. Creo que el siguiente paso es que las mejores cuadrillas, en su totalidad participe en la post-temporada.

En la fase divisional no veo cómo los equipos locales puedan perder. En la conferencia americana, y quizás en el partido más cerrado de todos, Baltimore que viene de dar una campanada en Pittsburgh visita a Patriotas que sabe proteger a Tom Brady, quien a su vez cuenta en esta ocasión con su mejor arma, Ron Gronkowski, quien por fin llega a una post-temporada sano. Del lado de los Cuervos, aunque volvieron a playoffs, no les veo la magia de hace un par de años, sin Ray Lewis, Anquan Boldin y Ray Rice.

publicidad

Mientras tanto Denver recibe a Indianápolis. Se vieron las caras al inicio de campaña, y aunque el resultado fue apretado al final, la realidad es que los Broncos pusieron las cosas en su favor desde la primera mitad. Mucho se habla de Peyton Manning, pero es aquí donde las contrataciones defensivas después del fiasco del Super Bowl, Aqib Talib y DaMarcus Ware, deben marcar diferencia, al igual que Von Miller, lesionado en la recta final de la temporada anterior. No creo que la defensiva de los Potros pueda contener a Manning y compañía.

En la nacional, la madre naturaleza se apoderará del Campo Lambeau. Para el domingo la temperatura máxima en Green Bay será de 8 bajo cero, que afectará a ambos conjuntos, pero debería pegarle más al equipo de la estrella solitaria. La única duda que tengo con los Empacadores es el estado de salud de Aaron Rodgers, lastimado de la pantorrilla izquierda, motivo por el que no entrenó toda la semana anterior, y se dice que en ésta lo hará hasta el jueves.

Y finalmente Seattle es anfitrión de Carolina. En sus duelos más recientes la anotación ha sido baja, y como muestra el choque de octubre pasado, ganado por los Halcones Marinos 13-9. Luego de batallar a principios del año, sobre todo por lesiones a la defensiva que los dejó cortos de personal evitando las rotaciones de jugadores que tanto éxito les dio en la campaña del título, Seattle está completo, con la mejor defensiva de la liga y un ataque contundente, encabezado por el único pasador de los equipos con vida de la conferencia, Russell Wilson, que goza totalmente saludable, y no hay que olvidar a Marshawn Lynch, líder en touchdowns por tierra de la liga.

publicidad

Del lado de las Panteras, han ganado 5 juegos seguidos, basados particularmente en su trabajo defensivo, pero una cosa es ganarle a Nueva Orleans, Tampa Bay, Cleveland y Atlanta, todos con marca perdedora, para cerrar la marca temporada, y a un Arizona diezmado en la ronda de comodines, y otra plantarse en Seattle y eliminar al actual campeón.       

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad