publicidad

Broncos 51"48 Cowboys: Romo retó a Manning como nadie lo había hecho

Broncos 51"48 Cowboys: Romo retó a Manning como nadie lo había hecho

Los Dallas Cowboys tuvieron la mejor oportunidad para detener el paso perfecto de los Broncos, pero Denver no tiene límites.

En un juego que sorprendió a todo el mundo, los Dallas Cowboys recibieron a los increíbles Denver Broncos de Peyton Manning. Tony Romo tuvo posiblemente el mejor partido de su vida y ni siquiera así fue suficiente para vencer a Denver. Por otro lado, este fue la mayor pelea que le han dado a los Broncos de Manning en cinco semanas.

El juego comenzó con unos Cowboys dispuestos a todo para romper el invicto, Tony Romo abrió el marcador con un pase corto a Dez Bryant. Los Broncos tomaron su primera serie ofensiva, pero las cosas no parecían estar conectados ni concentrados, y tras una recepción, Eric Decker perdió el balón en la yarda 26 de los Broncos, dejando a Tony Romo en una inmejorable posición. DeMarco Murray corrió 4 yardas y puso el partido 14-0 a favor de Dallas. Los Broncos no habían estado abajo por 14 puntos en lo que va de la temporada. Manning tomó el balón y comenzó a mover a los Broncos rápidamente hacia adelante y en solo cincuenta segundos de jugadas puso el juego 14-7 con un pase a Julius Thomas. El primer cuarto pasó muy rápido, pero fue realmente intenso.

publicidad

Dan Bailey abrió el segundo cuarto con un gol de campo de 43 yardas, pero los Broncos parecían entrar en el ya conocido modo agresivo que arrasa con los rivales. Manning puso un pase corto en las manos de Eric Decker para dejar a su equipo a tres puntos del rival, la defensiva de los Broncos comenzó a crecer y Dallas no podía responder. Nuevamente Manning y Thomas se juntaron para poner a los Broncos arriba por primera vez en el partido. Los Cowboys no lograban regresar al juego y todo parecía que iba a ser otra masacre de los Broncos. Al final de la primera mitad, Manning realizó una jugada que engañó hasta a las cámaras, y mientras todos luchaban en la línea para detener a Knowshon Moreno, Manning trotó con el balón en las manos para dejar el juego 28-17. Dallas consiguió acercarse con otro gol de campo de Bailey de 48 yardas.

El tercer cuarto fue el más apretado del juego. Manning movió su ofensiva con una gran velocidad, y con un gran pase encontró a Wes Welker, que con una tremenda recepción, recibiendo dos golpes, puso otros seis puntos en el marcador. Romo se mantuvo al nivel del juego, no parecía estar dispuesto a dejarse humillar por los Broncos. Romo y Terrance Williams se conjuntaron con una pase de 82 yardas para cerrar el juego. Dallas se veía encendido y poco a poco Denver parecía perder fuerza. Denver comenzó a verse pesado y lento, y lograron mover el marcador con un gol de campo de Matt Prater de 48 yardas. Romo siguió acelerando a un equipo que cada vez parecía más lo que Jerry Jones soñó cuando invirtió en Romo. El mariscal estrella de Dallas encontró a Dez Bryant para poner el juego 41-38.

publicidad

En el último cuarto, era imposible saber quién iba a ganar, el juego estaba cada vez más cerrado. Romo volvió a sumar una anotación al encontrar a Jason Witten. Denver parecía quedarse atrás. Matt Prater tuvo que arrancar tres puntos para evitar que los Cowboys se separaran más. Cole Beasley sumó otra anotación a pase de Romo, quién consiguió su quinto pase de anotación de Romo en la noche, y parecía sentenciar el partido. Pero Peyton es Peyton y consiguió mover a su equipo una vez más a una posición en la que Knowshon Moreno pudo entrar a la zona de anotación. El juego se ponía 48-48 momentáneamente. Pudimos ver la cara de Tony Romo cuando Moreno anotó, era una expresión que mostraba frustración. Anotar 48 puntos y seguir con el rival encima lo tenía desesperado. Era la mejor actuación de su vida, y simplemente no parecía. Romo entró al campo y se convirtió en el Tony Romo que todos conocemos y que algunos quieren. Lanzó un pase a media altura con poca velocidad a Gavin Escobar, pero Danny Trevathan voló y tomó el balón en el aire. La cara de Romo lo decía todo. El mejor partido, y todo mundo iba a recordar ese último pase. Manning regresó al campo a gastar el reloj, y en la cuarta y gol con 8 yardas por avanzar, dejó el balón para que Matt Prater pusiera un gol de campo de 28 yardas. El juego terminó con ese gol de campo y también la euforia que se había vivido en el AT&T Stadium.

publicidad

Los Denver Broncos no tuvieron su mejor partido, y Manning lanzó su primera intercepción en la temporada, pero de cualquier forma Peyton llegó a 20 pases de anotación en la temporada, promediando 4 por partido, y su primera anotación por tierra. Los Dallas Cowboys tuvieron su mejor partido, y aunque al final del día Romo se equivocó en el momento clave del partido, fue también Romo la principal razón por la que el partido fue tan cerrado. Romo tiene que seguir mostrando este tipo de desempeños, con la actuación de hoy los Cowboys hubieran vencido tal vez a cualquier equipo, menos a los Broncos. Romo terminó con 25 pases completos de 36 lanzados para 506 yardas, cinco anotaciones y una intercepción. Esos son números envidiables, después de los 7 pases de anotación, ningún mariscal, ni siquiera Peyton, ha conseguido más de 4 pases de anotación.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad