publicidad
Brian Billick dio un ejemplo de manejo de situaciones cuando enfrentó los cargos contra Ray Lewis como coach de Ravens (AP-NFL).

Brian Billick: ¿Cómo salir de una crisis? Ravens mostró el camino con Ray Lewis

Brian Billick: ¿Cómo salir de una crisis? Ravens mostró el camino con Ray Lewis

Brian Billick dio una lección de cómo lidiar con una crisis extrema como la de Aaron Hernández usando como ejemplo a Ray Lewis.

Brian Billick dio un ejemplo de manejo de situaciones cuando enfrentó lo...
Brian Billick dio un ejemplo de manejo de situaciones cuando enfrentó los cargos contra Ray Lewis como coach de Ravens (AP-NFL).

Por Brian Billick

Estamos muy lejos de conocer todas las circunstancias que llevaron al arresto y a los cargos en contra de Aaron Hernández por el asesinato de Odin Lloyd. Hernández podrá defenderse en la corte. Pero, si bien no tiene impacto legal, la impresionantemente rápida manera en la que los New England Patriots cortaron a su ala cerrada estrella fue muy liberadora.

Opina en los foros de la NFL.

Cuando yo era entrenador de los Baltimore Ravens nos encontramos en una situación similar.

Fue un momento extraño estar parado en el pódium luego del Super Bowl XXXV en enero de 2001, viendo a Ray Lewis levantar el trofeo Lombardi. Casi exactamente un año antes, luego de un altercado en un club nocturno en las afueras de Atlanta, Ray fue encarcelado, acusado y se levantaron dos cargos en su contra por asesinato. La secuencia de eventos que involucro a Ray fue bien documentada, pero es importante denotar que, a lo largo de los cuatro meses posteriores, Ray fue enjuiciado y todos los cargos quedaron anulados cuando los fiscales fueron incapaces de demostrar culpabilidad por su parte.

publicidad

No tengo intenciones de repasar los detalles del caso a profundidad o hacer cualquier tipo de justificación de Ray de seguir siendo miembro de la NFL y de los Baltimore Ravens. Los hechos son documentables para cualquier individuo que esté interesado en evaluar la verdad.

Lo que vale la pena documentar es la secuencia de eventos que tuvo que responder toda la organización de los Ravens sobre cómo una serie de circunstancias se convirtió en una parte tangible de lo que culminó con un campeonato en el Super Bowl la temporada siguiente. Las circunstancias alrededor de la situación podrían ser el mejor caso a estudiar en la manera de manejar una crisis organizacional.

Cuando recibí la llamada que me notificó que Ray había sido arrestado y habría recibido dos cargos por homicidio, quedó dolorosamente claro que íbamos a entrar a nuevo territorio en cuanto a manejar una crisis. No había a nadie a quien llamar, ningún manual que consultar, porque esto no había sucedido a ningún entrenador o equipo en la NFL. En respuesta a esos eventos, el dueño Art Modell, el presidente David Modell, el vicepresidente Kevin Byrne y yo nos reunimos a la mañana siguiente para formar un plan para guiar a la organización en el manejo de la situación.

Hay tres perspectivas que deben de mantenerse en el manejo de una crisis: 1) lidiar con la crisis misma; 2) lidiar con los efectos para la organización; 3) lidiar con la atención consecuente de los medios y su efecto en las primeras dos consideraciones.

publicidad

Primero necesitábamos determinar cuál era la culpabilidad de Ray y cuál era nuestra capacidad de apoyarlo. Individual y colectivamente teníamos mucha confianza en Ray como persona y no podíamos creer que fuera culpable de las acusaciones en su contra. Art Modell pudo ayudar a Ray al contratar a Ed Garland, un prominente abogado de Atlanta, para representarlo. Una vez que el señor Garland pudo conocer a Ray y evaluar la situación, él también quedó convencido de que Ray era inocente. Desde ese momento había muy poco que pudiéramos hacer en cuanto al proceso judicial más que proporcionar todo el apoyo moral que pudiéramos a Ray.

Después volteamos nuestra atención a los efectos que esto podría tener sobre la organización y el equipo. Si bien suena bastante mercenario, nuestra concentración tenía que concentrarse en la posibilidad de que podríamos comenzar la siguiente temporada sin nuestro mejor jugador. Desde un punto de vista organizacional, nos ponía en una posición muy difícil. Si decidíamos buscar a un apoyador de primer nivel en la agencia libre podían suceder dos cosas: 1) hubiera parecido que no creíamos realmente en Ray y lo estábamos abandonando cuando más nos necesitaba; 2) si hubiéramos gastado la cantidad de recursos para amarrar a un apoyador de primer nivel y nuestra fe en Ray probaba ser cierta y regresaba para a temporada, hubiésemos gastado una cantidad enorme de dinero en un suplente. De la misma manera, si no teníamos un plan de contingencia listo, podíamos quedar muy vulnerables si la situación no permitía que Ray volviera. Decidimos mantener un ojo en el mercado de apoyadores existente, pero no hacer nada para buscar activamente a uno hasta no tener una idea más clara de lo que podría suceder. Si bien esto significa dejar pasar a algunos reemplazos potenciales, sentimos que era nuestra única opción prudente. Además de estas preocupaciones, necesitábamos lidiar con la atmósfera que se crearía dentro de la organización, y posteriormente para Ray, por los hechos.

publicidad

Simultáneamente, con esas dos acciones sucediendo, necesitábamos desarrollar  y plan específico y detallado con los medios durante tiempos difíciles. El paso necesario tenía que tomarse no solo para mantener una imagen positiva para la organización, sino también de minimizar las distracciones y los efectos negativos que traería este tipo de exposición. Consideren que mientras tiene que haber comunicación interna informativa y actualizada, la comunicación externa debe de ser cuidadosa y limitada. En ese entonces determinamos que debido a la naturaleza sensible de los asuntos involucrados debía de haber una sola voz con un solo mensaje por parte de la organización. Esta única voz es vital porque los medios se acercarán a todas las fuentes posibles. La primera meta de los medios en una situación así es conseguir todas las opiniones conflictivas o información que puedan usar para expandir la historia. Para la organización de los Ravens, se consideró que la voz del equipo sería la mía.

Al lidiar con la extensiva cobertura nacional de los medios intentamos mantener las tres perspectivas en mente cuando formulamos la respuesta: rápido es mejor que lento, lento es mejor que equivocado y proactivo es mejor que reactivo.

Una vez que Ray fue liberado bajo fianza, la corte le permitió quedarse en Baltimore mientras se preparaba para el juicio. Organizamos una conferencia de prensa para “establecer las reglas” por los meses siguiente. Los medios que asistieron a nuestras instalaciones fue la mayor en la breve historia de nuestra franquicia. Luego de que Ray hizo una pequeña declaración reafirmando su inocencia. Señalé los parámetros bajo los que trabajaríamos y entregaríamos nuestro único mensaje. Primero, que enviábamos nuestras condolencias a las familias de los involucrados en el incidente y que nos manteníamos respetuosos por la pérdida de vidas.  Segundo, reafirmar nuestra fe en Ray. Y finalmente, y la más difícil de las tres, reafirmamos nuestra en el proceso judicial.

publicidad

Necesitábamos crear un espacio seguro para que Ray pudiera venir y trabajar e intentar alejarse de las presiones de la situación. También necesitábamos crear un espacio para la organización para poder seguir preparándonos para estar listos en la agencia libre, el Draft y la temporada. Con ese fin establecimos que las instalaciones no permitirían la entrada de los medios con respecto a Ray o cualquier otro jugador sobre cualquiera de los asuntos involucrados con el juicio. Desde luego, todos estábamos disponibles para hablar de los asuntos normales de los Ravens. Debo de decir que los medios reaccionaron de manera muy positiva en el asunto y respetaron la petición de que se mantuvieran a la raya del juicio de Ray.

Una de nuestras mayores preocupaciones era que el juicio se extendiera hasta el arranque del campamento de entrenamiento y la temporada misma. Afortunadamente, la ley de Georgia proporciona reglas muy específicas al derecho de un juicio veloz. Cuando el juicio comenzó a principios de abril, quedó más y más claro con cada testigo que pasaba que Ray no estaba involucrado en los asesinatos y que de hecho había intentando detener el altercado.

Luego de que los cargos quedaran anulados, Ray se declaró culpable de un cargo menor de obstrucción de la justicia. Se nos aseguró que eso evitaba cualquier tipo de suspensión por parte de la liga. Anteriormente en ese año, la liga disciplinó a dos jugadores de los New York Jets, Jumbo Elliott y Matt O’Dwyer, que fueron suspendidos luego de declararse culpables por cargos de agresión. La violación de la ley de Ray no involucró violencia física contra nadie.

publicidad

Cuando Ray regresó a Baltimore tuvimos una última conferencia de prensa. Invitamos a los medios nacionales, de los que la mayoría asistió. Ray emitió un comunicado y respondió preguntas. ESPN, CNNSI y Court TV transmitieron la conferencia en vivo. Para nosotros esa conferencia terminó con el asunto. Era importante intentar traer algo para cerrar al asunto tanto para Ray como para la organización, a pesar de que sabíamos que los medios seguirían con el tema el resto del año.

Comenzamos el campamento de entrenamiento con la misma actitud. Dado que sentíamos que el asunto estaba en el pasado, no hablamos al respecto. Desde el incidente en Georgia el día posterior al Super Bowl XXXIV hasta el arranque del campamento de entrenamiento no hubo un solo día en el que la organización no tuviera que lidiar con algún asunto sobre las trágicas muertes y sus consecuencias.

Como ha recordado la situación de Hernández, esta es una desafortunada " y muy poco común " posibilidad para todas las organizaciones deportivas profesionales en los Estados Unidos. Todos los equipos harían bien de familiarizarse con las desafortunadas consecuencias de estos eventos, al menos para estar listos para cualquier manejo necesario de una crisis extrema.

Los Patriots obviamente decidieron dejar pasar todo esto al liberar a Hernández rápidamente después de su arresto. Como dije antes, esto habla mucho sobre la fe, o falta de fe, de la organización en su inocencia.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad