publicidad
Diana volverá a intentar cruzar los 166 kilómetros que dividen Cuba de Florida.

Nadadora de 62 años intentará otra vez atravesar 166 kilómetros en mar con tiburones

Nadadora de 62 años intentará otra vez atravesar 166 kilómetros en mar con tiburones

La nadadora de 62 años Diana Nyad volverá a lanzarse al mar para atravesar los 166 kilómetros que separan a Cuba de Florida sin la protección de una jaula contra tiburones, tras fracasar en su intento en agosto pasado.

Diana volverá a intentar cruzar los 166 kilómetros que dividen Cuba de F...
Diana volverá a intentar cruzar los 166 kilómetros que dividen Cuba de Florida.

La Habana, Cuba - La nadadora estadounidense de 62 años Diana Nyad volverá a lanzarse al mar para atravesar los 166 kilómetros que separan a Cuba de Florida sin la protección de una jaula contra tiburones, tras fracasar en su intento en agosto pasado.

"Estoy en mejores condiciones que en agosto y preparada como nunca antes", afirmó Nyad en rueda de prensa en el Club Náutico Internacional Ernest Hemingway de Cuba (CNIC), en La Habana, desde donde prevé lanzarse al mar.

Nyad se propone batir el récord de natación en aguas abiertas sin una jaula protectora contra tiburones, marca que ella misma fijó cuando hace 32 años nadó de Bahamas a Florida.

Este sería su tercer intento en el Estrecho de Florida, ya que en 1978 quiso cubrir el mismo itinerario dentro de una jaula contra tiburones y con salida desde Cuba, pero las condiciones meteorológicas la obligaron a desistir tras 42 horas en el mar.

publicidad

En esta ocasión, la estrategia consiste en realizar un recorrido de unas 60 horas con paradas previstas cada 45 minutos para beber agua, ingerir alimentos ligeros como chocolate y frutas y ponerse ropa para protegerse del frío en caso de que sea necesario.

Nyad aseveró que a su edad se encuentra "en mejor forma que nunca" y tanto ella como su equipo de 30 personas están "preparados para todo lo que pueda ocurrir" después de la experiencia del mes pasado.

El 7 de agosto Nyad saltó al mar desde el canal principal del centro turístico Marina Ernest Hemingway en La Habana y después de 29 horas de travesía tuvo que abandonar su intento casi a mitad de recorrido.

La nadadora explicó que en aquella ocasión sufrió un ataque de asma por alrededor de 11 horas y su cuerpo se agotó, pero subrayó que "irónicamente" las 29 horas que pasó nadando fueron el mejor entrenamiento para el nuevo intento que se propone ahora.

"Al nadar casi la mitad de la distancia con esa asma supe que si hubiese tenido mi cuerpo saludable lo hubiera logrado y no quiero esperar otro año para hacerlo", apuntó.

Según Nyad, dentro de dos semanas bajará la temperatura de las aguas, pero este fin de semana el mar está caliente y en calma y existe una "ventana" de oportunidad para ella.

Su equipo incluye remeros y buzos para protegerla de posibles ataques de tiburones con un sistema de GPS y dispositivos con ondas eléctricas para repeler a los tiburones.

publicidad

Entre los peligros de la travesía, además de los tiburones de las aguas caribeñas, existen amenazas como la posibilidad de sufrir deshidratación, hipotermia, náuseas y hasta momentos de delirio y desorientación.

Durante su carrera deportiva Nyad resultó la mejor nadadora de larga distancia del mundo según su equipo de campaña, y cumplió varias plusmarcas, incluida la de siete horas y 57 minutos alrededor de la isla neoyorquina de Manhattan, cuando tenía 50 años.

Sin embargo, la veterana nadadora destacó que esta aventura es para ella "mucho más que deporte" porque se trata de "una manera de vivir la vida".

El Comodoro del CNIC, José Miguel Díaz, señaló que "la hazaña de Nyad ya es un hecho" sin importar sus resultados.

Díaz también entregó a Nyad una placa que la acredita como miembro de honor del CNIC y se refirió al "simbolismo" de su acción para los vínculos entre Cuba y Estados Unidos.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad