publicidad
La NBA comenzará con el ánimo a tope.

Miami Heat abre la temporada ante los Mavericks con espíritu de venganza

Miami Heat abre la temporada ante los Mavericks con espíritu de venganza

La actividad dentro de la NBA sigue frenética para tratar de ganar el tiempo perdido durante los cinco meses de cierre patronal.

La NBA comenzará con el ánimo a tope.
La NBA comenzará con el ánimo a tope.

La actividad dentro de la NBA sigue frenética para tratar de ganar el tiempo perdido durante los cinco meses de cierre patronal y al menos ya está definido el primer día de competición del nuevo calendario, reducido a 66 partidos que comenzarán con la disputa de cinco en el día de Navidad.

Entre esos cinco partidos destaca el duelo que van a protagonizar los Mavericks de Dallas, actuales campeones de liga, contra el Heat de Miami, que fueron los perdedores en las Finales.

El Heat tiene asegurado el núcleo importante de jugadores con los "Big Three" que forman el alero LeBron James, el escolta Dwyane Wade y el ala-pívot Chris Bosh, y los Mavericks llegarán también al partido con el alemán Dirk Nowitzki de líder indiscutible.

publicidad

Los Mavericks, en su campo del American Airlines Center colgarán el banderín de campeones de liga, el primero que consiguen en su historia, mientras que el Heat tendrá que observar la ceremonia con la frustración de haber perdido la gran oportunidad de conseguir el título con sus "Beach Boys", que eran los favoritos.

El espíritu de revancha está asegurado y los Mavericks tratarán de reivindicar su condición de campeones con adquisiciones como la del escolta español Rudy Fernández, aunque podrían también tener la perdida del pívot titular Tyson Chandler, que es agente libre.

Las estrellas del Heat, que salen de nuevo esta temporada como favoritos al título, reconocen que no será una jornada fácil, pero están listos para hacer su mejor baloncesto y al menos no tendrán que contemplar la entrega del anillo de campeón a los Mavericks, porque éstos todavía no tienen decidido el tipo de anillo que van a crear y por tanto no habrá acto con tal motivo.

Después del duelo estelar entre Mavericks y Heat, la acción se traslada al Staples Center de Los Ángeles, donde el equipo local de los Lakers, con sus estrellas, el escolta Kobe Bryant y el ala-pívot español Paul Gasol buscarán darle al nuevo entrenador del equipo, Mike Brown, el primer triunfo frente a los Bulls de Chicago.

El equipo visitante llega con su gran figura, el base Derrick Rose, ganador del premio de Jugador Más Valioso (MVP) de la pasada liga, que debe confirmar si el equipo vuelve a ser el aspirante al título como lo hizo el histórico de los años noventa del legendario Michael Jordan.

publicidad

Otro duelo "clásico" de la Conferencia Este serán el que protagonicen en el Madison Square Garden, el equipo local de los Knicks de Nueva York con sus estrellas Amare Stoudemire y Carmelo Anthony frente a los Celtics de Boston, que siguen con Kevin Garnett, Paul Pierce y Ray Allen.

Menos interés tendrán los otros dos partidos que han sido añadidos para completar y cubrir la programación de televisión con el duelo del Magic de Orlando y los Thunder de Oklahoma City.

El gran centro de atención en ese partido será conocer si con el Magic va a estar su pívot titular y estrella Dwight Howard, que no tiene claro si va a seguir en el equipo cuando concluya la presente temporada y podría darse la sorpresa de un traspaso antes del día de Navidad.

Los Thunder, que el año pasado ya fueron alternativa a ser campeones en la Conferencia Oeste con su estrella el alero Kevin Durant, quieren demostrar desde el principio que van a ser mejor equipo y que cuentan con más probabilidades de estar entre los favoritos al título de la NBA.

El duelo de equipos californianos entre Los Clippers de Los Ángeles, donde destaca la figura del ala-pívot Blake Griffin, y los Warriors de Golden State, no genera interés ni los equipos tendrán opciones de estar entre los favoritos a luchar por el título en la Conferencia Oeste.

Mientras, los representantes de la parte del sindicato que aún queda siguen quemando etapas legales junto con los de los dueños para llegar a la firma del nuevo convenio colectivo que está previsto sea firmado antes del 9 de diciembre.

publicidad

La próxima semana se espera que los dueños y los jugadores ratifiquen el acuerdo al que llegaron la pasada semana los representantes de ambas partes y que tendrá una duración de 10 años, pero que puede finalizar al concluir los seis primeros.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Más Deportes
publicidad