publicidad

Lo mejor y lo peor de la Final de Vuelta entre América y Tigres logo-dep...

Liga MX

Michael Arroyo.

Lo mejor y lo peor de la Final de Vuelta entre América y Tigres

Lo mejor y lo peor de la Final de Vuelta entre América y Tigres

La figura de la Final de Vuelta del futbol mexicano fue Michael Arroyo, quien marcó la primera anotación que encaminó al América hacia el titulo.   

Michael Arroyo.
Michael Arroyo.

La figura: Michael Arroyo. El atacante aprovechó un descuido de los felinos, cuando ingresó al área por la punta de la izquierda, dribló con una ‘bicicleta’ a Hugo Ayala y disparó con potencia para romper las redes de Nahuel Guzmán.

La clase: Pablo Aguilar. El zaguero paraguayo supo neutralizar al delantero ecuatoriano Joffre Guerrón, y además fue el autor del segundo gol americanista, cuando cabeceó dentro del área para horadar las redes de Nahuel Guzmán.

Lo decepcionante: La actuación de Damián Álvarez. El jugador universitario fue clave durante el juego de Ida; sin embargo, en el segundo duelo de la serie, no logró generar peligro con sus desbordes por la banda izquierda, fue e l hombre que entregó la pelota en el gol de Michael Arroyo y además perdió la cabeza al intentar dar un puñetazo contra Ventura Alvarado.  

publicidad

El tibio: Hugo Ayala. En la jugada del primer gol americanista, el defensor felino fue condescendiente en la presión sobre Michael Arroyo, lo que permitió que el jugador azulcrema llegara a línea de fondo y fusilara a Nahuel Guzmán.

Lo jugada tonta: Fue cometida por Hernán Darío Burbano, quien a pocos segundos de haber ingresado de cambio, se hizo expulsar por jalar y derribar a Miguel Layún, cuando el azulcrema se enfilaba solo hacia el marco felino.

El desaparecido: Egidio Arévalo. A pesar de su experiencia mundialista, el uruguayo pasó por desapercibido sobre el terreno de juego, nunca encontró la formula en el medio campo para abastecer de balones de los delanteros universitarios y generar peligro en el marco de Moisés Muñoz..

Lo malo: Tras el segundo gol de América, el conjunto de Ricardo Ferretti  se desmoronó, perdió el orden y varios de sus jugadores perdieron la cabeza entrando con dureza sobre los rivales, lo que ocasionó que los Tigres terminaran el partido con tres hombres menos por expulsión.

Lo enfadoso: El aficionado que en la primera mitad molestó con un láser a los jugadores, en especial, al portero Nahuel Guzmán, lo que ocasionó que el árbitro detuviera el partido por algunos minutos, cortando el ritmo del partido y ocasionando que el resto de la afición se impacientara.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
Más Deportes
publicidad