publicidad

Higuaín y Valeri: cuando el N˚10 es la referencia del club y de la famil...

MLS

Diego Valeri y Federico Higuaín, una manera familiar de vivir la MLS.

Higuaín y Valeri: cuando el N˚10 es la referencia del club y de la familia

Higuaín y Valeri: cuando el N˚10 es la referencia del club y de la familia

Los argentinos Federico Higuaín y Diego Valeri levantan la bandera del buen fútbol en la MLS y ayudan a sus equipos.

Diego Valeri y Federico Higuaín, una manera familiar de vivir la MLS.
Diego Valeri y Federico Higuaín, una manera familiar de vivir la MLS.

Mientras en otras ligas del mundo se debate sobre la extinción del N˚10, en la MLS el futbolista creativo toma relevancia y conduce a sus equipos hasta la mismísima MLS Cup.

Los casos de éxito de los argentinos Federico Higuaín y Diego Valeri, sirven como un gran ejemplo. Los dos llevan ya algunos años en la liga y ayudaron a construir el éxito de sus equipos. 

Higuaín aterrizó en Columbus en el verano de 2012 y tuvo un impacto inmediato en Ohio. Su buen rendimiento fue una constante desde entonces, aunque lo que más valoran en el club es su compromiso con el equipo. 

"Creo que tuve fortuna, en su momento estaba jugando en Argentina, tranquilo y se dio esta posibilidad y con mi familia la tomamos con muchas ganas", comentó el "Pipa", que está instalado en el barrio de New Albany junto a su mujer Verónica y sus tres hijos. "La ciudad es muy linda, el club es muy lindo, la gente me trata muy bien y sólo tengo que pensar en entrenarme y dar lo mejor de mí en los partidos", agregó el argentino, en una teleconferencia.

Pipa Higuaín: "Así pienso, así juego" Univision Deportes Network

Mientras Higuaín mantiene un buen nivel, ha ayudado a mejorar a sus compañeros. "Lo que más disfruto es cuando en el partido nos sale lo que habíamos practicado en la semana", aseguró Higuaín, que suele lucirse por sus finos toques y lindos goles. "Siempre trato de hacer lo mejor. Ser útil a mis compañeros y a lo que piden los técnicos", remarcó el 10 de Columbus Crew.


Diego Valeri llegó a Portland medio año después. En principio fue a préstamo del Club Lanús, pero tras seis meses en el equipo quiso quedarse. "En su momento teníamos una necesidad personal y familiar por cambiar de aire, cambiar de país. Y cuando apareció la oportunidad de venir a Portland no lo dudamos", contó Valeri en la teleconferencia. 

publicidad

A pesar de las diferencias culturales y futbolísticas que aceptó desde su llegada, Valeri no tardó en brillar. Durante su primer año vestido de verde, el "Pelusa" se lució con 11 goles y 14 asistencias, siendo el jugador más valioso de Portland Timbers y participando del All Star Game por votación de los aficionados. Lo más importante fue que llevó al equipo de Oregon por primera vez a ser el mejor equipo de la Conferencia del Oeste de la temporada regular.

"Me siento muy cómodo en la ciudad , es un lugar ideal para estar con mi familia y desde el club me brindan todo para que sólo tenga que preocuparme por jugar bien al fútbol", destacó Valeri, que vive con su mujer Florencia y con su hija de cinco años, Costanza.

Después de recuperarse de una lesión de rodilla, Valeri encontró el ritmo y ayudó a los Portland Timbers a tener un gran cierre de temporada y una mejor actuación en los MLS Cup Playoffs. "Los últimos meses hemos mostrado un crecimiento importante. Creo que el equipo tiene siempre un buen cierre de año, pero las temporadas son largas. Esta vez, con una base de jugadores inteligentes, pudimos llegar bien al final", subrayó el argentino, de 29 años, que además de en Lanús jugó en Porto, Almería y la selección argentina. 

Con perfiles tan parecidos, era lógico que Valeri e Higuaín tengan buena relación. "Nos vemos poco, porque por estar en conferencias diferentes jugamos una vez al año, pero una vez nos juntamos con las familias y la verdad que la pasamos muy bien. Federico tiene una familia hermosa", dijo Valeri. 

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad