publicidad
.

Nigeria y el Monstruo de las mil cabezas

Nigeria y el Monstruo de las mil cabezas

Hoy el rival se llama Nigeria, podríamos destacar las aptitudes de los africanos, su historial futbolístico, su tremenda capacidad física.

.
.

Hoy el rival se llama Nigeria, podríamos destacar las aptitudes de los africanos, su historial futbolístico, su tremenda capacidad física y su no menor técnica individual, eso sí, con falencias de orden grupal para llegar a ser un gran equipo al que temer en un enfrentamiento en el que se deciden problemas de fondo para la Selección de México.

Hoy, en Houston, Nigeria no será tenida en cuenta desde dicha plataforma futbolística para hablar del partido frente al Tricolor, eso podrá ocurrir el día después, cuando de acuerdo al resultado ese punto particular pueda y deba ser puesto en consideración para sacar conclusiones sobre el futuro de los dirigidos por José Manuel de la Torre.

Lo que sí hay que enfatizar a horas del partido, es que aún siendo un compromiso amistoso, México estará sometido a una presión extra, totalmente independiente del adversario; esto no significa que se pierda foco sobre la validez de los africanos como rival de esta noche, sino que se debe entender lo expresado desde la postura de prueba a la que está sometida la selección azteca en este preciso momento.

publicidad

Puede que el carácter del compromiso sea de utilidad para ajustar puntos de desajustes que el mismo 'Chepo' ha admitido existen, y justamente en ello se hará hincapié para medir el camino que por delante le aguarda al Tri.

Hoy México juega contra sí mismo, contra la evidencia de un juego de base que ha sabido mantener pese a los malos resultados en lo que va de temporada, pero, más que cualquier

otra cosa, el Tricolor juega contra ellos mismos, contra esa endeble imagen que su falta de definición y contundencia de cara al gol ha ido formando, inclusive, en las propias consideraciones de sus integrantes.

Esto es lo más acuciante del duelo ante Nigeria, y en ello deberán trabajar para devolverse a sí mismos, principal y fundamentalmente, la confianza perdida frente al arco del adversario de turno.

publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad