publicidad

José Mourinho a los jugadores del Real Madrid: ''Son unos traidores, hij...

La Liga

Mourinho no sólo habría insultado a sus jugadores, sino que también les pidió perder o empatar un partido ante el Barcelona.

José Mourinho a los jugadores del Real Madrid: ''Son unos traidores, hijos de p...''

José Mourinho a los jugadores del Real Madrid: ''Son unos traidores, hijos de p...''

Un diario inglés ha revelado increíble información del paso de José Mourinho por el Real Madrid, entre insultos y pasajes en sus duelos con Barcelona.

Mourinho no sólo habría insultado a sus jugadores, sino que también les...
Mourinho no sólo habría insultado a sus jugadores, sino que también les pidió perder o empatar un partido ante el Barcelona.

Era cuestión de tiempo para que la trunca relación entre José Mourinho y el Real Madrid nos regalara polémicas en torno a su salida o su paso por el cuadro 'merengue', lo que saldrá a la luz en un nuveo libro sobre el entrenador portugués y que algunos fragmentos de la publicación han sido revelados por el diario inglés 'The Times'.

De acuerdo a la información dada por el medio británico, el tema de los 'topos' o informantes del que tanto se habló en la etapa del portugués al frente del Madrid resultó más que real, al grado de haber usado micrófonos ocultos en busca de esas filtraciones en hoteles y contar con personal que le resumía de forma diaria la información publicada en medios sobre el entorno blanco, sin dejar de lado que se intervinieran las líneas telefónicas de los jugadores.

publicidad

La gota que derramó el vaso fue el empate 1-1 con el Barcelona que no les permitió acercarse en la pelea por el título liguero. De acuerdo a esta última información, Mourinho le dijo a su plantel: "Son unos traidores. Les pedí que no dijeran nada sobre la alineación pero me han traicionado. Me demostraron que no están de mi lado. Son unos hijos de puta.

"El único amigo que tengo en este vestuario es (Esteban) Granero y ni siquiera estoy seguro de que pueda confiar en él nunca más. Sois el equipo más traicionero que he tenido en mi vida. Nada más que hijos de puta".

La Final que jugaron Real Madrid y Barcelona, durante la seguidilla de 'derbys' que se disputaron en 2011, resultó de los peores momentos que se vivieron en la relación Mourinho-Real Madrid, cuando el ahora entrenador del Chelsea utilizó esos partidos para enemistar a los madridistas que formaban parte de la selección española con los también seleccionados del cuadro catalán.

"Les dijo a los jugadores que no tenían nada en común con el Barça. Él dijo que había vivido en Barcelona durante muchos años y era muy consciente de la cultura local y la educación que los niños catalanes reciben. Explicó que a la gente como Puyol, Busquets, Xavi y Piqué se les había enseñado desde la infancia a distanciarse de los españoles como Casillas, Ramos y Arbeloa".

publicidad

También habría dicho el portugués: "Insistió en que sus jugadores estaban equivocados si pensaban que habían hecho amistad con los jugadores del Barça en sus años con la selección".

Por si fuera poco, el medio inglés añade que Mourinho sorprendió a sus jugadores cuando les pidió que empataran o perdieran por un marcador apretado en el juego de vuelta de las semifinales de la Champions League del 2011, cuando fueron eliminados por el Barça, esto para poder acusar a los árbitros de la UEFA de una conspiración contra el madridismo.

"En Barcelona tenemos tres opciones: dos imposibles y una posible. La única posible es que el juego culmine con un resultado apretado y nosotros seamos eliminados. De las dos imposibles, la primera es que ellos nos destrocen. Esto debe ser evitado para poder culpar a los árbitros. La otra opción imposible es ganar la eliminatoria. Si en el intento por mantener el 0-0 avanzamos a la final, perfecto. Pero la prioridad es acabar con un marcador apretado que nos permita culpar a los árbitros. Un 2-1, 1-0, un empate, eso será suficiente para decir que fuimos robados en el Bernabéu (donde cayeron 2-0 en la ida con doblete de Messi y la expulsión de Pepe)".

Tras ese discurso al plantel madridista, las reacciones fueron diversas, algunos acatando las órdenes, otros sin saber qué decir. Se dice que durante el viaje al Camp Nou, Iker Casillas tomó su rol de capitán y le dijo a sus compañeros que olvidaran todo lo dicho por Mourinho, lo cuál aceptaron todos. Ver para creer.

publicidad


publicidad
Contenido Patrocinado
En alianza con:
publicidad
publicidad